INICIO NOTICIAS VIDEO SERIES INFOGRAFÍAS ARTE FOTO CINE HISTORIA LETRAS MÚSICA DISEÑO ESTILO DE VIDA MODA VIAJES CIENCIA Y TECNOLOGÍA COMIDA

Todos los derechos reservados 2017
© Cultura Colectiva

Dormí sobre tu pecho hasta el infinito

14 de diciembre de 2017

Cultura Colectiva



Cuando nos imaginamos despertando cada mañana con una persona es que no hay marcha atrás: nos hemos enamorado profundamente. Queremos habitar una casa con ellos, recorrer el mundo con ellos, envejecer y morir con ellos. Adriana Arias nos comparte un cuento en el que el amor se desborda hasta convertirse en palabras; en un par de cuadros de lo cotidiano vemos retratado un amor infinito.





PIELES QUE ENCAJAN

 

La chica:


Ordené la cocina y la habitación; luego me refugié bajo la ducha, el agua caliente era tan relajante. Sequé mi cabello, me coloqué un par de jeans y una camisa roja de cuadros, quería estar cómoda en casa, su casa. Mientras preparaba de comer pensé que no había sido buena idea decirle que cocinaría, la verdad es que jamás fui un fenómeno en las artes culinarias; pero allí estaba, intentando preparar algo decente, evitando crear una catástrofe.


Al llegar, Fulano tomó una ducha. Naturalmente, antes me había saludado con un beso. Cuando salió de la ducha su cara de cansancio había desaparecido. Mientras comíamos me platicó sobre el arrogante cliente que le había tocado esa mañana y de las ganas incontrolables de abofetearlo que le habían surgido. Reímos.


Me ayudó a ordenar la cocina, luego juntos lavamos nuestros dientes mientras hacíamos caras raras frente al espejo, bastante ridículo para dos personas de 30 y 22 años, comentamos.


El chico:


—¿Quieres salir a visitar la ciudad? —le pregunté desde el sofá donde estaba sentado.

—Mejor luego, hay un sol tremendo allá afuera y sabes que odio el calor —me dijo; había olvidado ese pequeño detalle, ella odiaba el calor, se le daban bien los climas fríos.

—Tienes razón, ven aquí conmigo —le indiqué el sofá y se acomodó a mi lado. Encendí la televisión.


Con el fondo de The Big Bang Theory hablábamos de cómo había sido su viaje desde un país a otro para llegar hacia mí, y de cómo nos parecía mentira tenernos a pocos centímetros de distancia ahora, después de tanto tiempo y tantos kilómetros entre nosotros.


Ahora teníamos el privilegio de hacer lo que se nos antojara y nada se podía oponer


—Te quiero —le dije de la nada.

—Yo también te quiero y lo sabes —me abrazó.

—Pero yo te quiero en todos los sentidos. Te quiero ahora, mañana y siempre; te quiero para que acompañes mis desvelos y mis mañanas; quiero sentir tu calor, tu cuerpo, tu risa, te quiero incluso para ver una estúpida serie los domingos, te quiero para eso y mucho más —expuse mis más honestos sentimientos.

—Yo… espera, entonces no esperemos más y hagamos de este momento algo eterno —me pidió besando mi frente.


Con una fuerza increíble tomé su cintura y la llevé sobre mis piernas, abrí su camisa y exploré sus pechos, toqué cada centímetro de su minúsculo, perfecto, delicado cuerpo. Retiré mi camiseta y en pocos segundos nuestra ropa había desaparecido. Era un éxtasis poder oler el perfume de su piel, esa piel del color de la leche; todo parecía más sutil y frágil a su lado. Incluso yo, que era un cabrón completo. Besaba su cuello y esa delgada cintura que tanto amaba. Nuestra respiración se volvía cada vez más acelerada y los besos más intensos; entonces hicimos el amor, una y otra vez, una y otra vez, siempre en el mismo lugar, hasta que el sol avergonzado se escondió en el horizonte y todo a nuestro alrededor oscureció.


El tiempo se había detenido para nosotros y lo único que existía en ese universo paralelo era un viejo sofá y dos cuerpos desnudos sobre él.


Dormí sobre su pecho hasta el infinito.


**


El texto anterior fue escrito por Adriana Arias.


**


Si quieres leer más cuentos, te recomendamos estos 10 cuentos surrealistas que puedes leer en línea. Pero si lo tuyo es la poesía, no te puedes perder estos poemas surrealista para entender el amor.




TAGS: Cuentos Nuevos escritores escritoras
REFERENCIAS:

Cultura Colectiva


  COMENTARIOS

  MÁS DE CULTURA COLECTIVA

How To Choose The Right Partner, According To Psychology Robbie, indie y amor: 25 fotos de cómo se vivió el primer día en el Corona Capital 2018 La extraña razón por la que están naciendo bebés sin extremidades en Europa Leopoldo II: el emperador que provocó un genocidio de más de 10 millones de africanos Frases en francés para tu próximo tatuaje 5 Formas fáciles y seguras de rejuvenecer tu vagina

  TE RECOMENDAMOS