Música

Top 5: Guitarras de Fender

Música Top 5: Guitarras de Fender

Fender es una empresa dedicada a la creación de instrumentos musicales, guitarras y bajos para ser más precisos. La marca ha sido un gran competidor de Gibson desde el momento en el que se funda en la década de 1940 y no ha parado desde entonces. Fender es tan reconocida como lo podría ser una banda dentro del mundo de la música, sobre todo entre ejecutantes y músicos que buscan recrear un sonido especial o sólo quieren intentar sonar como su banda favorita. A través de los años han fabricado muchos modelos para diferentes exigencias y éstas han sido algunas que han dejado marca, tanto por su venta como por las bandas que marcaron época con ayuda de sus equipos.

 

 

Fender Jaguar

 

Fue una guitarra que se puso a la venta en el año 1962; se  popularizó entre los grupos de surf rock en los años 60 y los grupos de rock alternativo a principio de los años 90, gracias a que los músicos de estos géneros encontraron en ella sonidos y efectos adecuados para lo que querían tocar. Sus características, similares a la Jazzmaster (su guitarra hermana), llamaron la atención de The Ventures y luego de que la música surf se apagara, fue retomada en la disciplina del rock alternativo y el shoegaze de mano de Sonic Youth y otros como My Bloody Valentine.

 

 

Precision Bass

 

    También conocido como el P-Bass, fue el primer bajo que se produjo masivamente en el mundo a principios de 1950. La idea nació por una necesidad de comodidad, ya que para usar el contrabajo se necesitaba de mucha habilidad y espacio, dominar las técnicas de afinación; además la ejecución para una buena presentación dependía de mucho tiempo de práctica y Fender quizo ahorrar espacio y comodidad a los músicos garantizando también un gran sonido. Algunos de los músicos que usaron este modelo fueron Roger Waters (Pink Floyd) y Geezer Butler (Black Sabbath). Fender sacó muchos otros modelos de bajos como el Jazz Bass, pero ninguno que soportara el paso del tiempo y mantuviese popularidad como el P-Bass. 

 

 

Fender Jag-Stan

 

Es un híbrido entre la Jaguar y Mustang, la idea nació a partir de una exigencia de Kurt Cobain a Fender, quien mostraba una necesidad por combinar los efectos de ambos equipos que eran muy de su agrado ya que la música de Nirvana estaba marcada en la guitarra por influencias de punk, folk y música pop. Es verdad que la guitarra no fue tan popular y que Cobain no usó uno de los dos modelos que fueron fabricados sólo para él, pero nunca se vio totalmente satisfecho con el resultado final. Se comercializó mucho después de su muerte y se suspendió su producción en 2005, aunque retomó vuelo en el nuevo proyecto musical de Peter Buck (exguitarrista de REM).

 

 

Telecaster

 

    La Telecaster no es más que la evolución lógica de la Esquire, una de las primeras guitarras de cuerpo macizo producidas en grandes cantidades desde el año 1952. Presenta mejoras respecto a su antecesora ya que posee una pastilla más, para sumar dos. Su sonido era muy simple y atractivo para bandas y cantautores de música country, pero nuevamente, llega el rock & roll a cambiar paradigmas y de mano de Keith Richards (Guitarra de los Rolling Stones) la haría popular entre el género, haciendo del instrumento en un clásico.  

 

The G.E. Smith Telecaster

 

Stratocaster

 

    La madre de todas las guitarras, para muchos ejecutantes en el mundo de la música. Un sonido que ha sido protagonista desde que el rock & roll suena en las radios. Fue puesta a la venta en el año 1954 y desde entonces ha sobrevivido al paso del tiempo; pasando por manos de músicos de rock, jazz, funk e incluso heavy metal. Son incontables los solos que grandes ejecutantes han marcado en sus trastes y cuerdas, David Gilmour de Pink Floyd y Eric Clapton, sólo para mencionar algunos ejemplos. Fue la "víctima" y protagonista de aquel famoso suceso en el que Jimi Hendrix enciende su guitarra en llamas para ganar una competencia personal que superara la presencia y  energía con la que tocaba en vivo Pete Townsend de The Who.

 


Referencias: