Lugares del Centro Histórico de la CDMX que tienes que visitar para conocer sus tenebrosas historias

Viernes, 9 de febrero de 2018 11:38

|Rodrigo Ayala Cárdenas
lugares embrujados en la cdmx

Es uno de los sitios más fascinantes y uno de los que mejor reflejan el carácter fantástico y siniestro de esta gran metrópoli.


Quien haya caminado durante la medianoche o la madrugada en alguna de las decenas de calles o callejones del Centro Histórico de la CDMX sin duda habrá sentido un halo frío en la espalda y un súbito temblor recorriendo su cuerpo. Y no precisamente por el miedo a posibles ladrones o vendedores de sustancias ilegales, sino a algo mucho más siniestro y que no tiene forma alguna: el miedo a lo desconocido, a lo ancestral y a lo extravagante que habita en esta antigua parte de la urbe.


El Centro Histórico es uno de los sitios más fascinantes pero también uno de los que mejor reflejan el carácter fantástico y siniestro de esta gran metrópoli. Debajo de este territorio aún descansan los restos de lo que hace siglos fuera la imponente Tenochtitlán, saqueada y destruida por los españoles y sepultada por sus imponentes edificios que nos recuerdan la imposición cultural al pueblo azteca.


lugares embrujados en la cdmx 1


Pocos lo saben, pero entre los vecinos célebres del Centro Histórico se encuentra el escritor mexicano de terror Bernardo Esquinca, autor de libros como Los niños de paja, La octava plaga o Toda la sangre. Un conocedor del folclor siniestro que habita en los edificios y calles de su lugar de residencia, donde se mezclan los secretos inmemoriales del pasado y la modernidad de una ciudad siempre en crecimiento.


Lo anterior es el pretexto ideal para que te armes de valentía, te coloques una buena chamarra y una mochila con provisiones a tus espaldas y te lances a realizar un recorrido por las antiguas calles del Centro Histórico con la finalidad de que conozcas sus más temibles leyendas. Con un poco de suerte los fantasmas te susurrarán sus secretos al oído…


lugares embrujados en la cdmx 2


Comienza por el Antiguo Palacio de la Inquisición, ubicado en el cruce de Brasil y Venezuela, en el barrio de Santo Domingo. El pasado de este lugar es bastante aterrador: fue la sede del Tribunal del Santo Oficio en los tiempos de la Colonia, así que imagina la cantidad de sufrimiento, torturas y muertes que se vivieron en este sitio. Los que aquí vivían vigilaban que no hubieran actividades de herejía, aunque también hicieron labores como policía secreta del gobierno virreinal.


lugares embrujados en la cdmx 3


«El edificio también albergaba a los temidos calabozos de la cárcel conocida como La Perpetua –así llamada por razones obvias–, que daba nombre a la calle con que hacía esquina. Sus celdas estaban tan escondidas y secretas que casi nadie en su momento hubiera podido localizarlas», escribió Guadalupe Lozada León en el número 44 de la revista Relatos e Historias en México.


Años después, este sitio sirvió como una escuela de medicina en la que se diseccionaban cadáveres. Está ubicado exactamente al lado de la iglesia de Santo Domingo.


lugares embrujados en la cdmx 4


Continúa en el "Edificio de los Ahorcados", ubicado en Donceles 66, entre República de Chile y Palma. Dice la leyenda que en el subsuelo de este edificio construido en 1828 –que alguna vez albergó la Academia Mexicana de la Lengua y ahora es la sede de una importante editorial y centro cultural–, hay una fosa común repleta de cuerpos. También se habla de avistamientos de fantasmas y cuerpos colgando de las vigas.


Sin desviarte de la calle de Donceles, continúa hasta encontrar la casa señalada con el número 13, donde antiguamente vivió el comerciante español don Joaquín Dongo. Este respetable caballero fue hallado muerto la mañana del 24 de octubre de 1789. Once miembros de su familia, incluyendo la servidumbre, también fueron hallados sin vida. Todos habían sido cruelmente asesinados.


lugares embrujados en la cdmx 5


Sin tardanza, el Conde de Revillagigedo ordenó la búsqueda de los culpables y se dio con ellos ante la presión social. La captura condujo a la ejecución pública de los ladrones, quienes se llevaron un botín de 20 mil pesos (para aquellos años era una verdadera fortuna), a base de garrotazos. No se sabe si en el lugar se aparecen los fantasmas de los muertos en aquel trágico incidente, sin embargo, es una de las historias más fuertes que llenaron de sangre este pedazo de la ciudad.


Tu camino deberá proseguir hacia la famosa casa de don Juan Manuel de Solórzano, erigida en República de Uruguay, entre 5 de febrero y 20 de noviembre. La recomendación es que no lo hagas a las 11 de la noche, de lo contrario corres el riesgo de que un hombre enfundado en una capa negra te pregunte la hora. Si antes de escapar le contestas, él te dirá antes de apuñalarte sin misericordia: «afortunado el que sabe la hora en que va a morir».


lugares embrujados en la cdmx 6


Lo anterior corresponde a la leyenda de don Juan Manuel, el primer asesino en serie de la ficción mexicana. La historia dice que este personaje, se caracterizaba por padecer unos celos terribles, sospechaba que su mujer lo engañaba con otro hombre. Invocó al diablo para hacer un pacto con él a cambio de que le dijera la identidad de quien le robaba el amor de su mujer.


El diablo le dijo que a las 11 de esa noche esperara afuera de su casa; el primer hombre que viera pasar sería el amante de su mujer y tendría que matarlo. Sin embargo, jugar con el diablo es caer en trampas perversa, pues cada vez que don Juan Manuel asesinaba a un nuevo hombre, el Señor de las Tinieblas le decía que había matado al hombre equivocado. Así fue como el pobre sujeto se sumergió en una irremediable espiral de muerte que finalizó cuando asesinó a su propio sobrino.


lugares embrujados en la cdmx 7


Una vez que hayas huido del cuchillo de don Juan Manuel, es hora de dirigir tus pasos a la calle Belisario Domínguez #5 donde se halla el Convento de la Concepción. En este sitio se dice que una joven de nombre doña María Gil fue separada del amor de su vida por culpa de su familia, la cual se oponía a la unión, y recluida tras los muros del convento que ostenta el calificativo de ser el más antiguo de México. Llena de pena, la mujer se ahorcó en uno de los árboles del lugar. El fantasma de la doliente se aparecía o se dejaba escuchar en las noches que envolvían de silencio el convento y llenaban de horror a las monjas.


-


Tráfico, contaminación, delincuencia, tumultos, manifestaciones, transporte público que no se da abasto e inseguridad (los verdaderos horrores para muchos de los que viven en esta megalópolis) se dan la mano con estas historias. Folclor y fantasía componen una urbe fascinante y contradictoria que vive gracias a una cultura dinámica. El Centro Histórico de la CDMX es el sitio donde pasado y presente se conjuntan y construyen relatos que nos hacen amar el espíritu de la capital del país, un monstruo digno de descubrirse a través de 62 lugares esenciales que te pueden enseñar más que cualquier libro de historia.


Rodrigo Ayala Cárdenas

Rodrigo Ayala Cárdenas


Articulista
  COMENTARIOS