Moda

8 pasos para peinar y cuidar tu cabello lacio después de plancharlo

Moda 8 pasos para peinar y cuidar tu cabello lacio después de plancharlo

Sí. Es posible vivir con un alaciado sin tener que huir de la vida común y corriente, y nosotros te damos unos cuantos consejos.



Planchar tu cabello no es el problema. Lo verdaderamente difícil es mantenerlo durante toda la noche o que a lo largo del día no se le haga frizz ni regrese a su forma natural.  


En nuestro afán por obtener lo que la genética no fue capaz de darnos, los humanos más ociosos y encantados por la variabilidad de la belleza, hemos encontrado distintas maneras de jugar con nuestra apariencia, de desafiar a nuestra herencia física y de dar entretenimiento a una vida que fácilmente podría caer en la monotonía. 


post-image


La aventura comienza cuando advertimos que todos esos cambios, que todas esas modificaciones, resultan en su mayoría pasajeras o de verdad limitadas. Por ejemplo, el planchado de cabello como una medida para renunciar a ese folículo capilar destinado a curvarse es siempre un tormento de cuidado y mantenimiento, pues tan fácil como llegó es capaz de irse. 


Así que, para que no andes moviéndote como maniquí por las calles, cubriéndote ante cualquier ligera ventisca o huyendo de las manos extrañas por miedo a que se estropee tu alaciado, sigue estos sencillos consejos para peinar y cuidar tu cabellera. 


::


Usa gorras de abuelita para dormir. Si eres de las que se planchan una noche antes el cabello, esto tiene grandes efectos para tu look de la mañana siguiente. 


post-image


Aun cuando no lo hagas durante la noche anterior, puedes ocupar un gorro o una mascada de algodón o seda mientras terminas de arreglarte para salir y temes estropear tu trabajo en unos cuantos minutos. 


post-image


Si estás en el colegio o en el trabajo y necesitas hacer demasiadas cosas en las que el polvo, el sudor y demás terrores atentan contra tu look, no temas en recogerte tu cabello. Si lo recoges a la altura de la nuca, todo estará bien. 


post-image


Consigue tratamientos ligeros que le quiten la grasa a tu cuero cabelludo y permitan que las puntas de tu pelo estén hidratadas. Esto mejorará por completo tu alaciado. 


post-image


Asimismo, utiliza un buen óleo capilar con protección térmica capaz de evitar los quiebres y resequedad que puede ocasionar el calor. 


post-image


Si estás cansada de traer suelto tu cabello —ya sea por movilidad o porque te cansa tener siempre el mismo look—, pero no te atreves a hacer nada por temor a perder tu liso perfecto, haz un moño terso en la parte de arriba de tu cabeza con el mismo cabello. Todo estará bien. 


post-image


Cepilla sólo el número de veces necesario. De lo contrario, lo erizarás y nada habrá valido la pena. 


post-image


Utiliza prendedores, pasadores y demás para que se mantenga en su lugar y no comience a frizzearse cuando menos lo deseas.


post-image  


::


Por último, recuerda que todo está en los productos. Que tus peinados serán fabulosos por la maestranza que demuestres al dar look a tu cabello, sí, pero también influye demasiado lo que untes en él. Por favor, consulta con un experto y no te dejes llevar por cremas alisadoras o keratinas de mala calidad. 


*

Ahora lee:


Cómo hacerte mechas arcoíris en el cabello sin cometer errores

5 formas de secarte el cabello en menos de 10 minutos



Referencias: