Música

¿Tiene la música un espacio en la televisión?

Música ¿Tiene la música un espacio en la televisión?

MTV cambió la manera en la que consumimos la música. Para muchos comenzó con buenas intenciones, pero las buenas intenciones mutaron a sólo querer tener buenas ganancias sin importar el género o valor de lo que se transmitía. Si se vendía bien, lo veíamos en el famoso canal. Claro, en el momento sirvió para dar empuje a muchas cosas que tuvieron relevancia artística con el tiempo, como pasaría con el movimiento Grunge, pero eso se apagaría y daría paso a nuevas tendencias, que nuevamente cederían su puesto a la próxima tendencia de moda en el futuro. No era algo constante ni ideológico, sólo importa el dinero.

 

Ahora, no es que esto sea del todo malo pues, si una banda puede aprovecharse de la televisión para llegar a otras audiencias seguramente aprovecharán la oportunidad de hacerlo. Una opción a esto son los late shows y programas con otros formatos orientados a la música que abundan desde hace tiempo, pero no todos ofrecen espacio a cualquier género musical.

 

Existen muchos late shows y muchas bandas que no suelen tener espacios en medios más grandes que son considerados en programas de este tipo en Estados Unidos. El formato es básicamente el mismo en todas las cadenas que lo emplean: buscan a un tipo carismático y que tenga cierto dominio sobre lo que ocurre en el mundo, que sea de interés masivo, o al menos interesante. Los “late shows” de Letterman, Fallon, Kimmel y Leno.

 

 

Estas no son las únicas alternativas que existen. Otros programas están dirigidos directamente a la música como “That Metal Show”, “Later with Jool’s Holland” y “The Henry Rollins Show”. En el primero apenas alcanza para los chistes y discusiones divertidas sobre tus bandas favoritas de música pesada pero no tiene actuaciones en vivo, el segundo es un clásico que tiene años vigente y siempre ha dedicado un espacio a la música británica y de todo el mundo. El tercero es un programa que dejó de salir al aire pero que fue una alternativa un poco más dura, ya que su host, Henry Rollins, intercalaba un poco de humor, entrevistas y mucho contenido político sobre el uso de los medios y la gestión de gobierno de los Estados Unidos en dicho programa.

 
 
 
 
 
 
 
Ahora hablemos de un concierto completo, de llevar la experiencia en vivo a la sala de tu casa. Existen espacios así, como “Live from Abbey Road”, “BBC Sessions” y “Sesiones con Alejandro Franco”.
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
Existen otros programas y formatos en los que la música sigue teniendo mucho espacio, por ejemplo, el Melodifestival en Suecia, es una gran competencia anual que organizan los medios de televisión de ese país para así  obtener su representante para el Festival de la Canción de Eurovisión que es la máxima competencia de este tipo. Se critica mucho al jurado de la competencia, pues se orienta a la música comercial, aunque hay diversidad de géneros musicales participando. Lo cierto es que ha servido para impulsar las carreras de algunos grandes artistas; por ejemplo ABBA en 1974 con su canción Waterloo, que luego serían los reyes de la canción en el Eurovisión, consiguiendo el primer lugar en ese año.
 

 ABBA – Waterloo (Live on Eurovision)

 

 

Las bandas pueden aprovecharse de la televisión para difundir su música, sólo deben tener suerte y talento para que los medios adecuados se interesen en difundir su música. Porque hay bandas que merecen mucho más que 15 minutos de fama.  

 

 

Referencias: