29 camisas que necesitan las mujeres a las que no les gustan los escotes
Moda

29 camisas que necesitan las mujeres a las que no les gustan los escotes

Avatar of Julieta Sanguino

Por: Julieta Sanguino

26 de agosto, 2017

Moda 29 camisas que necesitan las mujeres a las que no les gustan los escotes
Avatar of Julieta Sanguino

Por: Julieta Sanguino

26 de agosto, 2017


Los escotes están sobrevalorados. Aunque se tenga implantada la idea de que una mujer debe mostrar sus atributos para conquistar a un hombre y se siga relacionando la seducción con un escote pronunciado, que permita que los demás sean capaces de ver cómo los senos se asoman por los recovecos, la verdad es que, después de una industria televisiva e indumentaria cada vez más sexualizada, los escotes no muestran nada más que lo que ya conocemos todos.


Algunos, cabe decir, tienen un corte particularmente bello que, por supuesto, todas quisieran lucir en la ocasión indicada. Pero, ¿y si no se atreven?, ¿y si queda en nuestra cabeza un "en otra ocasión será"?, ¿y si los consideran inadecuados para la mayoría de las reuniones?, ¿y si ellas preferieran que las miradas ajenas se concentraran en sus ojos y no en sus pechos?


A finales del siglo XIX y principios del siglo XX, comenzó el auge de las camisas. Los hombres las utilizaban debajo de sus sacos elegantes con los que se presentaban en los mejores banquetes de la aristocracia; la camisa abotonada en realidad servía como ropa interior y el cuello era lo único visible para el resto de los invitados. Comenzaron entonces a usarse cuellos postizos, puesto que así no era necesario lavar toda la camisa sino que se podía cambiar el cuello y tener siempre una camisa disponible para los mejores festines.

El cuello era lo más importante; debía lucir blanco, impecable, bien almidonado, y con un sinfín de requisitos más. Además, se convirtió en uno de los únicos distintivos de las camisas que cambiaron con el paso del tiempo: más anchos, menos anchos, casi invisibles o bastante largos.


Hoy, las camisas son una prenda imprescindible para ambos sexos. Hombres y mujeres buscan la mejor para portarla con orgullo y tal como hace más de un siglo, el cuello es uno de los distintivos más importantes; probablemente porque éste sirve como el mejor marco de nuestro rostro.


Si amas las camisas y buscas un toque original y distinto, estos cuellos te fascinarán:


-

Una camisa adornada con tu animal predilecto, puede ser la mejor opción para mantener siempre tu estilo.


29 camisas que necesitan las mujeres a las que no les gustan los escotes 1

29 camisas que necesitan las mujeres a las que no les gustan los escotes 2

29 camisas que necesitan las mujeres a las que no les gustan los escotes 3


-

Pero si los felinos son tus favoritos, tenemos más opciones para ti.


29 camisas que necesitan las mujeres a las que no les gustan los escotes 4

29 camisas que necesitan las mujeres a las que no les gustan los escotes 5

29 camisas que necesitan las mujeres a las que no les gustan los escotes 6

29 camisas que necesitan las mujeres a las que no les gustan los escotes 7


-

Si te consideras un verdadero amante de la naturaleza, buscas una conexión más allá de la razón y te gustan los tonos ocres, estos cuellos te fascinarán.


29 camisas que necesitan las mujeres a las que no les gustan los escotes 8

29 camisas que necesitan las mujeres a las que no les gustan los escotes 9

29 camisas que necesitan las mujeres a las que no les gustan los escotes 10


-

O puedes darle a la naturaleza un toque artístico con la gran ola de Kanagawa de Hokusai...


29 camisas que necesitan las mujeres a las que no les gustan los escotes 11


-

Para esa soñadora amante de las constelaciones y de lo místico, estos cuellos y camisas podrán acompañarte en tu viaje interestelar y hacia otras dimensiones.


Algunos planetas:

29 camisas que necesitan las mujeres a las que no les gustan los escotes 12


Estrellas:

29 camisas que necesitan las mujeres a las que no les gustan los escotes 13


Galaxias:

29 camisas que necesitan las mujeres a las que no les gustan los escotes 14


Sueños:

29 camisas que necesitan las mujeres a las que no les gustan los escotes 15


-

El contacto con la mirada profunda y cegadora de algo desconocido.


29 camisas que necesitan las mujeres a las que no les gustan los escotes 16


-

Un toque de elegancia y estilo pueden combinarse a la perfección con las siguientes ideas:


Sólo con las líneas bordadas crear un diseño maravilloso.

29 camisas que necesitan las mujeres a las que no les gustan los escotes 17

29 camisas que necesitan las mujeres a las que no les gustan los escotes 18

29 camisas que necesitan las mujeres a las que no les gustan los escotes 19

29 camisas que necesitan las mujeres a las que no les gustan los escotes 20


-

Algunas incrustaciones que ayuden a resaltar el brillo de tu rostro.


29 camisas que necesitan las mujeres a las que no les gustan los escotes 21

29 camisas que necesitan las mujeres a las que no les gustan los escotes 22

29 camisas que necesitan las mujeres a las que no les gustan los escotes 23


-

Completamente blanco, con un corte ovalado.


29 camisas que necesitan las mujeres a las que no les gustan los escotes 24


-

Con un encaje bordado al estilo boho.


29 camisas que necesitan las mujeres a las que no les gustan los escotes 25

29 camisas que necesitan las mujeres a las que no les gustan los escotes 26

29 camisas que necesitan las mujeres a las que no les gustan los escotes 27


-

Si buscas un cuello alegre que diga lo que piensas o refleje tu personalidad, estos dos podrían ser una buena opción.


29 camisas que necesitan las mujeres a las que no les gustan los escotes 28

29 camisas que necesitan las mujeres a las que no les gustan los escotes 29


Estos cuellos te darán un estilo sobrio e interesante. Con ellos siempre lograrás conservar el estilo mientras te sientes cómoda e impones la moda a donde vayas. Si has decidido cambiar por completo los estereotipos, probablemente también quieras dejar de usar brasier. Si es así, necesitas conocer estas prendas que se ven bien sin él.


Referencias: