PUBLICIDAD

MODA

Y2K Aesthetic: ¿Por qué estamos en contra de que regrese la tendencia de la talla 0?

En los últimos meses hemos sido testigos de cómo los diseñadores más famosos, las influencers, y las celebridades, han empezado a poner de moda una estética que puede ser dañina para la salud.

Antes de empezar de lleno con este tema, se debe aclarar que este texto no es una crítica a los cuerpos delgados, sino al sistema, así como a la industria de la moda, que es la que relativiza lo que se ve deseable en el cuerpo de las mujeres, además de imponer estereotipos de cómo es que debe lucir una mujer para ser considerada “bella”.

Esta industria es un dictador que dice cómo deben verse las mujeres con las prendas que las grandes marcas fabrican e incluso debemos adaptar nuestro cuerpo para caber en esas piezas.

ADVERTISING - CONTINUE READING BELOW

Dicho esto, en los últimos meses hemos sido testigos de una tendencia que está pegando con fuerza y que lejos de ser un golpe de nostalgia para las millennials que vivimos la adolescencia en los dosmiles, es una llamada de atención para no volver a la pesadilla que muchas pasamos en esos años en relación con cómo se veían nuestros cuerpos.

¿Qué es la tendencia Y2K Aesthetic?

Resulta que la generación Z se ha puesto el objetivo de revivir las prendas de principios de los dosmiles que hicieron populares celebridades como Paris Hilton, Lindsay Lohan, Hilary Duff, Christina Aguilera y otras famosas que impusieron tendencia en aquella época.

ADVERTISING - CONTINUE READING BELOW

Los looks total denim, las gafas de sol ovaladas, las mascadas en el pelo, los conjuntos deportivos de Juicy Couture, así como las prendas en tonos rosa Barbie están de regreso y hasta ahí todo bien.

El problema llega, cuando junto con esta nueva tendencia se volvieron a poner de moda los jeans y las faldas a la cadera, esas prendas que todas las celebridades usaban a finales de los noventas y principios del nuevo milenio, que exigían extrema delgadez, caderas en las que se notara el hueso, así como piernas demasiado delgadas para poder lucirlos.

ADVERTISING - CONTINUE READING BELOW

Esta moda provocó que los trastornos alimenticios como la bulimia y la anorexia aumentaran considerablemente en esos años, incluso algunas celebridades que siguieron esa moda, tal es el caso de Hilary Duff, aceptaron que sufrieron algún desorden debido a querer encajar en estos estereotipos.

“Estaba totalmente obsesionada con todo lo que me metía en la boca. Estaba demasiado delgada, no era saludable. Mis manos se acalambraban mucho porque no estaba recibiendo la nutrición que necesitaba”, dijo Duff en una entrevista que dio en 2012.

ADVERTISING - CONTINUE READING BELOW

Hay que ser claros, sí cada uno decide qué ropa ponerse y cuál no, pero la realidad es que las revistas como Vogue, las pasarelas de las marcas más importantes como Miu Miu y las celebridades, así como influencers que son ejemplo para muchas adolescentes, inundan la mente de las jóvenes con lo que debería ser el “cuerpo perfecto” y dictan lo que se ve bien, provocando que muchas consideren que solo lo que difunden estos medios es lo que deben usar.

Durante los últimos años habíamos sido testigos de la tendencia que nos invitaba a darle visibilidad a todos los cuerpos, desde los más delgados hasta los gordos, incluso presenciamos en las pasarelas, en las campañas de moda y en las revistas más importantes, portadas con modelos plus.

ADVERTISING - CONTINUE READING BELOW

También algunas celebridades como Selena Gómez y Camila Cabello optaron por no esconder su cuerpo natural y mostrar las estrías y la barriga que es normal, para evitar seguir difundiendo una imagen irreal que pocas veces se puede lograr.

Los mom jeans se volvieron un gran aliado, por lo que el regreso de la moda dosmilera no nos tiene nada contentas, a las mujeres que por naturaleza no tenemos esa complexión. Esto no se trata solo de decidir qué usar, ya que hasta las propias marcas han comenzado a adaptarse a esta tendencia.

ADVERTISING - CONTINUE READING BELOW

En Twitter varias usuarias han denunciado su inconformidad con que regrese esta estética, además algunas aseguran que marcas de fast fashion ya comenzaron a reducir sus tallas. Pasando la 24 que antes era XS a ser S y la 26 ahora es mediana, cuando antes era chica.

El regreso de las prendas a la cadera

La mini falda a la cadera de Miu Miu se volvió muy popular hace unos meses. Todas las revistas de moda la retomaron e incluso las marcas de fast fashion hicieron su propia versión, pero lo que llamó la atención, es que la marca de lujo estadounidense no usó modelos de todo tipo de cuerpo para presentar esta prenda, sino que puso a jóvenes extremamente delgadas para modelarlas.

ADVERTISING - CONTINUE READING BELOW

Celebridades con millones de seguidores como Kim Kardashian y Bella Hadid, comparten fotos diariamente con sus prendas a la cadera, abdomen plano y ni un solo “gordito” que se salga de estos. Reafirmando que esta tendencia está de regreso.




Podría interesarte
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD