Música

El hombre de azúcar que pudo haber sido más grande que Bob Dylan

Música El hombre de azúcar que pudo haber sido más grande que Bob Dylan



 Mientras Bob Dylan vendía poesía y discos a montones, The Rolling Stones sacudían sus melenas en los escenarios frente a miles de personas, en los bares y clubes de Detroit nacían las canciones ausentes, revolucionarias, y de carácter social y marginal de una figura esperanzadoramente musical, dentro de la escena underground de Norteamérica.

La falta de apoyo y difusión discográfica no fue lo suficiente para que el músico y compositor
Sixto Rodríguez alcanzara el reconocimiento que, durante mucho tiempo, buscó y por suerte llegó, aunque tarde. Rodríguez es hijo de padres mexicanos con nacionalidad estadounidense, y se ganaba la vida tocando a las orillas en los bares de Detroit, además fungía como albañil, carpintero y trabajador en distintos empleos domésticos.


Sixto Rodríguez


Jesús Rodríguez —como también se hacía llamar— tuvo una vida muy difícil; grabó dos álbumes de estudio, el primero “Cold Fact” en 1970 que fracasó en Estados Unidos por la falta de difusión e implemento de un plan para divulgar su obra no fue suficiente por la compañía discográfica en la que se encontraba.  

La fama y el éxito que
Rodríguez generó nunca se proyectó en su país natal; sin embargo, Sudáfrica fue el núcleo y difusor de la música de este genial artista, en los años 70 las canciones de Sixto eran portavoz e influencia para la juventud sudafricana, no sólo fue una escena de protesta y revolución social, Rodríguez nunca supo que su música era la bandera para los problemas del otro lado del mundo, donde era más popular que Elvis o Dylan. Su segundo y último álbum se tituló “Coming From Reality" (1971), con el que concluiría su etapa como músico y cantante, pues deseaba dedicarse a trabajar en distintos empleos domésticos.


Sixto Rodríguez


El misterio que rodeó la personalidad de Sixto, condujo al sueco Malik Bendjelloul en 2012 a realizar el tan aclamado documental "Searching For Sugar Man", en el que se cuenta la historia de Rodríguez, su vida antes y después del artista que logró trascender a otro continente sin darse cuenta. Este documental ganó diversos premios cinematográficos, entre ellos destaca el codiciado Premio Óscar en la categoría de mejor documental de larga duración. Gracias a esta cinta fue como Rodríguez salió de aquel misterio, de la sombra en la que se mantuvo mucho tiempo, pero no olvidemos sus seis maravillosas presentaciones en Sudáfrica en marzo de 1998. Después de todo aquello, Sixto continúo con su vida sencilla a lado de sus amigos y familiares.

En la actualidad, sigue su vida como músico y ofrece shows, y ha sido invitado por diversos medios a presentarse en televisión nacional. Pero la interrogativa siempre flota en el aire: ¿Por qué Rodríguez no tuvo el éxito esperado con tan buenas canciones? ¿Qué sucedió detrás de aquella figura sensacional del artista prolífico? Sixto Rodríguez siempre será un artista lleno de misterio y mito, sus dos únicos álbumes fueron editados en 2012 por Light in the Attic Records, por lo que ahora todos pueden apreciar el legado musical del hombre que acaparó un continente, con esa psicodelia que desatan sus canciones y el valor social de la palabra y la música.

Para comprobar el peso de sus acordes, su folclor y su poesía incluida en cada melodía, te compartimos 12 canciones que debes escuchar para conocer al enigmático Sixto Rodríguez:


1. 'Sugar Man'




2. 'I Wonder"


3. 'Cause'


4. 'I Think of You'


5. 'Crucify Your Mind'


6. 'Like Janis'


7. 'Inner City Blues'



8. 'Can't Get Away'


9. 'Street Boy'


10. 'Only Good For Conversation'


11. 'Forget It'


12. 'Hate Street Dialogue'





**


La música es capaz de transmitirnos emociones que sólo es posible experimentar con los sonidos, por eso si acabas de pasar por un ruptura, quizá este playlist te ayude a dejar ir a esa persona de una vez por todas: canciones para superar un amor que te fracturó los huesos. 




Referencias: