NOTICIAS ARTE FOTOGRAFÍA CINE HISTORIA LETRAS MÚSICA DISEÑO ESTILO DE VIDA MODA VIAJES TECNOLOGÍA COMIDA

Todos los derechos reservados 2017
© Cultura Colectiva

Obra de teatro TRANS: El día que me volví trans porque me di cuenta que mi sexo no correspondía con mi cuerpo

21 de noviembre de 2017

Serner Mexica

La obra de teatro TRANS aborda el conflicto de aquellas personas que al nacer no se sienten identificadas con su sexo:


¿Quién eres? ¿De quién es la voz que escuchas cuando te hablas? ¿A quién pertenece la máscara que cubre tu natural gesto? ¿Qué es lo que sientes? ¿Tu esencia determina las sensaciones o son tus sensaciones las que constituyen la esencia? ¿Eres lo que sientes o sientes lo que eres? ¿Cuál es
la
verdadera
caracterización de nuestro ser? ¿El criterio fundamental reside en la razón o el cuerpo? ¿Kant o Nietzsche? ¿Determinación social o libre ser individual? Todas estas preguntas surgieron filosóficamente durante mi experiencia en la obra
TRANS,
a través del conflicto del personaje incitado por esa voz que escuchas cuando te hablas.


"Una chica Trans lanza un discurso y obtiene reconocimiento frente a una audiencia mundial; por otro lado, una chica Trans más aparece asesinada con un mensaje contundente, una advertencia". Una obra que trata el problema de la identidad de género, la autoconsciencia sexual y el autoconocimiento de ambos dilemas entre las sensaciones del ser y las razones de un supuesto deber ser.


Desde hace tiempo quería ver esta puesta en escena; sin embargo, el trabajo no me había permitido coincidir con las anteriores fechas, hasta el pasado jueves 16 de noviembre. Llego al anexo de la Facultad de Filosofía y Letras y pregunto por el Foro Experimental José Luis Ibáñez. Está a un costado de la biblioteca y me dirijo hacia ésta.



—Hola —me saluda y saludo a Dulce (asistente de dirección/producción), quien también me hace dos preguntas:


—¿Cómo te llamas? y ¿Cómo te gustaría ser llamado?


Me quedo pensando, y, en mi caso, ya lo resolví desde hace más de 10 años. El nombre determinado por mi familia, occidental y jurídico, lo trascendí por mi nombre filosófico. Una invención de lo que
siento
hay auténticamente en mi interior. El objetivo o propósito de la pregunta consiste en ofrecer, como parte del juego escénico, la oportunidad de que los espectadores se denominen como cada uno prefiera o quiera ser llamado o sienta que deba ser llamado. Inicia el proceso de la autoconsciencia sobre un primer replanteamiento en cuanto a la configuración de la identidad. Este nombre se escribe en un adhesivo blanco que, en momentos de la obra, ejemplifica la pluralidad de alteridades en esta convivencia escénica. El espíritu que cada uno intuye más allá del nombre jurídico-formal con que somos registrados y, en cierta forma, tatuados socialmente.


Entro al foro y hay una pantalla que retrata algo que parece un mapa, un rectángulo blanco sobre el escenario, dos cubetas de lámina a un lado y una bandeja rectangular en medio de lo blanco más cuatro lámparas con asa en sus esquinas. A un lado un hombre con barba, cabello largo y falda; al otro, una violagambista.


—¿Decidí ser mujer?


La problematización del personaje en cuanto a su ser que se desdobla con la voz que se atreve a ser, una voz más fuerte que la dictadura psicosocial.


—¿Y qué concepto de mujer?



En cuál de todas las caracterizaciones posibles reside su verdadera naturaleza. ¿Hay “su naturaleza”? ¿Hay “su verdadera” naturaleza?


El problema de la identidad no sólo como un problema interno, intuitivo y personal,
individual
, sino, en muchos casos, como la duda, conflicto y deliberación contradictoria entre la determinación de género y el instinto sexual.


—¿Qué soy? ¿Quién soy?


Una posibilidad para dicha heurística es mediante
el juego de las cajas
:


—Imagina que una de éstas guarda el cuerpo que te corresponde, la sentencia de la naturaleza; en la otra está otro cuerpo, la alteridad de tu sensación y, por tanto, la caracterización de tu imaginación.


El problema
social
de la intersexualidad. En el mundo hay mujeres y hombres, pero… ¿Y Javier? Un audiovisual nos muestra a un niño que expresa su conflicto entre las dos cajas y, finalmente, los cambios de ser mujer. O Patricia, una pequeña con barba, la trataban como niña y ella odiaba los vestidos, las muñecas y todos los juegos relacionados con "el rol de niña"; hasta que creció y, por fortuna, fue salvada por los jeans, los tenis y toda la ropa llamada "unisex".



¿Qué es lo que nos hace hombres? ¿Qué es lo que nos hace mujeres? La construcción social de género se hace a partir del cuerpo, la forma, la apariencia y el contorno, el estereotipo, o cierta
idea
platónica que aparentemente está determinada de una vez y para siempre; y además, de manera racional, necesaria y universal. No obstante, la intersexualidad redimensiona el argumento esencial del género y sus formas, por lo que hay que replantear la relación género-sexualidad en términos abiertos que emplea la ética como
acto para entender al otro
.


La obra acaece entre reflexiones profundas antecedidas de un problema concreto y seguidas de la conflictiva dualidad entre la colectividad-racional y la individualidad-intuitiva. La voz del interior que le grita por su definición y la angustia por definir, en términos sociales,
lo indefinible
. La definición es la indefinición social en los términos que ella establece. Y entre la voz interna del grito intuitivo y la voz interna que
re-quiere
la aceptación, surgen las contradicciones.


—¿Quién eres?


—Simplemente soy.



Aplausos a una gran obra que redimensiona los problemas relacionados con la identidad de género y la autoconsciencia sexual mediante un mosaico dialéctico de reflexiones, conflictos y, por supuesto, contradicciones entre el ser y el deber ser. Auténtica experimentación y excelente búsqueda temática y escénica, la primera como el acto inicial para intentar comprender al otro y, la segunda, como el conjunto de formas que dicha exploración requiere en el abierto tratamiento de la identidad de género.

El proyecto comenzó en el 2014 cuando Myrna Moguel, directora de TransLímite
alternativa escénica
, participó en la convocatoria del FONCA/CREADORES ESCÉNICOS y recibió el apoyo para, inicialmente, realizar un año de investigación escénica y documental sobre el tema. Ella reunió al equipo que, a partir del proceso de laboratorio, fue conformado por Luis Rodríguez en la dirección, Bruno Ruíz en la dramaturgia, Francisco de León en la asesoría de investigación, Isabel Campaña en el arte/video, Monique López en composición y violagambista, Dulce Gutiérrez como regidora de escena, Víctor Padilla en el diseño escénico, Daniela Luque en el video, y, acompañando a Myrna en el escenario, la creadora escénica Cecilia Ramírez Romo. 


—Nuestra experiencia ha sobrepasado nuestra expectativas —reconoce Myrna Moguel—, hemos podido dialogar con la comunidad LGBTTTI, trabajar con ellos y abrir nuevos cuestionamientos tanto con ciudadanos como con los artistas.
TRANS
actualmente está presente en la Muestra Nacional de Teatro (oct-nov), en diciembre se presentarán en el Festival de Teatro de la Rendija (Yucatán) y en marzo del 2018 harán una gira por ocho estados de la República representando a la capital, luego de haber sido ganadores de la Muestra de Teatro de la CDMX.


Vayan a verla y, sin prejuicios, reflexionen abiertamente sobre el tema.



**


TRANS es parte de las más de 30 obras que se presentarán en la 38va Muestra Nacional de Teatro —que se llevará a cabo en la ciudad de León, Guanajuato, del 23 de noviembre al 3 de diciembre.

El encuentro contará con diversas 
sedes en la zona céntrica de León
. Se recomienda a quienes deseen asistir a alguna de las obras, conferencias o talleres, que lleguen con suficiente tiempo de anticipación; ya que, a pesar de que la entrada es gratuita, existe un cupo limitado.


Si quieres consultar el 
programa de la 38va Muestra Nacional de Teatro
, te invitamos a visitar la 
página oficial
, donde seguro encontrarás una obra que llame tu atención.
Además, te compartimos las redes sociales de la Muestra Nacional de Teatro:


Facebook

Twitter

Instagram


**


Si quieres conoce más historias sobre personas trans, entonces debes ver la película de Morgana, quien se enfrentó al rechazo y viajo a Bangkok para cambiar su sexo.


**


Las fotografías que acompañan al texto pertenecen a la
"Galería del proyecto Trans" de Myrna Moguel.



TAGS: Sexualidad Grandes escritores
REFERENCIAS:

Serner Mexica


  COMENTARIOS

  MÁS DE CULTURA COLECTIVA

Los beneficios de besar Veneno y otras cosas que comes todos los días sin que te des cuenta Jan Hendrix, el artista que hace de la botánica su inspiración 29 fotografías de la oscura y decadente vida de las gemelas Olsen La historia real del accidente que sufrió Luis Miguel en Acapulco InstaPAP, el aparato que detecta el cáncer cervicouterino antes de que aparezca

  TE RECOMENDAMOS