INICIO NOTICIAS VIDEO SERIES INFOGRAFÍAS ARTE FOTO CINE HISTORIA LETRAS MÚSICA DISEÑO ESTILO DE VIDA MODA VIAJES CIENCIA Y TECNOLOGÍA COMIDA

Todos los derechos reservados 2017
© Cultura Colectiva

Simona Josefa Manzaneda, la revolucionaria que intentaron humillar pero el pueblo respetó

6 de agosto de 2018

Daniel Lobos Jeria

Una heroína clandestina en el altiplano boliviano que comenzó a gestar su lugar en la historia de los pueblos latinoamericanos gracias a su participación en la Revolución Paceña de 1809.

La imagen de portada de este textos es sólo con fines ilustrativos y pertenece a SatoriGigie.


La historia de Latinoamérica está plagada de actos heroicos en los que indígenas, mestizos, criollos y patriotas resistieron y combatieron a ibéricos desde la conquista hasta las guerras de independencia. Nuestros héroes merecen nuestra atención sobre todo si fueron valerosas mujeres y además valientes revolucionarias.


Le llamaban la “Jubonera” porque confeccionaba los mejores jubones (elegantes chalecos de cuello rígido, especiales para el frío que vestían las cholas de la época), en la ciudad de La Paz no había quien compitiera con ella en la calidad y en el buen gusto de todas las indumentarias que creaba.


Simona Josefa Manzaneda nació en Mecapaca, un departamento de La Paz, en la actual Bolivia, en 1770. De origen mestizo, era lo que en Bolivia llaman una "chola". Contrajo matrimonio muy jovencita, pero enviudó al poco tiempo. De esa relación nació un hijo al que llamó José María. Luego de estos lamentables sucesos Simona comenzó a gestar su lugar en la historia de los pueblos latinoamericanos gracias a su participación en la Revolución Paceña de 1809.


La chola es una figura clásica y protagonista de la sociedad boliviana desde tiempos coloniales


“La Jubonera” de manos delicadas y voz suave actuaba contra el poder colonial teniendo anónimamente una gran actuación revolucionaria, la maestría de esta mujer llegaba mucho más allá de los talleres de costura. Mientras se infiltraba en los cuarteles realistas recibía de las matronas precisas indicaciones que escondía entre sus paños hilvanados y en medio de los pliegues de sus múltiples polleras, que luego eran llevadas ante la resistencia revolucionaria, mapas, cartas, instrucciones y mensajes fueron transportados disimuladamente por Simona que mucho ayudaron a la libertad del país altiplánico.


Entre paños y jubones Simona escondía y llevaba las instrucciones a los patriotas entre las calles de La Paz


Simona, además, ayudaba a los criollos e indígenas a negociar armas y municiones y a concientizar al pueblo de la necesidad de lograr la libertad expulsando al enemigo español. El 16 de julio de 1809, incluso capitaneo las fuerzas rebeldes que bajaban desde las alturas de La Paz a la plaza de armas de ciudad. Simona acumuló heroicas actuaciones que hicieron que el pueblo paceño la estimara en demasía.


Durante la Revolución Paceña, dirigió a los habitantes del cerro de Santa Bárbara para que apoyaran a los insurgentes, exigiendo la conformación de un Cabildo Abierto, pero este alzamiento fue sofocado, los patriotas fueron perseguidos y Simona perseguida por el militar realista peruano José Manuel Goyeneche que estaba dispuesto a apresarla a cualquier precio, tuvo que huir disfrazada de indígena volviendo a sus labores de costurera a su natal Mecapaca.


Lejos de retirarse a sus oficios de forma permanente. Simona Josefa Manzaneda, en septiembre de 1814, arengó y guió al pueblo en apoyo a la campaña hacia La Paz, organizada por la Junta del Cuzco. Esta actividad subversiva fue mezclada hábilmente con sus actividades de costurera, así cosió y conspiró hasta que fue delatada en 1816, capturada y encerrada en un oscuro calabozo, por el sanguinario comandante español Mariano Ricaforte, enviado por el Virrey del Perú; Simona fue sentenciada a muerte.


Antes del momento fatal, Simona Manzaneda fue humillada y torturada, sufrió múltiples vejámenes que no respetaron su condición de mujer, la justicia colonial aprovechaba estas instancias para escarmentar a la población ante futuras revueltas. Le cortaron las trenzas y le raparon su hermoso cabello, y montada en un burro la hicieron desfilar, desnuda, por la plaza principal con un cartel que indicaba su sentencia; la gente, en señal de respeto, le dio la espalda mientras muchos lloraban evitando mirarla, la fusilaron por la espalda después de aplicarle cincuenta latigazos en cada esquina de la ciudad, América y el mundo perdía una destacada heroína.


Simona fue humillada desnuda paseada sobre el lomo de un burro, en cada esquina fue flagelada


Un piquete de iracundos soldados fusilo cobardemente a Simona por la espalda


Estoica hasta el final, se dice que ni una queja se le escuchó. Ella sabia que su lucha no había sido en vano.


El 20 de octubre de 2015 el Concejo Municipal de La Paz la declaraba "Heroína y protomártir de la libertad”.

TAGS: Héroes Historia mundial Women in history
REFERENCIAS: Simona Josefa Manzaneda, Ferviente Patriota Declaran heroína y protomártir a Simona Manzaneda

Daniel Lobos Jeria


  COMENTARIOS

  MÁS DE CULTURA COLECTIVA

Las 15 mejores canciones de Aretha Franklin que prueban que fue una gran artista París instala mingitorios al aire libre y la gente está enloqueciendo 15 frases poderosas de Aretha Franklin que prueban que es un referente feminista A Little Prayer For You, Aretha, The Queen Of Soul (de)Construyendo a la Reina: Madonna a partir de cuatro diseñadores Muere Aretha Franklin, una de los íconos del soul, a los 76 años

  TE RECOMENDAMOS