INICIO NOTICIAS VIDEO SERIES INFOGRAFÍAS ARTE FOTO CINE HISTORIA LETRAS MÚSICA DISEÑO ESTILO DE VIDA MODA VIAJES CIENCIA Y TECNOLOGÍA COMIDA

Todos los derechos reservados 2017
© Cultura Colectiva

Helia Bravo Hollis, la bióloga y pionera en el estudio de las cactáceas

1 de octubre de 2018

Ana Herrera

Fue la primera mujer titulada de la carrera de Biología y pionera en hacer estudios taxonómicos de cactáceas

El jardín botánico Helia Bravo Hollis está ubicado en Tehuacán, Puebla, y alberga más de ochenta especies de cactáceas, pero ¿quién fue la mujer mexicana que le dio nombre a esta reserva ecológica?


Helia Bravo Hollis nació el 30 de septiembre de 1901 y durante sus casi 100 años de vida se dedicó a la biología y botánica al clasificar, nombrar y explicar cactáceas, a lo largo y ancho de la República Mexicana.


Desde muy pequeña adquirió el gusto por las plantas y sus buenas calificaciones en la primaria fueron reconocidas por el propio Porfirio Díaz y el entonces secretario de Educación, Justo Sierra.


Recibió cátedra de los mejores profesores de la época como Isaac Ochoterena en la Escuela Nacional Preparatoria, ubicada en el antiguo colegio de San Ildefonso; y continúo con sus estudios superiores en la carrera de Medicina de la UNAM, pero un año después se cambió a la Licenciatura de Biología.

Te puede interesar: Todo lo que tienes que saber de las plantas mágicas mexicanas


Fue la primera mujer titulada de la carrera de Biología y pionera en hacer estudios taxonómicos de cactáceas, por lo que es recordada hoy en día.


Cuando Isaac Ochoterena fue nombrado titular del Instituto de Biología, la joven Helia fue encargada de formar un herbario y clasificar las cactáceas en México, con lo que logró clasificar más de 700 especies endémicas del país.


La tesis ‘Contribución al conocimiento de las cactáceas de Tehuacán’ le valió para obtener la maestría en Ciencias Biológicas en la Facultad de Filosofía y Letras de la UNAM y a partir de entonces su trabajo como investigadora fue imparable al sistematizar plantas y cactus mexicanos.


Helia siempre fue pionera en su ramo. Fue la fundadora del Jardín Botánico de la UNAM y de la Sociedad Mexicana de Cactología en 1951.


Te puede interesar: Historia del Copal: de la ofrenda a los Dioses a la del Día de Muertos

“El motivo de mi vida fue la biología y las cactáceas. Dediqué casi mis 100 años a mi ciencia preciosa. Gracias a ella vivimos, gracias a ella conocemos la naturaleza de la que somos parte”, declaró a la revista Cómo ves.


Y así fue, de acuerdo con El País, la científica publicó casi 170 artículos, dos libros, describió 60 clasificaciones científicas y realizó 59 revisiones de nomenclatura.


Fue galardonada con numerosos premios y reconocimientos, entre los que destacan el Cactus d’Or de la Organización Internacional de Suculentas, un doctorado honoris causa y un Premio Investigador Emérito en la UNAM.


En su honor seis especies y una subespecie de cactus llevan su nombre, y lo mismo ocurrió con una área del Jardín Botánico de la UNAM, otro recinto y una colección de cactus en Zapotitlán de las Salinas, en el estado de Puebla; mientras que la Reserva de la Biosfera en Metztitlán, fue creada gracias al trabajo que realizó en esa zona.

Te puede interesar: Ayahuasca: ¿Un remedio ancestral o un droga psicodélica?



Al cumplir 90 años fue retirada del servicio del Instituto de Biología por la artritis que padecía y que le impedía caminar.


Helia Bravo Hollis murió a la edad de 99 años el 26 de septiembre de 2001, en el marco de los preparativos para celebrar su centenario de vida.


TAGS:
REFERENCIAS: El País Visit Mexico Cómo ves

Ana Herrera


Articulista

  COMENTARIOS

  MÁS DE CULTURA COLECTIVA

Los emojis de Whatsapp que podrían estar inspirados en Dragon Ball La especie de enanos que se extinguió misteriosamente Fotografías de Mark Allen Johnson sin censura de cómo es estar en una cirugía de reasignación de sexo Amor, sexo y discriminación: cómo es la vida de las personas trans en Argentina en 17 fotografías de Kike Arnal Pasos para elegir tu outfit si tienes un Tinder date Trucos de maquillaje que nos enseñaron las chicas asiáticas

  TE RECOMENDAMOS