PUBLICIDAD

ENTRETENIMIENTO

House of the Dragon: El drástico cambio de Alicent y Rhaenyra en el episodio 6

Emma D’Arcy y Olivia Cooke son las nuevas actrices que darán vida a la reina y a la princesa en la próxima etapa de la serie.

El éxito de House of the Dragon es incuestionable y durante los seis episodios que la plataforma de streaming ha estrenado cada domingo, nos vamos envolviendo más en la fascinante historia de la casa Targaryen, así como en sus conflictos.

Sin duda, dos de los personajes que más nos han atrapado han sido por supuesto la princesa Rhaenyra Targaryen, heredera el trono de hierro, así como su ex mejor amiga y reina Alicent Hightower.

PUBLICIDAD - SIGUE LEYENDO ABAJO

En los primeros capítulos vimos la etapa adolescente de estas dos amigas interpretadas por Milly Alcock y Emily Carey. La relación se vio dañada cuando Alicent es obligada a casarse con el rey Viserys, papá de Rhaenyra.

Aunque hubo una pequeña reconciliación y parecía que la princesa ya había superado el casamiento, las intrigas se hicieron presentes y la nueva reina se sintió traicionada cuando se enteró que Rhaenyra sí se había besado con su tío, Daemon, además de haber tenido una aventura con sir Criston Cole.

PUBLICIDAD - SIGUE LEYENDO ABAJO

La trama llegó a su climax, cuando Rhaenyra aceptó casarse con su primo para fortalecer el reino, y siguió con una actitud fuerte, empoderante e incluso retadora hacia la corona.

Por su parte Alicent fue aconsejada por su padre, Otto, quien le dijo que dejara de apoyar a su amiga y se enfocara en que su primogénito Aegon II se convierta en rey.

PUBLICIDAD - SIGUE LEYENDO ABAJO


Alicent y Rhaenyra en el episodio 6

Ahora, en el episodio seis que se estrenó este domingo, vimos un drástico salto en el tiempo de 10 años y sin duda, no solo las actrices que dan vida a estos dos personajes cambiaron, sino el carácter de las jóvenes que vimos al principio ya no es el mismo.

Para sorpresa de muchos, Rhaenyra, ahora interpretada por la actriz británica Emma D’Arcy, mostró su misma actitud aguerrida frente al parto que tuvo, así como a la hora de enfrentar lo rumores en torno a la dudosa paternidad de Laenor Velaryon.

PUBLICIDAD - SIGUE LEYENDO ABAJO

Lo que resultó extraño fue una actitud menos confiada, además de que se mostró más rendida a los deseos de la reina. Lo que terminó de dejarnos claro quien mandaba por ahora en esa relación, fue cuando decidió huir de Kingslanding, para vivir en paz, alejada de los rumores, aunque esto significara que Alicent podría lograr que le quitaran la herencia legítima al trono.

Por su parte, la reina sin duda es quien ahora controla las decisiones de su esposo, incluso está más inmersa en los asuntos de la corona. También se nota un carácter más fuerte y su decisión de ir contra de todos con el objetivo que su hijo sea el siguiente rey.

PUBLICIDAD - SIGUE LEYENDO ABAJO

La última escena en la que Alicent se da cuenta que por su culpa mandaron matar a Harwin Strong, amante de Rhaenyra y a Lyonel Strong dejó claro que su manipulación puede llegar a convertirse en un verdadero problema.


Podría interesarte
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD