Led Zeppelin y otros músicos que se hicieron famosos por robar canciones
Música

Led Zeppelin y otros músicos que se hicieron famosos por robar canciones

Avatar of Alonso Martínez

Por: Alonso Martínez

20 de septiembre, 2016

Música Led Zeppelin y otros músicos que se hicieron famosos por robar canciones
Avatar of Alonso Martínez

Por: Alonso Martínez

20 de septiembre, 2016



Previamente, en algunos artículos, hablé sobre la temática que gira alrededor del concepto de "Everything is a Remix", que nos dice básicamente que en el mundo del arte ya todo se ha dicho, pero aún existen formas distintas de decirlo. En el ejemplo que toma el aficionado del cine Robert Grigsby Wilson, establece que "The Matrix" no es una copia de películas antiguas, sino que toma elementos de algunas para crear algo nuevo y hace el "remix" mediante la aplicación de estos componentes en un nuevo orden bajo, una idea más grande.

Estos recursos son comunes en toda la creación. Todos somos influenciados por el arte que nos rodea o del que nos "alimentamos", por lo que no es raro que durante nuestro proceso creativo, hagamos repliquemos algo que nos llamó la atención. Aprendemos de lo que vemos, aprehendemos referencias y hacemos algo nuevo. Sin embargo, hay artistas que pueden saltarse ese proceso y "robarse" absolutamente todo un producto para hacerlo pasar por uno propio.

En décadas anteriores pudo ser más difícil establecer una relación con una obra robada, pues no teníamos Internet para corroborar datos y ver si alguien creó algo primero. Aunque actualmente es muy difícil que un artista se "salga con la suya", debido a la gran cantidad de información disponible en la red incluye conexiones que pueden exponer a quien hace el plagio, pero aún puede suceder. 

El caso más reciente es el de Shia LaBeouf. El controversial actor y "artista" no sólo ha hecho plagio de algunas citas en Twitter, sino que además en su debut como director del corto "HowardCantour.com", que tuvo su premier en el Festival de Cine de Cannes, plagió el argumento del autor Daniel Clowes, que escribió el reconocido cómic Ghost World. No obstante, al disculparse por su plagio, se robó una frase de Yahoo Respuestas, lo que demuestra que su "talento" artístico es básicamente nulo. 

El mundo de la música está plagado de este tipo de robos. Algunos artistas toman elementos de otras canciones y ofrecen el crédito a los creadores originales, pero los que no lo hacen pueden ser señalados como ladrones y descarados por no aceptar que no son los desarrolladores de la obra. Y aunque algunos son expuestos, siguen su camino como si nada pasara, estarán manchados como siempre como "artistas del plagio". 

-

George Harrison


Aunque es obvio que Harrison ya era famoso por ser parte de The Beatles, cuando el cuarteto se separó y cada integrante comenzaba sus propios proyectos, Harrison encontró el éxito con 'My Sweet Lord' en 1973, una dulce melodía casi religiosa por las influencias indias que tenía el guitarrista. ¿Y qué creen? La melodía no fue escrita por él. La canción de The Chiffons, 'He's so Fine' de 1963, contiene la misma melodía. Cuando fue presentado el caso en la corte por una demanda, el juez declaró que Harrison parecía no haber robado la canción intencionalmente, sino que experimentó un episodio de criptomnesia, que es cuando un recuerdo olvidado regresa a la mente sin ser reconocido por el sujeto y comienza a creer que es original. 

-

Johnny Cash


Indudablemente, Folsom Prison Blues de 1955 es la canción más representativa del "hombre de negro". La canción es una mezcla de folk y "blues de prisión" que lo definió como una voz para quien lo necesitaba, pero fue robada del cantautor Gordon Jenkins y su tema 'Crescent City Blues' de 1953. Este caso de plagio fue solucionado fuera de la corte por una cantidad de 75 mil dólares en 1971.

-

Led Zeppelin


Quizás es la banda más descarada de toda la historia. Aunque su base de fans es de las más apasionadas de todo el mundo, han robado una cantidad impresionante de piezas de otros artistas. En primer lugar, partes de la canción 'Bring it on Home' de 1969 fue copiada del tema del mismo título interpretada por Sonny Boy Williamson y escrita por Willie Dixon. Después 'The Lemon Song' adaptaba elementos de 'Killing Floor' de Howlin' Wolf. El caso por estos dos temas fue arreglado fuera de la corte por una suma desconocida. No obstante, después 'Whole Lotta Love' contenía algunas letras que derivaban de 'You Need Love' de Willie Dixon. También se arregló fuera de la corte. Lo mismo sucedió con el caso de 'Boogie with Stu', que robó gran parte de 'Ooh! My Head' de Ritchie Valens. 


Siguiendo con su lista, 'Dazed and Confused' derivaba de la canción del mismo nombre de Jake Holmes. Aunque el caso no fue atendido por prejuicio en 2012, en una reedición de su álbum "Celebration Day" le atribuyen crédito a Holmes. Además, durante años muchos afirmaron que la introducción y los arpeggios de 'Stairway to Heaven' tienen parecido con la canción 'Taurus' de Spirit. No obstante, en la corte, el juez falló a favor de la banda este año. Existen otro par de casos que no han sido llevados a juicio por distintas razones, pero sin duda Led Zeppelin es una banda dedicada al plagio. 

-

Eric Clapton


Cuando en 1974 "mano lenta" Clapton lanzó su canción 'Give Me Strenght' se atribuyó todo el crédito pero el tema fue originalmente escrito en 1939 por la cantante de gospel Louise King Mathews. Lo triste de esta historia es que por falta de dinero, Mathews no pudo llevar el caso a tribunales para demandar por derechos de autor y jamás se le dieron regalías.


-

Oasis


El clásico tema 'Whatever' de esta banda inglesa fue acreditado a Noel Gallagher, pero una demanda logró añadirle el crédito al comediante Neil Innes por su parecido a la canción 'How Sweet to be an Idiot'. Además, también fueron demandados por 500 mil dólares por la banda "The New Seekers" que afirmaron que la canción 'Shakermaker' de Oasis tomó la melodía de 'I'd Like to Teach the World to Sing'. Un tercer caso que fue evitado: la canción 'Step Out', tuvo que ser retirada del álbum "(What's the Story) Morning Glory?", porque el coro era similar al del éxito de Stevie Wonder 'Uptight (Everything's Alright)' y el artista pedía 10 por ciento de regalías.

-

Beastie Boys


Aunque los sampleos son comúnes en el Hip-Hop, es necesario que el artista pida la licencia y el permiso para poder utilizarla en sus temas. Al parecer esto se le olvidó a Beastie Boys, porque fueron demandados en 2012 por sus canciones 'Hold It, Now Hit It' y 'The New Style' del álbum "Licensed to Ill" por tomar porciones de la canción 'Drop the Bomb' de Trouble Funk. Además, también tuvieron una demanda por 'Car Thief' y 'Say What?' de su álbum "Paul's Boutique" por usar el sonidos de la misma canción de Trouble Funk sin permiso.

-

Es justificable tomar elementos prestados y atribuirle crédito al creador. Mientras que en algunos casos también suena lógico que haya un error de memoria, en otros es más que obvio el descaro con el que algunos artistas tratan de pasar alguna canción como original. Es un problema que se ve en todo el mundo y no cualquiera puede pelear en la corte contra una disquera de millones de dólares.
Aunque los artistas conserven su éxito y continúen cantando alrededor del mundo, no les quitará nunca esa mancha de ladrones y amos del plagio. 









Referencias: