Música

Anathema, de la oscuridad hacia la luz

Música Anathema, de la oscuridad hacia la luz

A la hora de hacer arte se vale inspirarse de todo. La banda post-rockera Explosions in the Sky, por ejemplo, se inspira en la naturaleza, la felicidad y en los paisajes texanos para hacer su música. Robi Draco Rosa, en su contraparte, se inspira en sus malas experiencias amorosas porque es lo que le da el impulso para escribir sus tristes obras. A Steven Wilson le encantan los filmes con temáticas oscuras, asesinos seriales y surrealismo que se refleja claramente en sus diferentes producciones. Dichos artistas plasman una temática constante en su música y eso está bien, pero ¿Qué hay de aquellos que cambian y alteran su sonido con el tiempo? No  sólo para expandirse en el mercado; cambiar porque la musa ya no está allí sino en otra parte y está pidiendo que la encuentres. Hay bandas que cuentan su vida entera a través de su música, bandas que nacen en un hoyo lleno de desilusiones y desesperanzas o con una visión oscura del mundo, pero que después, encuentran una forma de surgir hacia la luz que también plasman en su arte, como Tool, que de escribir cosas como Ænima pasó a escribir cosas como Jambi o Parabola. Este también es el caso de Anathema, una banda inglesa de rock alternativo que vive bajo lo que practica en su música y que se vino de menos a más con los años.

 
 
 
Anathema es una banda que nace en la década de los 90, en Liverpool. Fue una de las precursoras del género doom metal junto a My Dying Bride y otras bandas del mismo corte en Inglaterra, siendo una de las más populares y aclamadas por los seguidores de dicho tipo de música a través de los años. Pero su paso por el doom, aunque largo, sería temporal, pues después de Eternity (1996) la banda empezó a alejarse y comenzó una larga etapa de transición con Alternative 4 (1998) hasta A Natural Disaster (2003). Incluso, durante esa brecha, cada trabajo se mostraba diferente al anterior y mostraba algunos matices más alegres y grandes técnicas de composición que dejaron marcados en clásicos de la banda como Temporary Peace, canción que cierra el A Fine Day to Exit (2001), que es muy atmosférico y relativamente optimista, como anticipando la dirección que tomaría la banda unos cuantos años después.
 

 
La banda, sumida en diversos problemas y dificultades, decidió darse un tiempo en los estudios aunque aún seguían girando. Para mantener en vigilia a sus fans, decidieron sacar un gran disco compilatorio lleno de nuevos y hermosos arreglos llamado Hindsight (2008).
 

 
En 2010 fue el esperado regreso. La banda puso a la venta Monstruo, como le diría Danny Cavanagh (cantante principal y guitarrista de la banda) en su cuenta de Twitter meses antes de su lanzamiento. Su nombre era We're Here Because We're Here e inmediatamente fueron bombardeados con excelentes críticas aunque un grupo muy minúsculo no gustaba de su nuevo trabajo pues no era doom ni depresivo, sino todo lo contrario. La banda se había embarcado en una nueva dirección, la del optimismo. En sus letras reflejaban aquellos problemas superados del pasado, el amor propio y hacia otros como camino y filosofía de vida. El tema principal que abre el disco lo dice todo.
 

 
Estando en ese pico creativo, la banda siguió atacando sin clemencia y vino con otro recopilatorio, para después sacar su próximo LP, Weather Systems. Un disco que salió este 2012 y es candidato a estar entre los mejores por sus intensas baladas donde la temática vuelve a ser la introspección y la superación personal a través del amor. Su música podría ser confundida como un libro de autoayuda o música religiosa, pero si llegan a parecerse son mera coincidencia, pues la banda nunca ha anunciado posturas respecto a estos temas. Su música nace de sus vivencias personales y así es reflejada en su arte. Anathema es una banda que ha luchado dentro y fuera del escenario en busca de la superación personal del individuo y eso terminó reflejándose en el crecimiento musical de la banda; algunos se han atrevido a comentar que es parecido a lo que ocurrió con Pink Floyd: que pasó de hacer mucha música experimental, a hacer música comercial pero con una riqueza lírica y melódica diferente.
 

 


Referencias: