INICIO NOTICIAS VIDEO SERIES INFOGRAFÍAS ARTE FOTO CINE HISTORIA LETRAS MÚSICA DISEÑO ESTILO DE VIDA MODA VIAJES CIENCIA Y TECNOLOGÍA COMIDA

Todos los derechos reservados 2017
© Cultura Colectiva

Together WeRoll: ¿Cuántas bicis se necesitan para cambiar a México?

18 de abril de 2018

Cultura Colectiva

En el marco del Día Mundial de la Bicicleta, WeWork, Chop Chop Bikes y Cultura Colectiva se unieron para dar forma a Together WeRoll, una campaña para donar bicicletas a adolescentes y adultos de Iztapalapa, y proveerles de una solución a los problemas de movilidad que enfrentan.



Sábado 14 de abril. Todo empezó muy temprano por la mañana cuando miembros y empleados de estas empresas partimos de WeWork Varsovia para rodar poco más de 25 kilómetros hacia el nororiente de la Ciudad de México. La cita era con la comunidad de La Planta en Iztapalapa, una de las más golpeadas por el sismo del 19S, donde nos esperaban adultos, niños y niñas en situación de vulnerabilidad.


Después de rodar por dos horas, finalmente llegamos a La Planta, una colonia de difícil acceso para automóviles, donde el transporte público no es una opción para viajar con seguridad y rapidez. A primera vista, las calles lucen desoladas: cientos de personas perdieron su patrimonio en el terremoto. Más al fondo, aún hay escombros y sobre la avenida principal decenas de familias acampan de forma permanente; sin embargo, esto no evita la calidez de la gente, su deseo de revertir esta situación y rodar un paso a la vez hacia un futuro mejor.





Together WeRoll es una idea que nace a partir del sueño de WeWork, de dejar su huella más allá de sus espacios y del compromiso de Chop Chop Bikes por proporcionar herramientas de movilidad a quienes más lo necesitan. Juntas, ambas empresas ofrecen a las personas la experiencia de formar parte de una red de apoyo que demuestre cómo el hecho de colaborar juntos hace una diferencia para cambiar la situación de personas y comunidades vulnerables.


La entrega de bicicletas nuevas de Chop Chop Bikes fue acompañada de un taller de reparación de bicis y otro más de arte y manualidades para los más pequeños.


Los compromisos de los niños y niñas que resultaron beneficiados fueron desde “llegar a tiempo a la escuela”, “visitar a mis tíos”, “mejorar mi salud” o simplemente “desestresarme andando en bici”. No sólo se trata de un medio de transporte o de un simple instrumento para mejorar la movilidad urbana. Todo eso está bien y cabe perfectamente en el discurso, pero en el fondo, recibir una bici es una oportunidad de hacer algo más importante: cambiar la vida de una persona, influir en su entorno y mejorar su salud.






Se trata de una filosofía de vida que va desde hacer ejercicio, mantener la mente y el cuerpo sano, además de promover el uso de la bici para mejorar el entorno y de paso, ahorrar unos cuantos pesos en transporte público y contribuir de forma sustentable a un planeta menos contaminado.


Es sinónimo de moverse, mantenerse activo y rodar sin importar las dificultades del camino. Es superar cualquier obstáculo y saber que basta pedalear, sentir el viento en la cara y acelerar para percibir la vida desde otro ángulo, uno que quizá no habíamos visto antes, ocupados entre el tráfico y la inmovilidad.



Finalmente y después de horas de convivencia y talleres, nos hidratamos con Zoé Water para rodar los 25 kilómetros restantes hasta el punto de partida con la promesa de volver muy pronto. El proyecto apenas comienza y en el marco del Día Mundial de la Bicicleta, WeWork, Chop Chop Bikes y Cultura Colectiva reafirman su compromiso con una pregunta a modo de reto:



¿Cuántas bicis se necesitan para cambiar a México?


**


TAGS: Creatividad México cultura
REFERENCIAS:

Cultura Colectiva


  COMENTARIOS

  MÁS DE CULTURA COLECTIVA

Las mejores películas del año que puedes ver en el cine Canciones de amor para pensar en tu crush aunque no se las dediques Canciones que tocan todas las bandas de covers Las mejores series en Netflix para volver a creer en el amor 26 películas y series secretas de Netflix que debes ver al menos una vez Fotografías de Jason Momoa y su familia que muestran su lado sensible

  TE RECOMENDAMOS