La oscura historia de la venta de esclavos en Wall Street
Historia

La oscura historia de la venta de esclavos en Wall Street

Avatar of Alejandro I. LC3pez

Por: Alejandro I. LC3pez

23 de diciembre, 2018

Historia La oscura historia de la venta de esclavos en Wall Street
Avatar of Alejandro I. LC3pez

Por: Alejandro I. LC3pez

23 de diciembre, 2018

En Wall Street todo se puede vender. Esta frase fue especialmente real durante el siglo XVII, cuando en esta calle se levantó el primer mercado de esclavos en Nueva York.


Wall Street es mundialmente conocida como la sede del distrito financiero de Nueva York. Visitada por más de 60 millones de turistas al año, es punto cardinal para tomar fotos del edificio de la Bolsa de Valores de Nueva York, así como del icónico toro del Bowling Green que enfrenta al poderío financiero. 

En la mente del gran público, el interior de la capital financiera del mundo es imaginada como un montón de vendedores frenéticos con teléfono en mano que participan activamente en subastas. No obstante, las primeras ventas públicas que se llevaron a cabo en Wall Street no fueron acciones, futuros o títulos de propiedad, sino algo apenas más valioso: esclavos humanos recién descendidos a la incipiente ciudad, que para la primera década del siglo XVIII llegaría a conformarse de cerca del 20 % de población esclava.

La Compañía Neerlandesa de las Indias Orientales comenzó a embarcar esclavos desde África a Nueva Ámsterdam (el asentamiento holandés ubicado en el sur de la actual Manhattan) en 1626. El puerto adquirió una importancia radical, no sólo por su ubicación estratégica que proveía distintas desembocaduras a toda la bahía y la posibilidad de ir río arriba el Hudson, sino por ser un centro de comercio y piratería que no dejaba de lado su principal negocio, el de la venta de esclavos.

La oscura historia de la venta de esclavos en Wall Street 1

Para Jim O’ Grady, periodista de la WNYC (la emisora de radio pública más escuchada de Nueva York, el comercio de esclavos en la Gran Manzana es una historia oscura que muchos se niegan a aceptar. Además de granos, carne y legumbres, la esquina de Wall y Pearl Street se convirtió en el sitio por excelencia para adquirir una vida humana:

«La vida fue desgraciada para los esclavos traídos a Nueva York. Muchos de los primeros puntos de referencia de la ciudad, desde el Ayuntamiento hasta la pared del mismo nombre de Wall Street, fueron construidos con mano de obra esclava. La ciudad incluso construyó un mercado oficial de esclavos en 1711», afirma Smithsonian Magazine rescatando declaraciones de O’ Grady.

«El mercado comerciaba con esclavos que literalmente ayudaron a construir Manhattan, construyendo el muro que daría su nombre a Wall Street, despejando terrenos e incluso construyendo el puerto y el primer ayuntamiento de Nueva York».


La oscura historia de la venta de esclavos en Wall Street 2

Contrario a la opinión popular, la venta y subasta de personas no fue una práctica ilegal, ni siquiera una con el consentimiento de autoridades, sino que en el sur de Manhattan se convirtió en un negocio completamente legal. En 1711, el Ayuntamiento dio la orden de construir un mercado oficial para la venta de esclavos. Según O’ Grady, la intención cardinal era obtener ingresos que ayudaran a mantener la ciudad:

«Era un mercado de esclavos administrado por la ciudad porque querían recaudar ingresos fiscales por cada persona comprada y vendida allí", dijo el historiador Chris Cobb a O’Grady. "Y la ciudad contrató esclavos para hacer trabajos como construir carreteras».

Para 1703, Nueva York era una metrópoli rebosante de esclavos: más del 40 % de familias era dueña de uno, una cifra mucho más elevada que cualquier otra colonia del norte. Al sur de Manhattan, la esclavitud perduró hasta 1827, apenas cuatro décadas antes del fin de la Guerra Civil, un episodio que marcó decisivamente el crecimiento de la ciudad más influyente del globo.


Referencias: