El arte anarquista y violento de Carlos Amorales

El arte anarquista y violento de Carlos Amorales

Por: Rodrigo Ayala -



En algún punto de avenida Bucareli, vía testigo de la evolución de la Ciudad de México y que antes recibía el nombre de El Paseo Nuevo, se encuentra el estudio de uno de los artistas mexicanos más polifacéticos en la actualidad: Carlos Amorales. Su espíritu explorador y su tendencia a probar diversas manifestaciones artísticas, se reflejan en la amplia variedad de su trabajo, ya que ha realizado animación, video, cine, dibujo, instalaciones, performance y obras sonoras con éxito y originalidad como marca registrada.

carlos amorales instalacion

En entrevista para el periódico "Milenio" (publicada el 5 de abril de 2015) el artista afirma acerca del arte: «…es una paradoja; es una creación visual o simbólica que puede tener la facultad de no dar un mensaje en el sentido ordinario. El arte es una síntesis de cosas. Es algo muy difícil de responder porque en términos básicos es mi profesión. Aunque suene chafa es una forma de buscar la libertad desde mi propia problemática y no tanto a partir de una crítica sistemática».

Al enfrentarte con el arte de Amorales, descubres que aquello que afirma sobre «la facultad de no dar un mensaje en el sentido ordinario» nunca ha sido mejor expresado. Su arte posee el gran privilegio de necesitar la contemplación atenta de parte del espectador para descubrir o intuir su significado. Lo tenga o no, provoca un extraño placer cuando descubres las formas tan variadas de las que echa mano para desentrañar lo que hay en él y lo que representa su visión del mundo.

carlos amorales imagen

carlos amorales imagenes de lobos

«Todo artista es salvaje y transgresor por naturaleza. Echar una mirada al interior de su alma ya representa un acto fuera de toda ley, pues significa descubrir los demonios buenos y malos que los acechan y confrontarlos mediante un discurso que puede o no tener coherencia. En estos tiempos de conformismo, es valiente y anárquico comparecer ante un inframundo de ideas peligrosas que pueden llevar al artista a obtener grandes obras maestras»

Carlos Amorales es un artista que, mediante su variada cosmogonía artística, se lleva a sí mismo a confrontarse, con el fin de entender o plasmar su visión de la realidad. Esta tarea puede conducir al artista por callejones de una extrema oscuridad, que lo haga perder la razón, el alma y el corazón. «Mi trabajo, todo el tiempo quiere entender la realidad, aunque la verdad es que cada vez entiendo menos. Es irreal tratar de entender la realidad», afirma en la misma entrevista para Milenio.

carlos amorales sombras

carlos amorales avion en las ramas

Su multiformación y multiexploración artística son reflejo de los muchos viajes que ha realizado alrededor del mundo y de las exposiciones que ha tenido el privilegio de realizar en diversos puntos del planeta: Venecia, Nueva York, Filadelfia, California. Roma, Londres, París, Buenos Aires, Zúrich... Representa el prototipo del artista que se forma mediante el análisis de su interior y la inspección de lo que ocurre en el mundo real. Su obra, inscrita dentro de una tendencia anarquista, no pretende adjuntarse dentro de corriente alguna. Todo lo contrario: navega libre en formas, discursos, interpretaciones, sentimientos, significados, circunstancias y estilos.

carlos amorales fotografias

carlos amorales blanco y negro

En su obra, los límites del tiempo y la materia se rompen para transformarse en símbolos, otras variantes de la realidad. Los objetos y los pensamientos se descomponen, construyen un nuevo orden a partir del caos, y mundos nacen a partir de este Bing Bang de ideas. Por ello es que su arte es salvaje, comprometido, cuestiona la realidad y trata de entenderla mediante nuevas formas.

Los terrenos flaquísimos entre la realidad y la fantasía forman parte de su compleja obra: aviones atorados en ramas que representan la entrada a otras realidades, criaturas que acechan a seres humanos para devorar lo peor de ellos y hacerlos renacer en mariposas inocentes. En su arte hay un poco de lúgubre y otro tanto de luminoso, en sus discursos la realidad se tuerce para entrar a un mundo extraño en el cual el orden que reina nos conduce a violentar nuestras concepciones del mundo real.  

carlos amorales imagenes de aves

carlos amorales lucha libre

«Creo que trazo un eje muy claro con la política de izquierda», afirma el artista en una entrevista concedida al portal La Hoja de Arena. «Vengo de una familia de artistas donde su visión política es sabida; mis padres también en su tiempo participaron de ideas de tendencia izquierdista». Esta tendencia a conducir del lado contrario en su arte no es otra cosa que experimentar la realidad desde una visión opuesta a lo convencional. Las formas variadas y siempre cambiantes, la combinación de elementos dispares, la transformación de los sonidos y las imágenes en un discurso ajeno a lo convencional forman parte de la naturaleza rebelde del artista.

«La manera en la que me ha tocado vivir mi propia historia tiene que ver con que siempre he trabajado entre los pliegues de las cosas», dice Amorales en una charla para la revista Código. Continúa, «Desde esa perspectiva, siempre me ha interesado particularmente el pliegue entre lo que es el arte y lo que está fuera de él, y hasta qué punto puede expresarse fuera de su propio contexto. En qué momento deja de ser arte o en qué momento necesita de la referencia para poder ser considerado como tal».

carlos amorales imagenes humanas

**

Conoce en este artículo cuáles son los artistas mexicanos más representativos de todos los tiempos, los cuales han dejado un legado en los creativos modernos. De los consagrados nos vamos a los que se están haciendo de un nombre en el panorama internacional en los últimos años: estos son los 10 artistas jóvenes que ponen en alto el nombre de México.  

*

Fuentes

Kurimanzutto
Milenio
La Hoja de Arena
Revista Código




Referencias: