Switch to English
Arte
Cine
Comida
Entretenimiento
Estilo de vida
Historia
Letras
Moda
Fotografía
Música
Viajes
Catar

TECNOLOGIA

Los guiños de MSN y otras cosas que sólo los niños de los 90 recuerdan

Por: Alejandro Vizzuett6 de septiembre de 2022

Los niños de los 90 no nacimos con la tecnología, pero nos fuimos gestando con ella y sus diversas adaptaciones al mundo digital que conocemos hoy día. Herramientas y aplicaciones como Messenger, Encarta, y muchos más dieron pie a las redes y plataformas que ya se volvieron parte de la vida cotidiana, y las cuales exploraremos brevemente aquí.

Messenger

Se trata de una de las primeras redes sociales que existieron en el mundo, y la que revolucionó la forma de comunicarse de los Millennials y las generaciones que los precedieron, ya que a raíz de la creación de un correo electrónico, podías mantener contacto con todas las personas que tuvieras en tu agenda de emails, por lo que era común intercambiar las direcciones electrónicas en las fiestas o en la escuela para seguir la charla en el mundo digital.

Una de las cosas que más recordamos de esta herramienta, que fue comprada por Facebook tiempo después, son los guiños y los zumbidos que podías enviar a tus contactos para llamar su atención.

Encarta

Antes de la creación de Wikipedia y los sitios de internet, los niños de los 90 pasábamos horas buscando la información para nuestras tareas, o simplemente perdiendo el tiempo en los espacios de ocio, en Encarta y sus variantes: Encarta 98, Encarta 2000, Mi Primera Encarta, entre otras.

Se trataba de una especie de enciclopedia digital con un montón de información de la temática que nos gustase, y formaba parte de los programas integrados en Windows. Podías leer desde temas sobre biología, física y química, hasta conocer, en tours virtuales, algunos centros históricos o puntos de referencia actuales de diversos países.

Discos de AOL

Si tenías una computadora pero no contabas con un servicio de internet anclado a tu teléfono fijo, estos discos podían ser tu salvación: aparentemente, otorgaban a quienes los ocupaban un acceso remoto y reducido a internet, pero éste casi nunca funcionaba de la manera esperaba, ya que era demasiado lento o, incluso, inexistente.

Mucha gente se quejaba de estos discos porque no cumplían con su labor a menos de que te suscribieras a un servicio de American Online, que tenía un precio bastante elevado y que no llegaba a todas las zonas. Por eso, al final se terminaron convirtiendo en frisbees para la diversión familiar.

MySpace

Puede considerarse como el abuelito de las redes sociales ya que gracias a ella muchos jóvenes conocimos el poder de crear un perfil online para causar tendencia… al menos entre nuestros conocidos, porque en un inicio los perfiles no llegaban a un nivel global.

Gracias a MySpace surgieron otras redes sociales que buscaban capturar la atención del público ofreciendo elementos gráficos más impactantes y una mayor libertad para los usuarios, entre ellos: MetroFlog (una mezcla entre lo que hoy es Facebook e Instagram), Hi5 (muy similar a Facebook), FotoLog (el abuelo de Instagram), entre otros.

Palm

Esta herramienta fue el predecesor de los teléfonos inteligentes aunque no permitía a los usuarios tener llamadas a larga distancia. Lo que sí se podía hacer con el dispositivo era mantener una mejor calendarización de los eventos del día, y las ediciones más modernas incluso accedían a las cuentas personales de correo electrónico para programar sus envíos.

La empresa se estancó con la modernización de los celulares, aunque fue la pionera en mostrar las posibilidades que un aparato pequeño podía tener siempre y cuándo éste tuviera acceso a internet y a diversas aplicaciones.

Discman

Luego de la creación de los cassettes de música surgieron los discos digitales, que eran más portátiles y les cabía más información. Y es por ello que también se lanzaron reproductores portátiles para estos discos en caso de que el público deseara escuchar música fuera de un coche o cuando estaba lejos de su estéreo.

Sony fue el pionero en lanzar este tipo de reproductores, que tenían diseños increíbles e innovadores en colores metálicos y los cuales podías guardar en unas mochilas especiales que regularmente se colgaban al hombro o a la cintura. Lo malo de estos aparatos era que tenías que llevar tu estuche de discos si querías escuchar música variada.

Tamagotchi

Para juguetes digitales, nada como estos pequeños huevos que fomentaron en los Millennials el sentimiento de responsabilidad, ya que su objetivo era que el usuario conviviera con una mascota virtual a la cual debía cuidar, alimentar y dar atención 24/7 (lo que hacía que la tarea fuese muy cansada).

Desgraciadamente, a la mayoría de los que jugamos con uno se nos morían las mascotas por un pequeño descuido, lo que causaba una gran frustración y momentos tristes. Hoy ya existen aplicaciones, como la de Pou, que simulan el modo de juego de un Tamagotchi.


Recomendados: Enlaces promovidos por Taboola: