8 canciones para bailar de la mano de la sensualidad y el deseo

Sábado, 1 de abril de 2017 5:00

|Diego Cera



Hoy ha muerto Astor Piazzolla,
digo hoy porque cuando muere una voz popular
se sigue muriendo todos los días,
hasta el final de los tiempos...

- Alberto Cortez


Pocas cosas pueden ya decirse de la grande Argentina. Desde Eduardo Mallea que en su "Historia de una pasión argentina" compara al país con una mujer que alumbra a una nación de carácter fuerte y convicciones bien marcadas, hasta Fito Paez, que en su canción "Buenos Aires" le hace toda la justicia que puede a un suelo en el «que el día hace la guerra y la noche el amor». Cada artista que nace en esta tierra habla de ella como una entidad majestuosa que solamente puede ser amada hasta que el corazón no encuentre más fuerzas para seguir latiendo.

No amar a la Argentina es un acto casi imposible, al menos para aquellos que han escuchado las melodías creadas por el mago del viento y el tango: Astor Piazzolla. Conocido por algún tiempo como "el asesino del tango" por su forma de atacar con el sonoro aire del bandoneón los acordes del gentil piano que insistía en sonar al desgarrador tango de todas las épocas. El músico nunca prestó atención a las críticas; estaba convencido de que lo que él estaba haciendo era música contemporánea de Buenos Aires y no tangos como los que gobernaban en los salones de baile.

piazzolla canciones sensuales

«Sí, es cierto, soy un enemigo del tango; pero del tango como ellos lo entienden. Ellos siguen creyendo en el compadrito, yo no. Creen en el farolito, yo no. Si todo ha cambiado, también debe cambiar la música de Buenos Aires. Somos muchos los que queremos cambiar el tango, pero estos señores que me atacan no lo entienden ni lo van a entender jamás. Yo voy a seguir adelante, a pesar de ellos»


Actualizar este género permitió que la gente se conectara aún más con su abrumadora sensualidad, que incluso atrapó al mismo Carlos Gardel, padre definitivo del tango argentino. No alcanzan las palabras para describir el mar de sentimientos oculto en la música de Piazzolla; es mejor dejar que su música hable por él y de paso nos haga soñar con el amor de nuestra vida bailando debajo de una luz roja que sólo puede significar una cosa: la invitación más pura y directa a disfrutar de la pasión ambientada por el resoplar del bandoneón.

-

'Milonga del ángel'



Ante cualquier cosa, el tango es una manera de alcanzar la divinidad mediante movimientos sensuales y violentos de dos almas que se quieren pero no pueden evitar hacerse daño.

-
'Balada para un loco'



No hay otra manera de amar mas que aquella que se hace con locura y con la seguridad de que, incluso los más conservadores, sentirán envidia de esas dos personas que han decidido compartir un sentimiento tan puro.

-
'Romance del diablo'



Cuando el amor llega, no le importa cómo ni a quién está atacando; incluso el mismo demonio puede verse atrapado entre los brazos de este sentimiento tan villano que puede ir de la euforia al dolor en un abrir y cerrar de ojos. 

-
'Éxtasis'



¿Cómo hablar de pasión sin decir, una vez al menos, la palabra éxtasis? Sobre todo en el tango, donde apenas un movimiento de cadera basta para despertar todo el deseo del mundo, hasta llegar a un punto sin retorno en el que los sentidos y los sentimientos se funden en uno mismo. 

-
'Soledad'



Piazzolla tenía clara la idea de que todo sentimiento puede abordarse con pasión, incluso aquél que tiene el poder de destruirnos por dentro hasta llevarnos a la perdición.

-
'Regreso al amor'



A veces un alma herida necesita de un tiempo fuera del mundo. Cuando por fin decide regresar a él, lo hace con todo el coraje y embiste con su mirada el corazón de su siguiente amor.

-
'Balada para mi muerte'



Dentro del viento que encerraba el bandoneón de Piazzolla, se escondía un oráculo en el que se encontraban encerrados los oscuros secretos de su futuro. En esta canción, el músico predice su muerte con la frase «Moriré en Buenos Aires. Será de madrugada. Llegará tangamente, mi muerte enamorada, yo estaré muerto, en punto, cuando sean las seis». 

-
'Oblivion'



Hay personas a las que la muerte les pasa factura de manera tremenda remitiéndolos al olvido, no obstante, la única forma en la que Astor Piazzolla conoció esta sensación fue a través de los acordes de su instrumento, porque su imagen y su música siguen levantando los ánimos pasionales de todo un pueblo. 

::

Pocos géneros pueden abarcar tanta emociones y expresarlas con la misma bravura que el tango. El giro que Piazzolla le dio al género quizá lo asesinó, sin embargo, también hizo que renaciera en un ritmo más acercado a los sentimientos de la gente y no a las formas establecidas de ejecutar una pieza.


*
Fuente

Perú.com
El País



Guardar
REFERENCIAS:
Diego Cera

Diego Cera


  COMENTARIOS