Tres delincuentes asaltan a 29 policías y dejan en ridículo a la Gendarmería mexicana

Jueves, 18 de mayo de 2017 14:02

|Vicente R

 

La situación de violencia e inseguridad en México se ha salido de control y no se ve una salida clara con autoridades rígidas que no logran reaccionar.

En un hecho más bien chusco, tres sujetos armados asaltaron un camión en el que viajaban 29 elementos de la Gendarmería que se dirigían de Acapulco, Guerrero, hacia la Ciudad de México.

Todo pasó en la Autopista del Sol, que conecta al Puerto de Acapulco con la Ciudad de México, a la altura de la caseta de cobro de Alpuyeca, Morelos.

Según el reporte de las autoridades federales, “aproximadamente a las 22:18 horas” y “sin autorización”, el conductor detuvo la marcha del vehículo para bajar de la unidad y hacer del baño.

“Luego de unos minutos, el chofer regresó y reinició la marcha; sin embargo, a los pocos metros volvió a detener el avance con el argumento de que el vehículo tenía una fuga de aire en una de las mangueras. Fue en ese momento cuando subió en compañía de tres sujetos con armas de fuego cortas, los cuales empezaron a insultarnos, refiriendo que era un asalto”, señala el reporte de la Gendarmería.

El reporte también indica que los tres sujetos mantuvieron al chofer sentado en el volante, mientras despojaban de celulares, dinero, anillos, carteras, relojes, mochilas entre otras cosas a los elementos de la Gendarmería. Todo eso en un lapso de cinco minutos.
Después de los hechos, los policías decidieron irse del lugar y continuar con su viaje hacia la Ciudad de México, donde reportaron el asalto a sus superiores.

Este bochornoso caso se suma a uno ocurrido hace días donde elementos del Ejército detuvieron a 60 personas que se hacían pasar por policías municipales de Zihuatanejo, pero que en realidad  formaban parte de la delincuencia organizada.

A través de un comunicado, el gobierno del priista Héctor Astudillo informó que al menos 42 uniformados son “sicarios infiltrados” en la corporación, tres más fueron señalados como mandos de un grupo delincuencial y 15 policías estaban en funciones a pesar de que no pasaron los exámenes de control y confianza.

Pero no son los únicos casos ridículos que protagonizan las autoridades encargadas de cuidar la seguridad de los mexicanos.
También en Guerrero, que ya de por sí es uno de los estados más golpeados por la violencia y delincuencia, autoridades decidieron tomar otro tipo de estrategia para combatir a los malos. Ahora han llamado a la "Policía Celestial" para que oriente y capacite a sus elementos en valores y sentido espiritual.

El arma que utilizan no es una pistola o un rifle, más bien es la palabra de Dios y Jesucristo. De esta manera las fuerzas del orden recibirán capacitación en un tema tan primordial como lo es la fe.

Con todo esto uno se puede cuestionar, ¿qué le ha pasado a la policía en México? La respuesta puede ir desde la corrupción, los bajos salarios, la falta de capacitación, una calidad más baja de los controles mínimos necesarios de preparación, autoridades sumisas que han sacado al Ejército de los cuarteles y han abandonado a sus policías.
Al final todo esto puede provocar risa pero quitando el sentido humorístico, es preocupante que los encargados de cuidarnos estén en esta situación.

*

Podría interesarte: 

¿AMLO un riesgo para la economía mexicana? Expertos aseguran que NO

México, ejemplo de un gobierno que ha perdido el control de su país

¿México es el segundo país más violento del mundo? Este reporte dice que sí





TAGS:
REFERENCIAS:
Vicente R

Vicente R


  COMENTARIOS