Poema para los valientes que se niegan a tener los pies sobre la tierra

Miércoles, 5 de septiembre de 2018 18:09

|Cultura Colectiva
poemas para dedicar



Este es uno de esos poemas para dedicar a todos los valientes que despegan los pies para aprender a volar sin miedo.



poemas para dedicar 1



PIES Y TIERRA


Siempre le decían: “pon los pies en la tierra”.

Caminaba de un lado al otro, soñando, anhelando, imaginando...

“Pon los pies en la tierra”, le dijeron.

Él iba a todos lados, y en todos lados se sentía bien.

Él era su hogar, él era su acompañante,

él sólo dejaba de ser él cuando su cuerpo trabajaba más que su mente.

No tenía mucho, pero lo tenía todo.

Tenía cielo y estrellas, días y noches, sueños, ideas y recuerdos.

Y cada vez que hablaba y su voz alcanzaba a alguien,

le repetían: “pon los pies en la tierra”.

¿Y cómo no se lo iban a decir si todos siempre se quedaban en el mismo lugar?

Sólo cuestionamos al que se mueve, cuando nosotros estamos

estáticos y perpetuos. Cómodos y efímeros.

A él nunca le importó. Mientras más se escuchaba el bullicio

y la ola de palabras se arrastraba,

más caminaba y caminaba.

Más volaba.

Él siguió y llegó lejos. A otra tierra que nunca nadie había pisado.

Y aunque no lo crean, un día llegó ese día.

Encontró ese paisaje que le dio una sonrisa que no pudo borrar.

Llegó a donde llovía.

Puso los pies en la tierra, y los puso tanto, que se convirtió en raíz, luego en planta,

luego en árbol, luego en aire, luego en vida...

Y así entendió que la única razón para poner los pies en la tierra,

es encontrar la tierra que te hace crecer.


**


El texto anterior fue escrito por Emmanuel Rocha.


**


Si quieres leer más poemas de amor y desamor, te invitamos a que conozcas a los autores de los poemas para los que se resisten a superar las decepciones y los poemas para los que no quieren olvidar.



Cultura Colectiva

Cultura Colectiva


  COMENTARIOS