INICIO NOTICIAS VIDEO SERIES INFOGRAFÍAS ARTE FOTO CINE HISTORIA LETRAS MÚSICA DISEÑO ESTILO DE VIDA MODA VIAJES CIENCIA Y TECNOLOGÍA COMIDA

Todos los derechos reservados 2017
© Cultura Colectiva

12 prendas que debes tirar a la basura antes de que termine el año

15 de diciembre de 2017

Eduardo Limón

Sabemos que puede doler, pero es justo y necesario. Además, si las conservas, es probable que nuevas y mejores cosas no lleguen por falta de espacio en tu clóset.

2017 se fue y nos dejó cosas muy importantes. Nos legó una mejor y renovada conciencia de la moda y sus lindes con la historia, las artes y diversos fenómenos políticos. Nos regaló una vida más relajada en que las plataformas de runway o muestras de colección ya se sienten acartonadas, en que percibimos cada vez más plástico el ideal glamuroso del diseñador y el fashion addict y advertimos la irrealidad del diseño fuera de esquemas empresariales. Asimismo, nos liberó de un sinfín de mitos y reglas en la moda, aunque los editores, estudiosos, críticos, ensayistas y redactores de ella persistamos en ciertas fórmulas para su escritura. El cambio es un work-in-progress que día a día nos esforzamos en nutrir, pero que todavía cuesta romper con las viejas usanzas. Ya hallaremos las vías.



Es por ello que, en esta ocasión, cuando hemos decidido exhortarte para botar a la basura o prenderle fuego a esas prendas que ya no tienen razón de ser en tu guardarropa, no es en el sentido de la fashion blogger que te crucifica por no tener la prenda viral o por no saber quién es Zuhair Murad. Sino por todo lo contrario. Porque ya es tiempo de jubilar algunas cosas y quizá no te hayas dado cuenta; hay tres razones para esto, o amas demasiado esa pieza o no te has dado cuenta de que en realidad no te favorece o no te percatas de su práctica inutilidad.



Al respecto, tenemos que pedirte de la manera más atenta entonces, que abras tu armario y te deshagas de las siguientes prendas y accesorios:


::


La que está más que luida, manchada en las axilas de desodorante, decolorada o llena de fibras amontonadas (bolitas). No las guardes siquiera para dormir, tu descanso se merece un buen trato también.



Ésa que no te fitea por ningún lado. Jeans que se te caen, que no embonan con tus nalgas o te hacen lucir de mayor anchura o delgadez extrema. Camisas caídas, chamarras diminutas y semejantes.



Esos tenis que por más que los laves nunca han vuelto a su apariencia original o, peor aún, han quedado peor cada vez que intentas limpiarlos.



Cualquier par de calzado que tenga las suelas gastadas y al borde de llegar a tu pie de tanto uso.



Alguna pieza de joyería (ya sea plástica o de alguna imitación metálica) que ha perdido su brillo o deja ver su original hechura (roturas, descarapelados, etcétera).



Una pieza de ropa interior que ha perdido su elasticidad o incluso trozos de su confección. Quiere a tu cuerpo y a ti; nunca sabes cuándo y por qué alguien tendrá que verte en calzones.



Los jeans no se lavan seguido, lo sabemos, pero justo esos que decidiste usar sin higiene alguna y que han perdido rigidez de tanto uso deben ir a la basura.



Las chaquetas de piel mientras más viejas, mejor. Adquieren personalidad y fuerza. Sin embargo, ese efecto sólo se encuentra en las de piel genuina, no en las sintéticas. Si una chamarra de vinipiel se te ha roto en más de un punto visible, por favor, dile adiós.



Los tacones que más se te han doblado de tanto andar.



La billetera o el maletín que se ha deformado con el tiempo o ha perdido uno que otro hilo o trozo de piel/tela.



Muchos hombres tenemos alguna camisa en el armario que insistimos en usar, aunque tenga el cuello y puños manchados sin salvación alguna. Hagámonos un favor y desechémosla.



Ese bolso que ya tiene todos sus vértices rotos, la correa luida o manchada, y los forros muy gastados, pero que nos consolamos en decir que es vintage.



::


De allí en más, no te preocupes por lo demás que reine tu guardarropa. Mientras se encuentre en buen estado y la hagas hablar sobre quién eres –porque eso no es al revés, no es la ropa la que te define por sí sola–, puedes seguir usando esa chaqueta Calvin Klein de los 90, esos Nike que levantan revuelo, esa clásica e inmortal camisa Fred Perry o una pieza statement que compraste hace medio año en Zara, sin ningún problema. Se acerca 2018 y cada día que llega se rompen más los cánones.


**

Ahora lee:

Looks que usaste en 2017 si eres una experta en moda

Cómo cambiar tu look cada 6 meses sin gastar tanto

TAGS: Hombres con estilo Mujeres con estilo consejos de moda
REFERENCIAS:

Eduardo Limón


Editor de Moda

  COMENTARIOS

  MÁS DE CULTURA COLECTIVA

Mujeres en la cocina, hombres en la oficina: cómo han cambiado los roles de género a través de la historia Cómo detener la menstruación: formas seguras de hacerlo y los riesgos existentes Trucos de maquillaje para adelgazar la forma de tu nariz ¿Muy pronto podremos subir líquidos a un avión? Cómo destapar los oídos de forma sencilla y natural Qué es el fentanilo, la droga que mató a Prince y volvió adicta a Demi Lovato

  TE RECOMENDAMOS