Siempre fui nadie porque nadie creyó que pudiera ser alguien

Lunes, 12 de febrero de 2018 17:17

|GothicusMx
no creer en mi es peor que existir poema gothicus



La muerte es una sentencia de la que no podemos escapar, un cuerpo espacial que gravitamos, que nos mueve y que en algún momento nos devorará. En el siguiente poema de Gothicus se descubre que la muerte, además, puede ser el único ciclo que motiva la vida.



no creer en mi es peor que existir poema gothicus 1



NO CREER EN MÍ ES PEOR QUE EXISTIR


¿Cómo puedo crecer de manera tal que me ame a mí mismo?

¿Cómo puedo creer que soy bueno si nunca lo fui?

Si para morir nacimos han dicho,

¿qué confianza te dan crecer y envejecer?


No me fío de nadie, ni tengo amigos, ¿para qué?

Aprendí que es mejor la distancia y creo que está bien. 

Los hermanos son los que más cerca deben estar,

y hermano se vuelve alguien que ni de tu familia es.


Siempre fui nadie, porque nadie cree que pueda ser alguien.

Fui una duda, sombra fui. 

Ni yo mismo creo que puedo un obstáculo vencer,

me contaminaron, me contaminé. 


Pensé que el alcohol me ayudaría y mil veces tomé.

Sólo a ratos ayudaba pero me hacía recordar.

Ya lúcido, la soledad llegaba y extrañaba beber,

doy tumbos contra la pared, tengo miedo de mí.


Nunca pensé salir de allá, de donde soy,

Llegue acá y solo vi una soledad mayor.

No podría haber sido peor, volví al alcohol,

Ahora un fantasma me persigue y me hace llorar.


Veo triste la ventana desde una sucia cama,

me hubiera gustado ser mejor.

Las palabras fueron pocas y crecí sin creer,

sólo recuerdo una vieja pared y a mi padre beber.


Duermo acompañado de mi soledad,

la terraza de mi sucia casa me sirve para llorar.

No creer en mí es peor que existir,

ya no aguanto estar aquí, no sé cómo vivir. 


¿Qué hicieron de mí? Por Dios, ¿qué hicieron de mí? 

No entiendo por qué nadie me dijo qué hacía mal.

Le reclamo a la vida por no poder vivir, 

¿dónde estabas, madre, que me dejaste morir?


Es peor morir de soledad que de vejez,

tengo miedo del final, miedo a estar aquí.

Llega, muerte, llega ya, no me hagas esperar,

llévame contigo, ya no quiero sufrir más.


Sólo te pido una cosa,

llévame a mí primero, te lo ruego.

Dame la oportunidad de partir.

Llévame a mí primero, te lo ruego,

a mí, que sólo un fantasma fui. 


**


Algunos grandes poetas mexicanos han escrito sobre la muerte. Si te interesa conocer sus obras, te recomendamos leer a Jaime Sabines y al joven escritor Gerardo Arana.



GothicusMx

GothicusMx


Colaborador
  COMENTARIOS