Con tu amor demostraste que el tiempo no importa
Letras

Con tu amor demostraste que el tiempo no importa

Avatar of Fernando Camacho

Por: Fernando Camacho

3 de febrero, 2017

Letras Con tu amor demostraste que el tiempo no importa
Avatar of Fernando Camacho

Por: Fernando Camacho

3 de febrero, 2017

Aún inmersos en la rutina cotidiana, alguien aparece en escena, no imaginamos el alcance que tendrá en nuestras vidas al cruzar esa primer palabra y pasado el tiempo, al mirarnos felizmente sometidos de nuevo en el amor, nos preguntamos, y no con ánimos de reproche, sino para reafirmar lo vivido, cómo fue que volvimos a donde pretendíamos renunciar.


Dualidad del ser


¿Qué has hecho? Te has metido en mí desde el primer día, has logrado romper las barreras que algún día construí, esas que fueron hechas de pedazos de historias pasadas, de decepciones y falsas promesas, esas que parecían invencibles y que cedieron ante el primer toque de tus manos. Has pasado a mi mundo, lo has recorrido y lo has conquistado sin quererlo, tus armas fueron infalibles, tus modos, perfectos.


¿Qué has hecho? Has probado que el tiempo no importa, que puedes tratarlo a tu antojo pues logras que se detenga cada vez que tus ojos cruzan los míos, que vuele cuando estás y que sólo me dé oportunidad de recolectar recuerdos, besos y risas que servirán para sobrevivir los siguientes días. Has probado que el tiempo puede pasar lentamente, que las manecillas pueden desesperar y que las ansias colapsan con la idea de verte de nuevo.

Dualidad del ser

¿Qué has hecho? Me has enseñado el verdadero significado de estar, no el común que exige la presencia como prueba, ni aquél que requiere llenar espacios en blanco con conversaciones banales sino, ese que respeta y calla, que disfruta y apoya. El estar como simple verbo, ni más ni menos, por convicción y decisión, no por necesidad.

Dualidad del ser (4)


¿Qué has hecho? Me has enamorado, de la forma más sutil posible, esa casi imperceptible a la vista, pero efectiva al sentimiento. Has alcanzado la recurrencia, esa en la que tu nombre me visita en la mañana y se queda hasta la madrugada, esa que lleva consigo propósitos, planes y demás historias que se cuentan con dos personas. Has puesto en el vocabulario la palabra nosotros, me has cambiado hasta el punto de darte un pedazo de mí.


¿Qué has hecho? Me has dado la oportunidad de poder caminar junto a ti y, sobre todo, me has dado la oportunidad de volver a creer, de volver a decir tú y yo. Tuyo.


**

Si después de reflexionar estás palabras te has dado cuenta que también tienes una persona especial en tu vida, te recomendamos leer 11 poemas para enamorar a la persona que te gusta.


Referencias: