La paradoja del hip-hop y otros elementos que podrían poner en juego el futuro del género

Martes, 16 de enero de 2018 16:08

|Leon Felipe

La gran mayoría de los artistas de trap convirtieron al rap en una receta para la venta de los hits en clubs, pero en resumidas cuentas, no aportaron nada musicalmente

Toda gran canción tiene una gran parte, sólo que puede llegar a durar 10 segundos
—Grandmaster Flash


En el año 2005 ocurrió algo particular. El hip-hop comenzó a desangrarse al registrar una caída en las ventas en 44 %. Artistas y productores trataron de retomar el camino, pero el ciclo cultural de las modas entró en curso y su calendario solar marcaba el fin de una época. Raperos de muchas partes intentaron renovar su sonido sin mucho éxito. Pero el hip-hop no sólo se trata del negocio de la música, sino de un cultura que surgió gracias a que clubs como Studio 54 se volvieron excluyentes incluso para aquellos que habían explorado el género de la música disco.

La música disco fue el primero de los pasos hacia el beat del rap y no sólo por pinchar álbumes aleatoriamente, había que buscar lo mejor de cada canción. Avanzaron los años y las técnicas de scratching y fading se afilaron y se convirtieron en ritmos sumamente delicados al punto que las fusiones de jazz hip-hop no se hicieron esperar. Los cantos sincopados, aunque en algunas culturas como la oriental ya existían, fueron algo totalmente innovador para la música occidental, debido a que normalmente la voz era vista como un instrumento melódico y no rítmico.


Afrika Bambaataa, uno de los pioneros del rap y de la cultura hip-hop


Podría decirse que en la actualidad el hip-hop se sigue desangrando y la industria musical ha hecho de todo para mantenerlo vivo, como las colaboraciones con artistas de renombre para que la ventas continúen siendo grandes. Desafortunadamente las aportaciones musicales del hip-hop se han agotado. Incluso podría ser que este género desaparezca, por lo que te presentamos 3 de las ideas que pondrán la supervivencia del hip-hop en juego.



La paradoja del hip-hop

 

La simbiosis del hip-hop con su público en sus primeros años fue la denuncia de la situación social de algunos de los barrios de Nueva York, por lo que fueron necesario figuras parecidas a las del punk, con un toque anarquista, como Public Enemy o Afrika Bambaataa. La situación social empujó a los raperos a sumergir a la lírica en su entorno, evolucionando a una nuevo tipo de rap. No tardó mucho en aparecer en los escenarios el llamado gangsta rap. La creación del gangsta rap trajo consigo algo parecido a la dialéctica del amo y el esclavo. Las letras se limitaban a hablar sobre sexo, quién era mejor que quién, sumisión y drogas.


A sucker-ass nigga tryin to sound like me
Put my pistol up against his head
I said, "Sucker-ass nigga, I should shoot you dead"
A thought ran across my educated mind
Said, man, Schoolly D ain't doin no time
Grabbed the microphone and I started to talk
Sucker-ass nigga, man, he started to walk

Scholly D, pionero en el gangsta rap


La situación con el gangsta rap se volvió contraproducente dividiendo al escenario del hip-hop en dos partes. Esto trajo varios problemas, no a nivel de escenario, sino social, porque la cultura de la doble H se había dividido. Artistas como 2Pac, Snoop Dogg, 50cent, Scholly D y Ice T encontraron la forma de transgredirse socialmente ante su público, dejando notar que ellos eran los mejores en lo que hacen. Desafortunadamente las palabras dañan y sus letras también dañaron al hip-hop. Incluso si en un inicio sólo estaban divididos en dos, probablemente haya más divisiones de las que no conozcamos, por lo que se ve difícil que el hip-hop alcance la revolución que tanto necesita.



El nacimiento del trap

 


Mientras los ojos del rap estaban centrados en exponentes como Eminem, Wiz Khalifa, Lil Wayne y Kanye West, entre otros artistas de este género que debes conocer, por debajo de las melodías de las calles (o lo poco que quedaba) decidieron transformar el estilo del rap, para así llegar al trap. La pregunta es si realmente el trap es un género propio o es un mero subgénero sólo con una cantidad impresionante de autotune y un estilo muy básico en su rítmica.




 ¿Snoop Dog se equivoca?

 

La gran mayoría de los artistas de trap convirtieron al rap en una receta para la venta de los hits en clubes, pero en resumidas cuentas, no aportaron nada musicalmente, por lo que no se les puede considerar un género propio. El éxito que comenzaron a tener a mediados de 2013 algunos raperos latinos se debe a que copiaron este estilo e increíblemente pudieron fusionarlo con el reggaetón.

En la industria de la música actual los hits tienen un gran valor sobre los discos, por lo que un solo hit podría superar en visitas un disco completo de hip-hop, y muchos artista del trap han optado por decir que el género es independiente al hip-hop, ya que lo que una vez fue propio de los raperos se les quitó: el éxito de las masas, poniendo en juego la autoridad del hip-hop sobre cualquier género que utilice el rap como elemento, dejando al trap como el futuro del escenario.



De la nueva era al desastre

 

Parece ser que la opinión de Snoop Dogg es un poco exagerada. Podría decirse que se está negando a las nuevas tendencias del rap. Incluso parece como un abuelito diciéndole a su nieto "en mis tiempos las cosas eran tal o tal". En fin, lo que no se puede negar es que la gran mayoría de las canciones de trap tienen un estilo muy parecido en su métrica y rítmica. Sin embargo, lograron algo que parecía imposible al hip-hop, que ya no tenía altas ventas, aunque para ser justos, lo comercial no lo es todo. Esto podría llevar a que los artistas intenten experimentar más con el trap hasta que pueda renovarse a una nueva era, en la que las canciones tengan algo más que líricas violentas, platillos en tresillos y mucho autotune. Y sólo quizá el rap nunca muera.



Por último, aunque en 2009 el hip-hop renació gracias artistas como Anderson Paak, Mac Miller, A$AP Rocky, Odd Future, Kendrick Lamar y hologramas de 2Pac, como todo movimiento social debe preparase para el fin de su época, ya que incluso el rock llegó a un punto en el que sólo se ha visto a los grandes caer y fueron tan impresionantes artistas que difícilmente serán reemplazados.




***

Digan lo que diga el rap es un gran género que ha sabido consolidarse como una forma de arte auténtica capaz de definir en la historia a toda una cultura. Un aspecto fundamental es su vocalización y sus rimas. Métrica y lírica se conjugan para plasmar verdaderas obras de arte en la cultura colectiva, a pesar de los prejuicios de los que ha sido víctima. En ese sentido, sus frases demuestran que es música ideal para personas inteligentes.

REFERENCIAS:
Leon Felipe

Leon Felipe


  COMENTARIOS