PUBLICIDAD

MODA

Con los niños no: Por qué el mundo está enojado con la campaña de Balenciaga

La campaña de primavera 2023 de Balenciaga, con fotografías de Gabriele Galimberti, mostraba a niñas y niños con parafernalia de prácticas sexuales. Las fotografías fueron eliminadas y la firma se disculpó, pero todos se preguntan cómo pudo aprobarse algo así en primer lugar.

La firma española Balenciaga lanzó una campaña para la primavera de 2023 con una serie de fotografías tomadas por el fotógrafo Gabriele Galimberti. Y el mundo se dio cuenta inmediatamente de todo lo que estaba mal con las imágenes: niñas y niños que posan con osos de peluche vestidos con arneses y cadenas, frente a una colección de artículos de la marca y otros relacionados con prácticas de BDSM. Si antes había razones para cuestionar las polémicas decisiones de la firma, esta es una de las peores hasta ahora.

La marca retiró las imágenes de inmediato de sus redes sociales y de su página oficial y las reemplazó con unas nuevas, pero el daño estaba hecho. En redes sociales la gente analizó exhaustivamente cada elemento de las fotos, de esa y otra colección, y encontró algo igual de inquietante: el documento de un fallo judicial relacionado con la pornografía infantil que es un extracto de una sentencia del caso Ashcroft v. Free Speech Coalition. Demasiado específico para ser una coincidencia.

PUBLICIDAD - SIGUE LEYENDO ABAJO

Balenciaga se fue de Twitter y borró todas sus fotos de Instagram, no sin antes publicar una disculpa en sus historias:

“Nos disculpamos sinceramente por cualquier ofensa que haya podido causar nuestra campaña para estas fiestas. Nuestros bolsos de peluche no deberían haber aparecido con niños en esta campaña. Hemos retirado inmediatamente la campaña de todas las plataformas”. Y el comunicado continuó: “Pedimos disculpas por mostrar documentos inquietantes en nuestra campaña. Nos tomamos este asunto muy en serio y vamos a emprender acciones legales contra las partes responsables de la creación del set y de la inclusión de artículos no aprobados para nuestra sesión de fotos de la campaña de primavera 23. Condenamos firmemente el abuso de los niños en cualquiera de sus formas. Defendemos la seguridad y el bienestar de los niños”.

PUBLICIDAD - SIGUE LEYENDO ABAJO

Balenciaga, bajo la dirección creativa de Demna Basaglia, ha estado involucrada en un sinnúmero de polémicas. Recientemente se deslindaron de Kanye West por sus comentarios racistas. Ahora, en un comunicado, aseguran que emprenderán acciones legales contra las partes responsables (que son... ¿ellos mismos?). El fotógrafo Gabriel Galimberti ya dio su versión de los hechos y dijo, en un comunicado, que su trabajo fue simplemente fotografiar las escenas que ya estaban armadas: “Solo se me pidió que iluminara la escena y tomara las fotos con mi característico estilo”, dijo. “Como es costumbre en una sesión publicitaria, la dirección de la campaña y la elección de los objetos no están en manos del fotógrafo”.

Lo que se muestra en las imágenes va más allá de lo evidente. Si bien los niños pueden no entender las implicaciones de los objetos en una imagen, muchos adultos han señalado que las fotografías están llenas de posibles simbolismos: desde las cintas colocadas en el suelo, alrededor de los menores, hasta conejos blancos y motivos “satánicos”. Por ahora la campaña ya desapareció de todas sus redes sociales, pero el Internet nunca olvida.

PUBLICIDAD - SIGUE LEYENDO ABAJO



Podría interesarte
Etiquetas:Moda
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD