Poemas de amor que te deprimirán hasta llorar
Letras

Poemas de amor que te deprimirán hasta llorar

Avatar of Alonso Martínez

Por: Alonso Martínez

7 de noviembre, 2016

Letras Poemas de amor que te deprimirán hasta llorar
Avatar of Alonso Martínez

Por: Alonso Martínez

7 de noviembre, 2016

"You're an idiot, babe.
It's a wonder that you still know how to breathe"
-


Corría el 29 de junio de 1977. Después de casi 12 años de matrimonio, el músico conocido como Bob Dylan y su esposa Sara Lownds firmaron los papeles de divorcio. Un conflicto que se convirtió en guerra resultó en el fin de la relación de ambos. Dos años habían pasado desde que la situación en Vietnam finalmente llegara a la paz y dentro de la mente de los amantes, significaba que lo suyo no podía avanzar mucho más.

Dylan no dejó de amar a Sara, ni viceversa. El mismo año que terminó la guerra de Vietnam el músico lanzó su álbum "Blood on the Tracks" en donde revela un poco de su culpa y el público finalmente pudo ver un lado más personal del enigmático personaje. Las canciones iban relacionadas directamente al tema del desamor en formas de poemas románticos devastadores. Aunque Dylan lo negara, es cierto que en la poesía es inevitable que un poco de nosotros se revele ante el lector.

Así como las canciones de ese álbum, los siguientes poemas nos muestran el lado privado de distintos poetas en los que –así sea personal o no– se ven expuestos cuando hablan de amor, melancolía y sufrimiento. Los textos nos llevan de la mano por un romanticismo inevitable que está destinado a una tragedia inminente. 
-

poemas de amor que te deprimirán

"Nunca des por entero el corazón" - W. B. Yeats

"Nunca des por entero el corazón,
pues nunca el amor parecerá digno
a las mujeres llenas de pasión
si parece real, y nunca sueñan
que se va haciendo débil con los besos
pues que todo lo hermoso es sólo un breve,
maravilloso y grato regocijo.

Oh, nunca des el corazón del todo,
pues ellas, a pesar de lo que labios
suaves puedan decir, han entregado
su corazón al juego, ¿y quién podrá
jugar en igualdad de condiciones,
sordo, mudo y ciego ya de amor?
Quien ha hecho esto bien conoce el precio,
Pues dio entero el corazón y perdió".

- poemas tristes de amor

"Puedo escribir los versos más tristes" - Pablo Neruda

"Puedo escribir los versos más tristes esta noche.

Escribir por ejemplo: "La noche está estrellada, y tiritan
azules, los astros, a lo lejos".

El viento de la noche gira en el cielo y canta.

Puedo escribir los versos más tristes esta noche.
Yo la quise, y a veces ella también me quiso.

En las noches como ésta la tuve entre mis brazos.
La besé tantas veces bajo el cielo infinito.

Ella me quiso, a veces yo también la quería
Como no haber amado sus grandes ojos fijos.

Puedo escribir los versos más tristes esta noche.
Pensar que no la tengo. Sentir que la he perdido.

Oír la noche inmensa, más inmensa sin ella
Y el verso cae al alma como al pasto el rocío.

Qué importa que mi amor no pudiera guardarla.
La noche está estrellada y ella no está conmigo. 

Eso es todo. A lo lejos alguien canta. A lo lejos.
Mi alma no se contenta con haberla perdido.

Como para acercarla mi mirada la busca,
Mi corazón la busca, y ella no está conmigo.

La misma noche que hace blanquear los mismos árboles.
Nosotros, los de entonces, ya no somos los mismos.

Ya no la quiero, es cierto, pero cuánto la quise.
Mi voz buscaba el viento para tocar su oído.

De otro. Será de otro. Como antes de mis besos.
Su voz, su cuerpo claro. Sus ojos infinitos.

Ya no la quiero, es cierto, pero tal vez la quiero.
Es tan corto el amor y es tan largo el olvido.

Porque en noches como ésta la tuve entre mis brazos,
Mi alma no se contenta con haberla perdido.

Aunque éste sea el último dolor que ella me causa,
y éstos sean los últimos verso que yo le escribo".

-
poemas tristes de amor deprimente

"Una canción de amor" - William Carlos Williams

"¿Qué tengo yo para decirte
cuando nos encontremos?
Y, sin embargo,
estoy acá acostado y pienso en vos.

La mancha del amor
se cierne sobre el mundo.
Amarilla, amarilla y amarilla,
va comiendo las hojas
y mancha de azafrán
las ramas puntiagudas que se inclinan
pesadamente
contra un terso cielo púrpura.

No hay luz,
sólo una mancha espesa como miel
que va goteando de una hoja a otra
y de una rama a otra
y arruina los colores
del mundo entero.

Estoy solo,
y el peso del amor
me ha alentado hasta hacer
que mi cabeza pegue contra el cielo.

¡Mirame!
Chorrea néctar de mi pelo;
los estorninos lo transportan
en sus alas negras.
Mírame, finalmente
mis brazos y mis manos
están ociosos.

¿Cómo puedo saber
si alguna vez voy a volver a amarte
como te amo ahora?"

-
poemas tristes de amor allan poe

"Un arte" - Elizabeth Bishop"

"El arte de perder no es difícil de dominar;
muchas cosas parecen estar llenas de la intención
de ser perdidas, pero su pérdida no es una tragedia.

Perder algo cada día. Aceptar el aturdimiento
de perder las llaves de la puerta, la hora mal pasada.
El arte de perder no es difícil de dominar.

Entonces, practica perdiendo cada vez más, perdiendo rápidamente
lugares y nombres, y lo que era importante para ti en un viaje.
Nada de esto provocará una tragedia.

Perdí el reloj de mi madre, y además, la última o penúltima
de las tres casas que más amaba se fueron.
El arte de perder no es difícil de dominar.

Perdí dos ciudades, adorables y vastas.
Algunos reinos que tuve, dos ríos, un continente.
Los echo de menos, pero no ha sido una tragedia.

Hasta perderte a ti (la voz burlona, el gesto que amo),
no podría mentir.
Es evidente que el arte de perder no es difícil de dominar,
aunque pudiera parecer (¡escríbelo!) una tragedia".

-

"El que más ama" - W.H. Auden

poemas tristes de amor yeats

"Viendo las estrellas, es muy cierto,
les daría lo mismo que yo me fuera al cuerno,
pero en la tierra lo menos es la indiferencia
que debemos temer de hombre o de bestia.

¿Que tal que las estrellas empezaran a arder
con pasión imposible de corresponer?
Si un efecto recíproco no se puede dar,
déjame ser yo quien puede amar. 

Siendo, como me considero, admirador longevo
de estrellas a las que les vale huevo,
No puedo, ahora que las veo, decir
que las haya extrañado en el día, cuando no las vi.

Si las estrellas desaparecieran o dejaran de vivir,
Yo aprendería a mirar un cielo así
Y a considerar sublime su oscuridad,
Aunque tardaría un poquito en poderlo lograr".

-

poemas tristes de amor rota virginia

"Annabel Lee" - Edgar Allan Poe

"Hace de esto ya muchos, muchos años,
cuando en un reino junto al mar viví,
vivía allí una virgen que os evoco
por el nombre de Annabel Lee;
y era su único sueño verse siempre
por mí adorada y adorarme a mí.

Niños éramos ambos, en el reino
junto al mar; nos quisimos allí
con amor que era amor de los amores,
yo con mi Annabel Lee;
con amor que los ángeles del cielo
envidiaban a ella cuanto a mí.

Y por eso, hace mucho, en aquel reino,
en el reino ante el mar, ¡triste de mí!,
una nube sopló un viento, helando
para siempre a mi hermosa Annabel Lee
Y parientes ilustres la llevaron
lejos, lejos de mí;
en el reino ante el mar se la llevaron
hasta una tumba a sepultarla allí.

¡Oh sí! -no tan felices los arcángeles-,
llegaron a envidiarnos, a ella, a mí.
Y no más que por eso -todos, todos
en el reino, ante el mar, sábenlo así-,
sopló viento nocturno, de una nube,
robándome por siempre a Annabel Lee.

Mas, vence nuestro amor; vence al de muchos,
más grandes que ella fue, que nunca fui;
y ni próceres ángeles del cielo
ni demonios que el mar prospere en sí,
separarán jamás mi alma del alma
de la radiante Annabel Lee.

Pues la luna ascendente, dulcemente,
tráeme sueños de Annabel Lee;
como estrellas tranquilas las pupilas
me sonríen de Annabel Lee;
y reposo, en la noche embellecida,
con mi siempre querida, con mi vida;
con mi esposa radiante Annabel Lee
en la tumba, ante el mar, Annabel Lee".

-

poemas tristes de amor virginia

"Yo no te amo " - Caroline Norton 

"¡Yo no te amo! ¡No! ¡No te amo!
Sin embargo, soy tristeza cuando estás ausente;
Y hasta envidio que sobre ti yazga el cielo ardiente;
Cuyas tranquilas estrellas pueden alegrarse al verte.

¡Yo no te amo! Y no se por qué,
Pero todo lo que haces me parece bien,
Y a menudo en mi soledad observo
Que aquellos a quienes amo no son como tú.

¡Yo no te amo! Sin embargo, cuando te vas
Odio el sonido (aunque los que hablen me sean queridos)
Que quiebra el prolongado eco de tu voz,
Flotando en círculos sobre mis oídos.

¡Yo no te amo! Sin embargo, tu mirada cautivante,
Con su profundo, brillante y expresivo azul,
Se planta entre la medianoche y yo,
Más intensa que cualquiera que haya conocido.

¡Yo sé que no te amo! Y que otros rasgarán
La confianza de mi corazón sincero,
Apenas percibo sus figuras en el futuro,
Pues mis ojos están vueltos hacia atrás".

-

El diccionario de la RAE tiene como primera definición de la palabra "amor" una idea que lo representa de la mejor manera: "Sentimiento intenso del ser humano que, partiendo de su propia insuficiencia, necesita y 
busca el encuentro y unión con otro ser" y es cierto. Queremos hallar un complemento de nosotros dentro de otra persona. Es inevitable no sufrir, ya sea de forma positiva o negativa en los resultados de esas experiencias. La literatura lo demuestra en pocas palabras, en pensamientos gigantescos que nos remontan a ese deseo de conexión que tanto anhelamos.

**

Fotografías: Virginia Rota.
Fuente: Flavorwire.









Referencias: