Tecnología

Consecuencias provocadas por la adicción a la tecnología

Tecnología Consecuencias provocadas por la adicción a la tecnología




“Cada generación piensa que puede ser más inteligente que la anterior”.

Aldous Huxley

¿Somos plenamente conscientes del desarrollo de la tecnología emergente?
No, no del todo. No terminamos de ser lo suficientemente conscientes de que las sociedades industriales están perdiendo muchos hábitos ante el desarrollo apabullante de la tecnología y sobre todo de la industria de la tecnología artificial (robótica, informática computacional, control de sistemas, etc.).
La principal ventaja que presenta en muchos casos el enorme desarrollo tecnológico es paradójicamente el acceso al conocimiento pero no la eficacia a la hora de transmitirlo. Una sociedad inmersa en el influjo de las Tecnologías de la Información y la Comunicación (TIC) no se puede definir como una sociedad avanzada, progresista y eficaz; no hay garantías de que la tecnocracia aporte una evolución en el sentido social, científico y cultural; sobre todo cuando la población tiene una gran dependencia. Pero si hablamos de un uso responsable hacia las TIC, podemos entender que la sociedad ha superado vicisitudes científicas, para ofrecer probablemente productos innovadores y revolucionarios; entonces pues se puede definir a esta sociedad avanzada y tecnológica.

Inteligencia artificial

Mostramos algunos de los indicadores que muestran el gran apego que tenemos -en mayor o menor medida- hacia las TIC:

*Fácil acceso a todo tipo de conocimientos e información.

*Interactividad e instantaneidad de la comunicación.

*Vivir con la necesidad de estar continuamente conectados al móvil (nomofobia)

*Falta de la capacidad de autocontrol en el uso.


Cabe destacar que cualquier actividad humana que provoque cierta satisfacción puede acabar convirtiéndose en un comportamiento adictivo.

adiccioninternet

En España, según el INE (Instituto Nacional de Estadística) en 2015, sostiene que el 96,4% de los hogares tiene un teléfono móvil. El 74% de los hogares tiene acceso a internet, y un 93,6% de los hogares hace uso diario de internet. Se puede apreciar que dependiendo de la franja de población comprendida entre 16 a los 79 años se vislumbra un mayor uso en las TIC trimestralmente; de modo que cada tres meses el mercado tecnológico goza de una mayor fuente de ingresos, pero por otro lado la sociedad acaba teniendo serios problemas por la ciberdependencia.

Algunas de las consecuencias que provocan este tipo de adicción entre la sociedad son:

*Pérdida de memoria.

*Impaciencia e irritación.

*Dificultades de comunicación verbal y personal.

*Ansiedad ante el fallo de un aparato tecnológico.

*Cambios de carácter.

*Incapacidad de concentración y grandes déficit de atención.

Por tanto, la tecnología emergente y su transcendencia no tienen ningún propósito ni eficacia sino se utilizan de manera responsable.

lastecnologias

Al hilo de la idea anterior, cada vez más hay generaciones de chavales a los que les afecta más el apego hacia las TIC, especialmente en lo referente a los videojuegos y a las redes sociales. Cuando al principio de este texto comenté que las sociedades industrializadas pierden cada vez más hábitos por las afluencias tecnológicas, aludía al futuro que les espera a muchos de estos chavales pues serán -entre otras cosas- objetos de un sistema oxigenado por la industria de la tecnología, de los videojuegos y de la inteligencia artificial. No cabe duda que este tipo de población -y no son pocos los que van en aumento- será fácilmente manipulable.

Probablemente dentro de veinticinco años –incluso puede que menos- la sociedad carezca de valores individuales y educativos; valores que contribuyen al enriquecimiento individual y social en vista de que será más importante mantener a la sociedad entretenida a través de un sucedáneo, antes que preservar la Razón y la Cultura. Me pregunto, si dentro de unos treinta años de seguir así ¿los libros podrán ser una especie en peligro de extinción?




T



Adicción a la técnologia

Te podría interesar
*
Por qué memorizar datos es el peor enemigo de la educación
*
La educación y enseñanza como cultura de contrapoder 





Referencias: