PUBLICIDAD

ESTILO DE-VIDA

Por qué no debes decirle “relájate” a alguien con ansiedad y cómo puedes ayudarlo

Sólo sé comprensible y respetuoso, no le digas frases vacías y sin sentido que sólo empeorarán su proceso porque si realmente pudiera relajarse, lo haría.

Muchas personas creen que la ansiedad es un simple estado de ánimo que puede mejorar en un abrir y cerrar de ojos, pero la realidad es que no es así. Una persona que tiene ansiedad no puede dejar de sentir dolor en muchos momentos de su día, y menos abandonar ese trastorno como si fuera una playera vieja que ya debe desechar. La ansiedad no se apaga tan fácil, no es algo que elijas tener, en su lugar sólo afecta de formas de las que no tenías idea. Es verdad que hay días en los que las personas que padecen esta enfermedad, se sienten libres de ésta, pero hay otros en los que vuelven a caer e incluso más profundo que la vez anterior.

Si convives con una persona con ansiedad, debes saber que lo que menos necesita de ti es un “relájate”, o alguna otra frase motivacional porque ninguna de éstas lograrán que se sienta mejor, al contrario, sólo demostrarás que lo estás juzgando y que no entiendes absolutamente nada por lo que está pasando. Sólo sé comprensible y respetuoso, no le digas frases vacías y sin sentido que sólo empeorarán su proceso porque si realmente pudiera relajarse, lo haría. La ansiedad no es algo sencillo, menos cuando son el miedo y las preocupaciones lo que lo invaden, y si de verdad lo quieres ayudar, entonces debes tomar en cuanta los siguientes pasos. Tu apoyo le dará mucha fuerza.

PUBLICIDAD - SIGUE LEYENDO ABAJO

1. Toma su mano

Sólo necesita saber que lo acompañas y que, aunque no entiendas lo que pasa en su interior, mientras tomas sus manos en lo que él intenta lidiar con ello. No tienes que decirle qué hacer, a menos que esa persona te lo pida, con tu mano es suficiente. 

2. Dale tiempo

Desafortunadamente no puede acelerar su recuperación, y no porque vaya a terapia quiere decir que esa persona ya estará bien, también necesita tiempo para ordenar sus emociones y entender lo que está viviendo. No lo presiones, tampoco le digas que ya sea como antes lo era y logre todo lo que ya tiene propuesto, sólo deja que viva este proceso a su ritmo

PUBLICIDAD - SIGUE LEYENDO ABAJO

3. Dale su espacio 

Hay momentos en los que necesita estar a solas, encontrarse consigo mismo y descubrir que es capaz de salir por él. Sí, habrá momentos en los que necesitará mucho de tu compañía, es complicado, ni él mismo lo entiende muy bien, mientras sólo comprende y pregunta cómo lo puedes ayudar, seguro te dará la respuesta.

4. Puedes informarte

La ansiedad no es una enfermedad que se resuelve con un “relájate” o “échale ganas”, si fuera así serían menos las personas que la padecen. Si quieres ayudar, puedes informarte sobre lo que pasa, cuál es su proceso y tratamiento, así te sentirás más tranquilo y lograrás comprender mejor a esa persona.

PUBLICIDAD - SIGUE LEYENDO ABAJO

5. Escucha 

No se desahoga con la intención de que le digas qué hacer, sino sólo para sentirse escuchado y sacar todo aquello que le inquieta por muy irracional e ilógico que pueda sonar. Sólo necesita un hombro en donde apoyarse y unos oídos que no lo juzguen.

6. No es necesario que dejes de hacer tus actividades 

Se sentirá mal si abandonas lo que tienes que hacer sólo por él, es verdad que es con buena intención, pero no debes abandonarte y mucho menos te sacrifiques, eso lo haría sentirse culpable y para nada cómodo.

PUBLICIDAD - SIGUE LEYENDO ABAJO

VER MÁS:
Para ti que tienes ansiedad y como yo: no lo sabías.
3 consejos para tratar la ansiedad y sentirnos en paz.
La razón por la que la depresión y la ansiedad te vuelven más propenso a enfermarte.

Podría interesarte
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD