PUBLICIDAD

MODA

Cómo era la vestimenta masculina en el Renacimiento según 15 pinturas

Los hombres tenían tendencias más marcadas que las mujeres. Conócelas y aprende un poco más de moda.

Podríamos decir que ante la aparición de la vestimenta renacentista, se terminó esa cruel y dura era medieval en la que la ropa era rígida, parecía salida de un mismo molde y no había muchas opciones de vestido. Sin embargo, durante los siglos XV y XVI se crearon nuevas telas, diseños y en general hubo una explosión cultural que derivó en tendencias en la pintura, la escultura, la música y claro, en la moda.

No obstante, las prendas femeninas imperaban en la moda de aquellos años, pero nadie notaba que los caballeros tenían cierta implicación en la vida cultural y política, pero también en la social, misma que involucraba la moda. De hecho, si analizamos bien, los hombres de la época solían tener más variedad entre sí y, de hecho, cada cuadro muestra una tendencia distinta, por ello, recopilamos las piezas de arte que le dieron al renacimiento un valor más alto en cuanto a moda masculina se refiere.

PUBLICIDAD - SIGUE LEYENDO ABAJO

Las capas largas con fur en los costados denotaban elegancia y poder, pero debían llevar debajo camisolas largas y medias. Por lo general eran de un sólo color aunque solían variar dependiendo la clase económica y el posicionamiento social, como el Rey. Él y su corte, por lo general usaban prendas estampadas y hechas de un material único, con hilos de oro y joyas incrustadas.

El look iba acompañado de una boina que solían usar para cubrir su cabeza y mantener su atuendo intacto. Las capas solían ser amplias puesto que su objetivo era darle volumen al cuerpo masculino y enfatizar los hombros y la parte superior del torso.

PUBLICIDAD - SIGUE LEYENDO ABAJO

Los hombres más jóvenes, pero igualmente importantes solían llevar una boina, pero era mucho menos ostentosa y adornada; de hecho era más sencilla. Los colores oscuros y neutros predominaban logrando crear una armonía estética entre el atuendo. Dejaban que el cabello asomara y en su afán de lucir mayores, maduros e imponentes llevaban túnicas emulando a los altos mandos y cargos, aunque algunos se tomaban la libertad de llevar fur y capas largas, pero eran mal vistos ya que sólo eran para autoridades y los grandes cargos.

(Te puede interesar: La evolución del escote femenino en 30 pinturas y fotografías)

PUBLICIDAD - SIGUE LEYENDO ABAJO

Los pertenecientes a la corte eran mucho más estilizados; sin embargo, no podían vestir como el Rey, a menos que fueran su mano derecha o que tuvieran un cargo específico. El sastre del rey, sus guardias, mensajeros y secretarios solían entrar en este selecto, pero no exclusivo, grupo de personas que servían a los altos cargos monárquicos.

Por lo general usaban pantaloncillos aglobados que acompañaban con medias y zapatos en punta, así como con camisas de botones y cremalleras que solían cubrir sus cuellos. De igual manera, tenían una especie de hombrera que le daban volumen al cuerpo, por lo menos en esa zona.

PUBLICIDAD - SIGUE LEYENDO ABAJO

(Te puede interesar: Datos curiosos que no conocías de la Moda mexicana durante el Porfiriato)

Los pensadores solían distinguirse por otro tipo de moda y estilo. La mayoría usaba un cuello llamado lechuguilla que consiste en llevar tela corrugada en el cuello y el resto de la vestimenta en color negro. Sin duda era una señal de elegancia y de pertenecer a ese sector de personas influyentes y respetadas por su mente e inteligencia.

PUBLICIDAD - SIGUE LEYENDO ABAJO

Los extranjeros solían usar turbante o una mascada muy amplia que, de igual manera les daba cierta distinción. Por ejemplo, estaban aquellos que llevaban túnicas y largas vestiduras, pero sin el turbante o el trozo de tela sobre la cabeza, no eran reconocidos como pensadores y extranjeros, lo cual era una gran combinación.

Por otra parte, los artistas y pensadores del arte que estaban en las altas esferas solían vestirse mucho más sencillos, lo mismo que las celebridades o aquellos que tenían fama por algún motivo extraño como Bindo Altoviti que era conocido como el hombre más guapo de aquellos años. Sus prendas eran túnicas que decoraban con capas  de colores o bien negras y por lo general colocaban una boina en la cabeza para aparentar recato y elegancia, misma que se tomaban con gracia y para ellos era más bien una forma de burla a la monarquía.

PUBLICIDAD - SIGUE LEYENDO ABAJO

En realidad, la moda era mucho más importante para los caballeros, ya que ellos eran los que iban a los festejos, tenían puestos públicos altos y eran el rostro de la sociedad. Pero muchas ocasiones se olvida el uso de sus prendas para imponer y ser mucho más temidos, así como el poder manipulador que podían llegar a tener. Sus atuendos son dignos de estudio y son pieza clave d muchos de los atuendos actuales. ¿Cuál es tu obra favorita?

Te puede interesar:

¿La moda es arte? Estas son las posibles respuestas a una pregunta sin fin

PUBLICIDAD - SIGUE LEYENDO ABAJO

Hábitos de belleza extraños e inútiles a lo largo de la historia

¿Cómo entender la relación entre arte y moda en Instagram?

PUBLICIDAD - SIGUE LEYENDO ABAJO
Podría interesarte
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD