Fotografías vintage que cambiarán la forma en que ves el placer masculino

Viernes, 10 de agosto de 2018 18:24

|Eduardo Limón
porno gay vintage fotos

La pornografía de los años 70 y 80 mostraron una nueva cara del placer masculino y la sexualidad del hombre. Éstas son sólo algunas imágenes para entenderlo.

La pornografía profesional, aquella realizada con normatividad es y consensos dentro de la industria, puede ser de una belleza extrema. El porno gay, rodeado de tabúes y prejuicios, incluso de mitos en torno a sus actores, es muestra de ello. Y no hablamos de lo que es hermoso, bonito o erótico de las relaciones sexuales explícitas, o de lo que es agradable a una vista vacua, sino de los alcances sociales y políticos que puede tener esta representación de los cuerpos humanos en una cinta XXX o una fotografía de contenido adulto. Específicamente de lo que hoy entendemos como male gay en la industria.


Retirando la mirada o la atención central del coito, quitando la mayor cantidad posible de penes y acciones de corte anal en ciertas imágenes o fotogramas, esa belleza de la que tanto se habla y que se circuncisa en los términos de la industria legal y técnica del porno, muestra una cara que no solemos observar del todo en ese espectro. Trae hacia el frente una buena cantidad de detalles que suelen pasar desapercibidos y que, es más, desde la pornografía de los años 70 han revolucionado –junto con las artes y los medios de comunicación– la manera en cómo nos desenvolvemos política, social y estéticamente hoy.


-


La sensualidad masculina desde una perspectiva de la delicadeza y el contorno “femenino” del actuar se abrió paso gracias a la gráfica de hace cuarenta años.


porno gay vintage fotos 1


La fetichización del macho común quebró las expectativas del comportamiento sexual promedio del hombre.


porno gay vintage fotos 2


La vulnerabilización o el deseo de sometimiento dejaron de ser para la mujer y se volvieron abiertamente elementos del hombre en búsqueda del placer.


porno gay vintage fotos 3


El ocultamiento y el desocultamiento del cuerpo pasaron a ser piezas clave del erotismo de hombres hacia hombres o mujeres. Se convirtieron en parte de un juego que compete a una sexualidad humana y no patriarcal.


porno gay vintage fotos 4


La aparición de la anatomía del hombre como figura objetivada, en buena medida, ha propiciado que se abra la discusión en torno a la instrumentalización del sexo, la pareja sexual y los intereses eróticos.


porno gay vintage fotos 5


El quiebre de escenarios masculinos para el encuentro sexual en el porno ha formado parte también de una emancipación de los espacios. No en términos de seducción, sino de simple y vital participación social.


porno gay vintage fotos 6


Aunque, por supuesto, con ello se han generado análisis y discusiones sobre la homoerotización del hombre en circunstancias comunes.


porno gay vintage fotos 7


Circunstancias que no le limitan ni a la homosexualidad ni a la “confusión” de sus orientaciones, sino que visibilizan sus posibilidades de satisfacción. Panoramas que todavía ofenden a la heteronormatividad de muchos.


porno gay vintage fotos 8


La pornografía de los años 70 y 80 contribuyó también a la construcción del cuerpo masculino no para el gusto femenino, y no necesariamente para el deleite homosexual; la búsqueda del erotismo fraterno se hizo aún más palpable desde entonces.


porno gay vintage fotos 9


Los cánones del comportamiento varonil se rompieron.


porno gay vintage fotos 10


Se estrujaron.


porno gay vintage fotos 11


Sospecharon de su entorno.


porno gay vintage fotos 12


Y sintieron que su hombría se violentaba. Pero no pasó nada, estimados. Simplemente nos convertimos en Dorothys buscando un nuevo camino a casa.


porno gay vintage fotos 13


**

Fotografías retomadas de la cuenta de: @leumasmagazine

Eduardo Limón

Eduardo Limón


Editor de Moda
  COMENTARIOS