INICIO NOTICIAS VIDEO SERIES INFOGRAFÍAS ARTE FOTO CINE HISTORIA LETRAS MÚSICA DISEÑO ESTILO DE VIDA MODA VIAJES CIENCIA Y TECNOLOGÍA COMIDA

Todos los derechos reservados 2017
© Cultura Colectiva

35 fotografías de Adriana Zehbrauskas de cómo es la vida al interior del barrio de Tepito

26 de septiembre de 2018

Beatriz Esquivel

Estas fotografías de Adriana Zehbrauskas retratan el día a día de Tepito, uno de los barrios más bravos y con más historia de la Ciudad de México.



“En Tepito todo se vende, menos la dignidad”


El barrio de Tepito, “Barrio Bravo”, es una zona de la colonia Morelos en la Ciudad de México, ubicada a unos cuantos kilómetros del Centro Histórico. El origen del nombre es náhuatl: teocal-tepiton, significa “pequeño templo”, nombre que adquirió ya que en el lugar se encontraba un templo que durante la Colonia se le llamó San Francisco Teocaltepiton o Tecuahltepiton, pero que conforme pasó el tiempo derivó en su nombre actual.


-

-

-

-


Desde aquel entonces, Tepito se conformó como una zona comercial importante, en especial a inicios del siglo XX cuando se convirtió en una importante productora de calzado nacional, dando paso paulatinamente al influjo de otro tipo de mercancías importadas, a veces de origen ilegal, muchas otras de baja calidad, que si bien desplazaron la producción artesanal, dieron paso a un mercado en el que es posible encontrar casi de todo.


-

-

-

-


Con ese contexto, el estereotipo y la fama de Tepito creció. Los gobiernos de la ciudad se han encargado de difamar la zona por la alta incidencia de robos, delitos que incluyen el narcotráfico y los secuestros, así como la venta de “fayuca” —mercancía de contrabando—, que si bien son problemas reales del lugar, tampoco son la única faceta del barrio.


-

-

-

-


Se trata de un sitio de la Ciudad de México en el que dos creencias se fusionan de manera inteligible y sin oposición alguna; el catolicismo y el culto a la santa muerte conviven de manera armónica entre los múltiples habitantes del barrio. También lo hacen ciertas tradiciones prehispánicas, por ejemplo el Día de Muertos y toda su imaginería. Es por ello que en las fotografías que acompañan este texto, vemos a los lugareños portar máscaras o llevar maquillaje en el rostro emulando las catrinas propias de esta festividad mexicana.


-

-

-

-


Esta armonía entre creencias también denota la afamada unión de los lugareños, que por años han visto cómo los gobiernos estatales y federales en turno intentaron diezmar la población y los delitos, reubicando a la gente y prohibiendo el comercio informal. Provocando que se organizaran y hasta cierto punto encontraran autonomía, en la que la fuerza policiaca tiene poco poder e influencia en sus calles, donde los “tianguis” llegaron para quedarse.


-

-

-

-


Esa unión se traduce en la diversidad de estilos en la vestimenta que vemos en las fotos. En un solo sitio es posible observar a la juventud tepiteña con sus características gorras de marcas de lujo, lentes oscuros y uñas postizas con brillos y colores llamativos; personas trajeadas que dejan entrever su personalidad con una hebilla particular, que denotan cierta formalidad a pesar de encontrarse en un puesto de juguetes; mayores de edad con prendas que evidencian su época adulta, demostrando que en Tepito también habitan familias desde hace décadas con fuertes raíces en el barrio; así como algunos de sus espacios como los famosos gimnasios en los que renombrados boxeadores mexicanos comenzaron a entrenar.


-

-

-

-


Resulta controvertido decir que el sólo el comercio y la religiosidad le dan identidad a la zona; sin embargo, ambos son un reflejo de las necesidades de la clase media baja de la ciudad. Zonas económicas como ésta suplen la demanda de personas con poca solvencia en búsqueda de productos económicos; al tiempo que se vuelven centros de empleo y sustento para decenas de personas que comercian en sus calles... aunque sea desde la ilegalidad.


-

-

-

-


Zehbrauskas ha dedicado buena parte de su carrera fotográfica a temas de migración, religión y la violencia en sitios como México, donde la guerra contra el narcotráfico ha tenido un graves consecuencias entre los civiles. También se ha enfocado en mostrar las diversas facetas de comunidades —Tepito es una de ellas— donde a pesar de su fama por todas sus cualidades negativas, perdura un sentido de unidad y de distinción cultural que hace que este barrio bravo trascienda más allá del estereotipo tepiteño.


**

Encuentra más de la serie fotográfica Tepito de Adriana Zehbrauskas y del resto de su trabajo en su sitio.


*

También te puede interesar:


16 fotografías de Alex Webb de cómo es la vida callejera en las fronteras de México

Ejecuciones, sangre y dolor: 15 crudas fotografías de la guerra contra el narcotráfico en Filipinas de Eloisa Lopez


TAGS: fotografía documental cdmx cultura
REFERENCIAS: Adriana Zhebrauskas, "Tepito". Adriana Zehbrauskas, Biografía. Semanal La Jornada, "Tepito: historia, resistencia cultural y dignidad".

Beatriz Esquivel


Articulista

  COMENTARIOS

  MÁS DE CULTURA COLECTIVA

Los emojis de Whatsapp que podrían estar inspirados en Dragon Ball La especie de enanos que se extinguió misteriosamente Fotografías de Mark Allen Johnson sin censura de cómo es estar en una cirugía de reasignación de sexo Amor, sexo y discriminación: cómo es la vida de las personas trans en Argentina en 17 fotografías de Kike Arnal Pasos para elegir tu outfit si tienes un Tinder date Trucos de maquillaje que nos enseñaron las chicas asiáticas

  TE RECOMENDAMOS