INICIO NOTICIAS VIDEO SERIES INFOGRAFÍAS ARTE FOTO CINE HISTORIA LETRAS MÚSICA DISEÑO ESTILO DE VIDA MODA VIAJES CIENCIA Y TECNOLOGÍA COMIDA

Todos los derechos reservados 2017
© Cultura Colectiva

3 fases por las que todos pasamos después de una ruptura, según Gustavo Cerati

8 de octubre de 2018

Candy Grajeda

Hay fases por las que todos pasamos después de terminar con alguien, y nadie fue tan bueno para identificarlas y nombrarlas como Gustavo Cerati.

La magia de estar enamorado desarrolla un vínculo de apego que genera seguridad y protección, al punto de idealizar una vida juntos, pero en las directrices del amor también se producen altibajos sentimentales, entre otros factores, que pueden propiciar el fin de esa relación. Decir adiós no es fácil, pues las experiencias y momentos vividos hacen aún más difícil aceptar la realidad.


A pesar que el ser humano intente ignorar ese declive amoroso, hay algo inevitable que es el dolor físico y psicológico, pues al estar en una relación nuestro organismo segrega grandes cantidades de la hormona de la felicidad (Oxitocina), niveles que se perjudican con la tristeza, afectando el sistema inmunológico y ocasionando insomnio y disminución en el apetito.


Gustavo Cerati, hizo de su carrera y éxitos algo verdaderamente enigmático. En su cuarto disco como solista titulado Ahí vamos, figura la canción “Adiós”, la cual escribió junto a su hijo Benito, y que calificó como “un tema profundo con belleza emocional que habla sobre cómo superar una ruptura amorosa en un sentido evolutivo” y que a su vez permite encontrar el amor propio. Este tema hizo alusión a su relación con la modelo Cecilia Aménabar y el fin de su matrimonio, de acuerdo con esta canción podemos identificar 3 fases que todos pasamos para superar una ruptura.





"Del mismo dolor vendrá un nuevo amanecer" - Adaptación

Terminar una relación y aceptar que ese amor ha llegado a su fin trae como resultado el dolor psicológico, que imposibilita asimilar que esa persona ya no estará. Es imposible neutralizar las emociones, pues el ser humano está intentando adaptarse a su nueva vida, que, a pesar de ser relativamente la misma desde antes de su relación, pierde el cariño especial hacia ese ser con el que solía compartir algo más que empatía.


Cerati remarca la historia de dos jóvenes que se enamoran, pero que ya no están juntos. "No te confundas no sirve el rencor son espasmos después del adiós", con esto quiere decir que, la inestabilidad emocional que atraviesa el ser humano le hace buscar algún mecanismo de defensa para justificar su dolor y hallar algún culpable que no sea él mismo; pues las despedidas a veces terminan mal y sin explicaciones.


Es necesario reconocer que “no hay mal que dure cien años” para salir ileso de este suplicio y encontrar la belleza de la soledad.





"Separarse de la especie no es soberbia, es amor" - Aceptación

Después de reconocer que la vida sigue con o sin esa persona, el ser humano redescubre su esencia y encuentra algo más revitalizante, que es aliviar las heridas. Sobreponerse al desamor no es un proceso secuencial, no se puede comprobar científicamente cuánto es el tiempo necesario para superar una ruptura, pero a veces, tres meses -no es mucho, ni es poco- puede ser suficiente para darse cuenta que hay algo más fuerte que ayuda a sobreponerse, y es el amor propio.


Separarse de la especie no es soberbia, es amor”, el acto más valeroso es aceptar y elegirse a uno mismo para contrariar los fallos de la autodestrucción emocional y dar paso a lo bueno que puede llegar.


En la canción, el argentino habla sobre la apariencia del amor, puesto que después de terminar una relación queda un vacío que las personas buscan reemplazar con una necesidad física, dando lugar a engañarse empezando una nueva relación cuando aún se idealiza a la ex pareja.



Poder decir adiós es crecer - Superación

Siempre es fácil pensar que todo se reduce a ahogarse en un vaso de agua, pero respirar y dejar de afligirse es un proceso que pocos pueden comprender hasta que lo experimentan, ya lo dice Sócrates: “Lo más odioso es dejarse engañar por uno mismo”, porque de algún modo se cree que todo es algo permanente, pero de cada situación se aprende.


Tor Wager, profesor de psicología y neurociencia de la Universidad de Colorado, apunta que “El solo hecho de creer que estamos haciendo algo por superarlo puede ayudarnos a hacerlo”; a pesar de que parezca autoengaño, su efecto puede ser muy provechoso para el ser humano.



Superar aquello que causó tantos días de lágrimas, suspiros o lamentos, es la faceta más satisfactoria; pues no hay nada más audaz que “Poder decir adiós” y tomar de lo malo, lo bueno para crecer emocionalmente; soltar el pasado siempre será la solución para disfrutar el presente.


Escucha la canción que te recordará que puedes ser feliz y las canciones de León Larregui y Zoe que puedes dedicar para enamorar a tu pareja

TAGS: Ruptura Desamor crowdsourcing
REFERENCIAS:

Candy Grajeda


  COMENTARIOS

  MÁS DE CULTURA COLECTIVA

Quiénes son y dónde se encuentran los supuestos neonazis mexicanos Mole, rebeldía y Oaxaca, qué hay detrás de Enrique Olvera Películas sobre personas trans: sus vidas y realidades Películas y series que se van de Netflix en octubre Fotos de Kim Kardashian: Antes y después en 30 imágenes Obras de arte que tienen dos o más versiones

  TE RECOMENDAMOS