Historia abreviada de la música pop, el género que todos odian y aman al mismo tiempo
Música

Historia abreviada de la música pop, el género que todos odian y aman al mismo tiempo

Avatar of Leon Felipe

Por: Leon Felipe

31 de julio, 2017

Música Historia abreviada de la música pop, el género que todos odian y aman al mismo tiempo
Avatar of Leon Felipe

Por: Leon Felipe

31 de julio, 2017

¿De qué manera terminamos rodeados? Justine Bieber, Maluma, Madonna, Lady Gaga y bandas como Imagine Dragons, Radiohead y Mumford and Sons. ¿En qué momento pasamos a tener un solo de saxofón de Charlie Parker a las tinieblas de los sonidos de los sub beats del techno? ¿Cuándo fue que perdimos la magia de la música folk? No se trata de los grupos que fusionaron el folk con el rock o esa clase de grupos new age que hicieron más eléctrico el sonido folk, sino de la música popular que nacía en la regiones: única e independiente.

Phillip Tagg en algún momento describió a la música pop como "la creación de la individualización del mercado libre, un objeto de consumo casi homogéneo con el fin de satisfacer las necesidades individuales de los consumidores". En un inicio resultó bastante positivo, dado que los caprichos culturales de la burguesía de finales de siglo XIX trajeron mayor frescura, energía y dinamismo al mundo de la música.


Historia abreviada de la música pop, el género que todos odian y aman al mismo tiempo 1


Todo lo que se había hecho antes del posmodernismo en cuestión musical había sido de manera institucional. Una mecánica de técnica y teoría grecoeclesiástica que mantuvieron en la alienación la composición y la ejecución musical a lo largo de todas las obras. Hasta que apareció un nuevo público más amplio, acostumbrado a la música popular, por lo que fue necesario redistribuir el sonido, hacerlo menos complejo y sobre todo hacerlo un objeto de consumo. La ópera cambió su rumbo y empezaron a hacer obras más ligeras. Sin descanso, algunos compositores se dedicaron a escribir partituras con fines más económicos que culturales.

La población de melómanos continuó creciendo al igual que las grandes ciudades, donde la música popular se convirtió en un sello de identidad, pues representaba todo a lo que no podían acceder las clases marginales. El rompimiento de la música clásica con la popular ocasionó que la los géneros colocaran instrumentos en la cabeza de su estructura sonora. De ahí un salto que redefinió el panorama musical y encauzó a los escuchas hacia nuevos estilos. A continuación se resumen los grandes cambios que ha tenido la música a lo largo de su historia.


De la música clásica al pop

Siempre es muy impresionante escuchar una sinfonía. La fuerza, la textura y el timbre de tantos instrumentos hacen que el rango dinámico sea tan amplio y bello como cualquier paisaje, pero la cuadratura y la falta de improvisación fue la apertura que tuvo la cultura pop para poder gustar mayormente al público de la revolución industrial. De ahí que el primer gran cambio se da con las guitarras. De tener 40 músicos en una sala, el blues y el gospel sólo necesitaron de un instrumento para sobrepasar lo limites de la teoría institucional.



Los ritmos musicales de la cultura negra transformaron la música popular a ser pop, algo totalmente diseñado para el consumo de masas que buscaban una nueva experiencia y que fuera accesible al nuevo entorno social.


De la guitarra al swing

El blues obtuvo fama por todo el globo, al revolucionar el status quo musical, pero algunos se aferraban aún a los instrumentos clásicos, como la trompeta y el saxofón, hasta que llegaron a los oídos de la cultura que creó el blues y nacieron los primero ravers: personas que tomaron instrumentos de la música clásica para crear música libre de técnicas y composiciones.



EL jazz y su ejecución desató lo que sería el performance instrumental del rock: mucho talento y poco estudio. Los jazzistas dejaron un legado, que al ser tomado y asimilado por la cultura blanca, se incorporaron nuevos estilos y no sólo agregaron una solo instrumento, sino que significó el resurgimiento de la grandes agrupaciones, llamadas big bands y banda swing, que brotaron como una fiebre a lo largo del hemisferio occidental.


El resurgimiento de la guitarra


Inspirados por Buddy Guy, Robert Johnson, Muddy Watters y Chuck Berry, por mencionar apenas a unos pocos, los rockeros nacieron con el uso de la guitarra como instrumento principal dentro de las agrupaciones de música pop. Aunque debe señalarse que también existía la música pop ligera, como Buddy Holly (rock 'n' roll suave) o Sam Cooke (soul y gospel).



La revolución del rock puso varias cartas sobre la mesa. Una de ellas fue la liberación del mercado musical, dispuesto a satisfacer las demandas individuales de jóvenes, grandes, ricos y pobres. Eso no importaba, ya que el pensamiento liberal que cubrió el mundo en los años 60 y 70 era complaciente con la diversidad de género.


What a Funk


Mientras los rockeros en su mayoría eran blancos, los negros tuvieron que recrear su sonidos de blues y del jazz para combinarlos con el gospel, el soul y el R&B. De ese proceso nace el pilar de la música disco: el funk.



Retomando viejas tradiciones de la música africana, los artistas centraron toda su energía creativa en el groove. No importaba si era un bajo, las percusiones o la sección de vientos. La rítmica bailable estaba cubriendo la música por todas partes, por lo que las tendencias instrumentistas se encontraban perdidas. Algunos sostienen que el término "funk" proviene de un vocablo afro que sobrevivió al proceso de mestizaje y esclavitud, sobre todo entre los jazzistas, que lo usaban para describir un sonido demasiado repetitivo, anclado en el sonido monótono de la música africana.


Fiebre de sábado por la noche



El funk prosperó y evolucionó dando paso a que apareciera la música disco. Oportunamente, algunas bandas empezaron a obtener buenos resultados con los sonidos del bajo como instrumento principal. Cantantes, agrupaciones y artistas dejaron atrás los performance convencionales y se lanzaron a romper las reglas para crear el primer disco de música continua, llamado Never Can Say Good Bye (1975).


Adiós al guitarrocentrismo


Alemania jugaba con todas las tecnologías que había dejado la Segunda Guerra Mundial y los sonidos que nacieron fueron espectaculares. Pero el rock ya se encontraba casi completamente muerto y desafortunadamente el krautrock había surgido para hacerle frente. Sin embargo, al llegar a EEUU, se encontró con un muro irrompible: la fiebre de la música disco.



El feedback que tuvo Europa por parte del nuevo continente fue el synth pop, que combinaba las nuevas rítmicas encontradas en el disco y que propiciaron el uso de sintetizadores para lograr el sonido deseado.



EDM


Tras varios intentos de presentar la música al espectador, los DJ encontraron un forma de no detenerla. Con cajas rítmicas que destrozaban las pistas de baile de Chicago, la instrumentalidad ya no era necesaria. Y aunque se continuó trayendo al bajo como primer instrumento, ya no era necesario un intérprete, pues los nuevos espacios para los aparatos MIDI y los sintetizadores desplazaron para siempre a las bandas convencionales.



¿Y el pop dónde quedo en todo esta transición musical? Prácticamente en la periferia. Es por eso que existe dentro de todos los periodos musicales posmodernos y lo que ha hecho es mimetizarse con el ambiente sonoro. De ese fenómeno surgen artistas como Big Bopper, Elvis Presley, Buddy Holly, Madonna, Parallel Lines o Lana del Rey. Ellas y ellos son el resultado de lo que la música underground ofrecía en su época, pero lo único que cambiaba era que para ellos el resultado de sus tracks era un impacto comercial más que una ruptura de los paradigmas musicales y culturales.

***

Todo estilo musical nace de algún proceso histórico, sociopolítico o meramente cultural, como el mestizaje, las migraciones o las más insólitas coincidencias. Por muy empalagoso y poco intelectual que te parezca, detrás de la historia del reggaetón hay mucho más que de seguro ni te imaginas.


Referencias: