PUBLICIDAD

MUSICA

Para Elisa: Los datos que no conocías de la pieza más famosa de Beethoven

Compuesta en 1810, ‘Para Elisa’ fue descubierta por un musicólogo 40 años después de la muerte de Ludwig van Beethoven.

Für Elisa o en español Para Elisa, es una de las obras más importantes y conocidas de Ludwig van Beethoven, el icónico compositor, director de orquesta, pianista y profesor alemán de música clásica que tenía la peculiaridad de estar sordo. Pero una de las particularidades de esta melodía que logró fama mundial es que fue descubierta y publicada 40 años después del fallecimiento de Beethoven, pues se trataba de una partitura perdida, y además, el nombre de Elisa supuestamente se trata de un nombre incorrecto.

¿Cuándo se compuso ‘Para Elisa’?

Las partituras que encontró un musicólogo alemán descubrió que esta pieza de música clásica fue compuesta por Beethoven el 27 de abril de 1810, pero estaba incompleta.

PUBLICIDAD - SIGUE LEYENDO ABAJO

De acuerdo con Marcelo Balat, pianista de la Orquesta Sinfónica Nacional de Argentina, esta obra maestra se publicó en 1867, 40 años después de la muerte del compositor en 1827 y fue descubierta por un joven musicólogo de nombre Ludwig Nohl, quien encontró esta reliquia en los cuadernos del compositor.

Historia de ‘Para Elisa’ de Beethoven

Se dice que Nohl encontró los manuscritos del artista, los cuáles estaban en posesión de Therese Malfatti von Rohrenbach, una joven que era alumna y amiga del compositor, quien supuestamente al mismo tiempo mantenía una relación con el músico.

PUBLICIDAD - SIGUE LEYENDO ABAJO

La historia cuenta que en 1810 Beethoven asistió a un recital de Teresa, quien se puso muy nerviosa en el evento y abandonó la sala llorando. El músico fue tras ella para calmarla y en la plática le dijo que le iba a componer una sonata y así fue, pues al otro día la joven pianista recibió como regalo la partitura.

Una teoría señala que en realidad en aquella hoja decía ‘Para Teresa’, pero como el papel ya estaba desgastado y viejo, cuando Nohl lo vio pensó que decía ‘Para Elisa’ y así se quedó.

PUBLICIDAD - SIGUE LEYENDO ABAJO

Por otro lado, el musicólogo berlinés Klaus Martin Kopitz, quien se dio a la tarea de investigar quien era la misteriosa Elisa, aseguró que el alemán dedicó la obra en La menor ‘A la memoria de Elisa’, refiriéndose a Elisabeth Röckel, amiga de Beethoven.

Hasta ahora ambas historias solo han quedado en teorías, pues no se sabe exactamente si el compositor creó esta pieza para su amiga Elisabeth o para su alumna Therese, a quien le prometió que le escribiría una pieza. A pesar de esto, ‘Para Elisa’ se convirtió en una de las obras más grandes de la historia musical.

PUBLICIDAD - SIGUE LEYENDO ABAJO
Podría interesarte
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD