5 momentos de la historia en los que el rock y la política unieron fuerzas

Miércoles, 8 de noviembre de 2017 13:51

|Mayra Leon Basurto

A continuación cinco casos que prueban que la política y el rock no son tan ajenos como podría pensarse

Hay que revisar la historia de la música moderna para entender el trasfondo y los orígenes de —más que un género o estilo de moda— un sentimiento y una forma de vida. Después de todo, el rock es una de las manifestaciones que definieron la música y la cultura del siglo XX en adelante. Sinónimo de rebeldía, de vanguardia y de lo antisistema, tal vez su masificación y uso mediático ha puesto en entredicho si, en vez de seguir enarbolando su estandarte visceral y vital, en realidad —desde una perspectiva general— terminó por venderse. En todo caso, la idea de que este género desenfrenado se haya puesto a la orden de causas ideológicas no es tan descabellada. El rock y la política no han solido ser los mejores amigos. Géneros como el punk han profesado la transgresión y la crítica política hasta llegar al anarquismo —Sex Pistols y su himno "God Save the Queen", Ramones con su dura crítica al presidente Reagan en "My Brain is Hanging Upside Down", The Clash con "London Calling"—; sin embargo, los tiempos han cambiado: Margaret Thatcher murió, la Guerra Fría terminó y ciertamente la política perdió fuerza y se renovó para presentarse como un nuevo producto de mercado. El rock, por su lado, encontró así otra labor aparte de disidir: respaldar. A continuación cinco momentos de la historia en los que el rock y la política se han dado la mano por un objetivo común.


The National / Barack Obama [2008-2012]

Barack Obama era inspirador. Tras ocho años bajo el mando del republicano George W. Bush, un político como Obama, promotor de un discurso de igualdad, supo ganarse el corazón de los estadounidenses, incluido el de la banda de rock favorita de Ohio, The National, que permitió que una versión instrumental de su canción "Fake Empire" fuera usada en los videos de campaña del entonces candidato demócrata.



Las notas del piano de aquella canción, sumado a un conmovedor video que presentaba una decena de personas pidiendo “esperanza” fue el inicio de una bonita relación entre el cuarteto liderado por Matt Berninger y Barack Obama, la cual se estrechó aún más durante la campaña de reelección en 2012, al comprometerse a viajar, tocar y recaudar fondos para el Presidente. 



Era tal su afinidad con Obama, que al aparecer un fanvid aparentemente realizado por unos estudiantes en apoyo al republicano Mitt Romney, en el que usan el tema, la banda se pronunció inmediatamente: “Esta canción fue escrita pensando en todo lo opuesto a lo que propone Romney (…), cada persona involucrada en la creación de esta música está votando por el presidente Obama”. En cierta ocasión le preguntaron a Matt Berninger si The National era una banda política y si no temían repeler a sus seguidores. La respuesta fue simple: “Las reglas que se escriben ahora van a definir el futuro de mi hija. La idea de un viejo hombre blanco diciéndole con quién se puede casar me enfurece (…) Hay cosas más importantes que nuestra banda de indie rock”.


Kid Rock / Mitt Romney y Donald Trump [2012 – 2016]


Un eterno patriota. En 2012, el american badass hizo de su canción "Born Free" un tema libre para que cualquier candidato pudiera usarlo. Sin embargo, Mitt Romney, el rival de Obama, no sólo buscaba el apoyo de la canción, sino también el del artista. Fue así que, tras un encuentro, Romney convenció a Kid Rock de trabajar por Detroit —ciudad del rockero— y accedió así a participar activamente en la campaña: cantó en los mítines o en la Convención Republicana y dejó huella con una dura frase: “Dicen que Obama está mintiendo, es por eso que estoy votando por Romney y (Paul) Ryan”.



A pesar de no ser considerado un republicano real, el cantante ha demostrado una tendencia hacia este partido o, por lo menos, hacia sus candidatos. Durante la globalmente polémica campaña presidencial de 2016 entre Hillary Clinton y Donald Trump, Rock saltó a la palestra para apoyar al magnate.



“Apoyo a Donald Trump, no importa si eres demócrata o republicano, si eliges a Hillary, Bernie, Rubio, Cruz o quien sea, tendremos la misma mierda. (…) Dejen al jodido empresario manejar (Estados Unidos) como un jodido negocio”, sostuvo a inicios de la campaña de Trump. Desde ese momento, el hoy Presidente entró a sus mítines con "Bawitdaba" de fondo, mientras que Kid Rock ponía en venta merchandising con el lema “Make America badass again”, en referencia tanto al eslogan de Trump como a su propio apelativo.


Fleetwood Mac / Bill Clinton [1993]


La banda llevaba 11 años separada. No obstante, el triunfo presidencial de Bill Clinton en 1993 fue suficiente motivo para juntar a Stevie Nicks y compañía. A pesar de no contar con el permiso oficial de sus autores, "Don’t Stop", del mítico álbum Rumours (1977), acompañó a Clinton durante todo el transcurso de su campaña en 1992 frente al presidente Bush padre y Ross Perot. Pero al salir victorioso tuvo que contactar a la banda para ofrecerles cantar en su ceremonia de inauguración, quienes aceptaron gustosos reunirse una vez más para celebrar su triunfo.



Mick Fleetwood reveló que al escuchar su canción en la campaña de Bill Clinton, nadie se opuso. Por el contrario, sintieron gran honor de acompañar al Partido Demócrata. En el mismo orden de ideas: el año pasado Stevie Nicks ofreció cantar "Landslide" en la ceremonia de inauguración de Hillary Clinton. Lamentablemente, la historia no le permitió cantar para otro triunfo demócrata. 


Red Hot Chili Peppers / Bernie Sanders [2016]


Antes de prever la inevitable victoria de Hillary Clinton en las primarias del Partido Demócrata, Bernie Sanders logró atraer el apoyo de grandes exponentes del rock. El más importante: los Red Hot Chili Peppers, quienes encabezaron el concierto de recaudación de fondos de campaña. “La idea de tener un presidente que no defienda los intereses del lobby corporativo es hermosa”, argumentó Flea en una carta abierta.



Curioso fue que, mientras Hillary Clinton tenía el apoyo de los artistas más mediáticos, como Katy Perry, Miley Cyrus, Lady Gaga, Jennifer Lopez, etc.; Bernie Sanders había concentrado a importantes personajes del indie rock y el heavy metal, como Wilco, Cat Power, Thruston Moore, Billy Bragg y Roger Waters, entre otros más.


Charly García / Carlos Menem [2003]


García y Menem eran amigos desde que el músico y compositor tocó en la Quinta de Olivos en 1999 para un evento privado del entonces Presidente, cambiando su creencia de ser un “completo antimenemista”.


 


Cuando Fernando de la Rúa asumió el mando de Argentina, Charly no tuvo más que palabras de lástima para él, ya que no tenía oportunidad de igualar a su amigo “Carlitos”. Corría el año 2003 y Menem se enfrentaba en una segunda vuelta a Néstor Kirchner. Entonces Charly García no perdió la oportunidad de salir a apoyar a su compinche, e incluso comenzó a correr el rumor de que posiblemente se convirtiera en ministro de Cultura en caso del triunfo de su amigo, lo cual no sucedió.

***

Identificar y reseñar las pequeñas anécdotas que construyen la historia completa de la música es una labor de hormiga que en realidad corresponde a quienes se consideran melómanos.

REFERENCIAS:
Mayra Leon Basurto

Mayra Leon Basurto


  COMENTARIOS