The Mud Howlers: La magia del futuro que nunca existió

viernes, 21 de octubre de 2016 7:45

|Alex R. Myrt



La guerra sucia y la prohibición ideológica arrastraron al rock 'n roll a un periodo de oscurantismo musical en el México de los 70, a consecuencia de ello, muchos se preguntan ¿qué habría sido de nuestra escena con místico guitarrista puramente mexicano? ¿y nuestra rebelde y glamorosa voz femenina cómo hubiera sido? ¿hasta dónde llegaron los cuartetos más prendidos de la psicodelia mexicana?...

Ahora todo es diferente; lejos están de poder parar lo que ahora en México sucede, pues la psicodelia está de vuelta y completamente renovada. The Mud Howlers es la banda mexicana que alza la mano para probarlo. Los muchachos de Hermosillo, Sonora se han ganado la atención de escuchas con gustos muy sofisticados y un sonido peculiar, como si emanaran inmensas tormentas de arena de sus instrumentos llevando el espectáculo del desierto a tus oídos.

 

The Mud HowlersFoto: Napoleón Habeica

La voz a cargo de Nathan Larriaga y el eufórico baterista Charlie fueron los encargados de formar un dúo. Con el tiempo, Norbi (hermano de Nathan) se sumó en el bajo y Felipe fue el último en llegar, pero cual Kreiger, hace sonar la guitarra y los teclados de forma única añadiendo los ingredientes precisos para que la infusión psicodélica se haga presente.
Ya con la alineación oficial, han abierto conciertos para bandas como Molotov y The Last Shadow Puppets. A este paso, seguro  habrán bandas que consideren un honor compartir escenario con ellos. 

The Mud Howlers se encuentran ahora promocionando su sencillo 'Alchimist Gold', su más reciente sencillo incluido en "Timeliness", su primer LP —Long Play— y cuyo video fue dirigido por Jorge G. Camarena. Sus trabajos anteriores fueron únicamente EP —Extended Play—.
Intimando quizá en los detalles de las canciones nos platicaron con respecto al arte del disco y acerca de su colaboración con Tito Fuentes de Molotov.

¿Qué tienen de especial estos músicos? Cuando se habla con ellos se percibe ese amor a la experimentación sonora.  No pudieron haber hecho algo más, su talento era tocar rock psicodélico e influyó mucho la visión que tienen del tiempo; es evidente que saben diferenciar entre música con calidad y piezas manufacturadas que llenan tops.
Durante la charla con los chicos de The Mud Howlers no faltó la cordialidad y términos esenciales cuando se habla de rock, guitarras, sincronización del ambiente con la producción musical, una obra perfectamente estructurada y claro, Hendrix.

Timelines - The Mud Howlers

Portada de "Timeliness" 

 

Siempre es difícil encontrar un vínculo con los integrantes de una banda, al menos uno duradero, ¿Cuánto tiempo lleva la alineación original de The Mud Howlers?

Felipe: Llevamos tres años tocando juntos, y unos meses más, más o menos desde el verano del 2013. En 2011 sólo eran Nathan y Charlie, posteriormente se unió Norberto para tocar el bajo con ellos, luego hicimos una gira juntos. Yo tenía una banda por ahí y al final me quedé con ellos.

Still 2

 Dos EP,s "Get Inside the Muds" y "R R R" ya son claramente una trayectoria musical estructurada, ¿Cuál es la constante que se mantiene con respecto a la creación musical de los dos sencillos?

Felipe: El sonido principalmente tiene que ser atascado, pero no tanto. Quizá en los efectos algunos delays de fondo o algunos sonidos, pero no con tanta distorsión.

Nathan:: Lo que sí se mantuvo fue la influencia de las guitarras clásicas. Fue una combinación de lo que estábamos descubriendo y lo que ya habíamos consolidado como sonido.

Felipe: Los teclados también cambiaron, quizá habían mas sintetizadores y en este ultimo EP hay más piano eléctrico, órgano y piano acústico. Charlie también destacó en la batería, es como un Ringo Starr versión negra.

The Mud Howlers

Nathan: En ese disco se entendió las seriedad del asunto, era la primera vez que estábamos en un estudio y tenía que sonar como una banda. Sonic Ranch es una experiencia muy intensa.


Sabemos que trabajaron con Tito Fuentes de Molotov ¿Cómo surge este vínculo y qué tan importante es para la banda?

Felipe: Fue poco a poco, nos conocimos en 2013 y tuvimos la oportunidad de abrirle a Molotov, de ahí empezamos a hablar de música. De hecho fuimos a su estudio en Coyoacán y ahí tocamos 'R R R' que fue la que le dio el nombre al EP.

Nathan: Tito empujó a la banda a grabar sin metrónomo en cinta, rescatando mucho el sonido clásico y dándole un toque más sólido. Él fue el que nos llevó a Sonic Ranch. En Hermosillo hay muy pocos lugares para tocar y una escena muy escasa, ya que si quieres vivir del rock, no es un buen lugar para empezar, lamentablemente.

Still 4

Nuevo disco ¿misma tendencia?
Hablando de lo que venía para la banda, Felipe añadió el sentido del disco, describiendo una obra conceptualizada completamente, sin cabos sueltos y mucho poder diciendo lo siguiente:

"El arte del disco está inspirado en una obra de Ariel Guzik, quien hace máquinas y casi todas emiten sonidos, se encuentra en Chapultepec en el Cárcamo de Dolores en la Ciudad de México, se llama Cámara Lambdoma. Dice que es como una máquina del tiempo, pero es una instalación completa con una torre meteorológica totalmente análoga, todo es cableado. Resultó que hace como dos años la habíamos visto.

Después, a finales del año pasado estábamos pensando qué sería del arte del disco, luego recordamos a este artista y decidimos ligarlo directamente con el concepto que se había manejado durante todo el disco: el tiempo.

De hecho, primero le queríamos poner "Time Machine" al EP, pues él dice que sus máquinas son como si el futuro nunca hubiera ocurrido, así como una pausa en el tiempo en la que lo digital no existe y sólo lo análogo es parte de esa concepción. Así es nuestro concepto, como el futuro que nunca existió, sin el pop, como si el rock no se hubiera dormido un rato" –Refiriéndose al verdadero sentido de hacer música orgánica—.

Resultado de imagen para mud howlers

'Give Me Something' es una canción que me gustó mucho, tiene un cambio de ritmo muy especial, creo que define mucho las intenciones de la banda musicalmente. ¿De qué va el proceso creativo de piezas así?

Nathan: Pues en 'Give Me Something', Felipe estaba jugando con unas escalas como egipcias —así comienza la canción—, pero combinadas con un poquito de blues. Se grabó en la primera casa que estuvimos en México, se grabó en un sótano y define mucho lo que estamos haciendo con las canciones. Empezamos con verso-coro y de repente hacemos casi otra canción.
En 'Alucinations' también ocurre algo parecido. Siempre hemos tenido el gusto de estar experimentando con base en grandes músicos como Jimmy Hendrix o The Beatles. 

 "Timeliness" ya está corriendo en la web, ¿Qué otra novedad podemos esperar de esta promoción del disco?

Felipe: Pues vamos a sacar una versión en vinil, tenemos la intención de que el disco se escuche, quizá. Se ha perdido la costumbre de disfrutar de un álbum completo, la gente debe escucharlo porque todo está relacionado, las canciones se presentan de una manera corrida.

Nathan: Con Jorge González Camarena pretendemos hacer una secuela de diferentes rolas y vamos a formar una pequeña película, creemos que Jorge es una persona totalmente capaz como para ejecutar esta idea. Trabajó con Porter y Technicolor Fabrics. También estamos desarrollando una especie de documental con una productora de cine local, independiente, en la que se pretende mostrar un poco todo lo que pasamos en los proceso de grabación, algo más íntimo.



De parte del equipo de Cultura Colectiva agradecemos a Felipe, Nathan, Norbi y Charlie la información proporcionada, además de la excelente propuesta musical.
The Mud Howlers anunció también que se presentarán en la Ciudad de México en noviembre, toda la información está en su sitio web o en el social media de la banda. Escuchen "Timeliness" y conciban una obra muy bien estructurada conceptual y musicalmente.
Escuchen más en themudhowlers.com


TAGS:
REFERENCIAS:
Alex R. Myrt

Alex R. Myrt


  COMENTARIOS