INICIO NOTICIAS VIDEO SERIES INFOGRAFÍAS ARTE FOTO CINE HISTORIA LETRAS MÚSICA DISEÑO ESTILO DE VIDA MODA VIAJES CIENCIA Y TECNOLOGÍA COMIDA

Todos los derechos reservados 2017
© Cultura Colectiva

Todo lo que no te dicen cuando pruebas las pastillas anticonceptivas y el DIU

May 5, 2018

Diana Garrido

Tener sexo de forma natural es mucho más placentero y para evitar problemas, se creó la píldora anticonceptiva, ¿no es así?



No... de hecho, la píldora o el DIU sólo es un método anticonceptivo, más no una barreara contra las enfermedades de transmisión sexual.


Ambos son parte de los métodos más seguros y eficaces para evitar un embarazo, pero también suelen traer problemas hormonales y enfermedades de transmisión sexual; además de algunos efectos secundarios que se convierten en complicaciones graves como ceguera, obesidad y depresión.



En Estados Unidos se realizó un estudio puntual con usuarias de la pastilla. Eran cerca de 1022 de entre 18 y 30 años las cuales aseguraron haber tomado al menos una vez la pastilla. Todas en absoluto presentaron cambios que describieron como anormales y muy intensos como la pérdida del libido, depresión, ansiedad y deseos incontenibles de suicidarse. Esto último alertó a las autoridades médicas, mismas que pusieron en marcha un proyecto en el que los ginecólogos debían advertir a sus pacientes las consecuencias de tomarlos y usarlos en especial en su salud mental, pero ¿de verdad son daños —casi— irreparables? Por desgracia, sí.





-

Es posible que tu período se altere por —cerca de— 3 meses


Esto se debe a que las hormonas se ajustan a este método, por lo tanto, el tiempo que tardan en acoplarse es de tres meses, aproximadamente, pero cuando la irregularidad sobrepasa este tiempo, es señal de que las pastillas no están funcionando de manera correcta. Tal vez las hormonas están alterando tu sistema y en el futuro podrían provocarte quistes malignos.




-

Tal vez no tengas tantos orgasmos como antes


No sólo se disminuye la libido, sino que en el momento de la relación sexual es casi imposible llegar a un orgasmo. Antes se pensaba que la situación era contraria, debido a que por lo general, las parejas que se controlaban con este método presentaban síntomas de excelentes relaciones sexuales. Pero la realidad es que ambos funcionan como un ahogador de orgasmos.




-

Es posible que tengás jaquecas y migrañas


Desafortunadamente, no es un pretexto. Es una realidad que sufren más mujeres de las que se cree. Esto de debe a que los anticonceptivos pueden estar dañando tu presión arterial. Si es así, consulta un médico lo más pronto posible.




-

Tal vez te enojes con frecuencia y sin razón aparente


Aunque no queramos aceptarlo, los cambios hormonales pueden ser realmente intensos. Se trata de una de las reacciones más comunes, pero también de las más fuertes e intensas en el cuerpo humano. De pronto puedes presentar cuadros de ira y desesperación, así como de estrés, es normal. El verdadero problema llega cuando los ataques son más inesperados y cuando son más fuertes de lo que eran al principio. Entonces es recomendable que acudas con un especialista.




-

Posiblemente, te deprimirás


Otra consecuencia del movimiento hormonal es la baja de dopamina, misma que causa tristeza y cansancio, así como estrés que en ocasiones puede sentirse descomunal. De igual manera, si crees que te sientes demasiado triste y tienes ideas —incluso— suicidas, consulta a un especialista.




-

Si eres delgada, quizá notes un sorpresivo aumento de peso


Algunos anticonceptivos tienen cortisona en sus compuestos. Esto hace que el cuerpo luzca ancho y con altos niveles de líquidos en él. Esto no es peligroso durante un tiempo; no obstante, si al pesarte el aumento es de más de 20 kilos, debes estar alerta. Existen casos en los que las usuarias han subido de peso más de 30 kilos en 3 meses. Si después de hacer dietas no logras bajar ni 5 kilos, el problema es hormonal.




-

Será más fácil que te brote acné


A este tipo de acné se le denomina quístico y se apodera del rostro y pecho, principalmente. En ocasiones, estos granitos son dolorosos y supuran pus. Incluso hay algunos que además de causar dolor, producen mal olor.




-

Quizá tendrás dolores musculares intensos


Por lo general hay una forma muy sencilla de descartar dolores musculares comunes de los provocados por los anticonceptivos: cuando se trata de un malestar de ejercicio o por el uso excesivo del cuerpo se calman con analgésicos, pero si no se quita y al contrario, se hace cada vez más fuerte, es probable que el DIU y las pastillas estén cansando más tu cuerpo de lo normal. Por lo tanto, el flujo sanguíneo se hace cada vez más lento.




-

Puedes presentar problemas en la vista


Gracias a los componentes de la pastilla puedes presentar síntomas de glaucoma en el futuro, puede resecar tus ojos y claro, aumenta la presión ocular. Si presentas ceguera momentánea es momento de que la suspendas. Entre más rápido, mucho mejor.



-

Los métodos anticonceptivos pueden ser realmente violentos con el cuerpo, de ti depende que no sea así, puesto que en cuanto tengas los primeros síntomas ajenos y diferentes, es momento de acudir a un médico para que te cambie el método y suspenda tanto las pastillas como el DIU. Procura que en cuanto tengas una molestia ajena, no sea tan intensa y si lo es, no la ignores. Recuerda que como todo en la vida, nada debe ser excesivo.


TAGS: Mujeres anticonceptivos cuerpo
REFERENCIAS: Broadly Mujer de 10

Diana Garrido


Articulista

  COMENTARIOS

  MÁS DE CULTURA COLECTIVA

Dónde están las Voyager ahora mismo y quién recibirá su mensaje Johann Mergenthaler: ¿Qué hace un curador en una feria de arte y fotografía contemporánea? Por qué la cerveza de marihuana podría ser tu nueva bebida favorita 5 Razones por las que NUNCA deberías intentar un aborto casero Las mejores películas del Festival de Cine de Sundance que puedes ver en Netflix From Watching Legends To Becoming A Legend Herself: Jennifer Lopez Receives The MTV Video Vanguard Award

  TE RECOMENDAMOS