PUBLICIDAD

ARTE

10 obras para entender la pasión, los excesos y la muerte de Keith Haring

Nacimiento, muerte, guerra y sexualidad. Keith Haring se convirtió en un artista representativo de nuestros tiempos por su forma de plasmar la realidad.

Para algunos parece imposible analizar absolutamente toda la vida y obra de un artista en específico, ya que no poseemos la habilidad de entrar en la mente de alguien más para ver el mundo desde su perspectiva. No nos queda más que asumir hechos basados en nuestra mera observación. Esto puede causar conflicto en algunos talentos, puesto que prefieren evitar lo que piensa el mundo de su trabajo, para poder crear con más libertad y sin pensar en complacer a un público en específico.

Podemos tomar de forma rápida el ejemplo de David Foster Wallace, quien, por su forma de ver al mundo, consideraba absurdo que la gente admirara a las personas una forma casi santificada (como Kurt Cobain y el grunge). Cuando llegó la fama a Wallace, entró en un enorme conflicto, no se sentía cómodo siendo parte de ese mundo "exclusivo". Hizo análisis profundos del efecto de la pornografía en los individuos o sus ideas de que en algún momento ya no sentiremos placer por todas aquellas cosas que nos lo facilitan con la tecnología. A pesar de que podemos encontrarlos en sus obras, y eso nos deja entrever más o menos la mentalidad o el estado de la cabeza de Foster Wallace, no tenemos la certeza de cuáles eran precisamente sus pensamientos que, incluso, pudieron llevarlo al suicidio.




La mente de Keith Haring y sus intenciones reales pueden ser un misterio para fanáticos del arte. Sin embargo, Incluso aquellos que no reconocen el nombre pueden identificar algunos de sus trabajos, ya que sus obras fueron tan políticas que se volvieron parte del mainstream. Además, su uso de imágenes se convirtió en un lenguaje visual que se utilizó a finales del siglo XX y aún vemos en nuestros días.

PUBLICIDAD - SIGUE LEYENDO ABAJO

Las siguientes obras son de las más importantes del artista y nos cuentan un poco más sobre su historia. Pero, de nuevo recordemos, que es sólo una aproximación.

"Sin título" (1982)

Esta imagen que puede parecer básica y aparecer en varias obras que hizo más adelante en su carrera, es una representación del amor homosexual. Aunque es una obra muy simple a comparación del arte más complejo del pintor, marcó un momento, ya que era muy intrépido hacer una declaración de este tipo. En esta etapa de su carrera, Haring apenas comenzaba a abrirse camino en el mundo del arte. No sólo expresaba su misma preferencia sexual, sino que también abrió la caja de Pandora, que eventualmente desembocaría en un arte más complejo y posiblemente crudo.

PUBLICIDAD - SIGUE LEYENDO ABAJO

"Sin título" (1984)

Lo que vemos en este acrílico sobre papel es la apreciación de la forma humana en un estilo absolutamente brillante y crudo a la vez. El hombre toma su enorme miembro como si estuviera marcando un hecho. Aunque no parece ser un desnudo, también nos revela que Haring probaba de cierta forma su arte. Al limitarlo a simple papel "reduce" su importancia. Esta obra contemporánea comenzó un cambio radical en las posibilidades culturales, ya que representa a hombres naciendo de hombres, además de que hacía al espectador preguntarse sobre esta imagen, que si bien no parecía obscena, trataba de gritar algo. 

"Free South Africa" (1985) 

Como respuesta política hacia las condiciones del Apartheid de los ochenta en Sudáfrica, Haring desarrolló otra imagen simple que muestra a la figura negra mucho más grande que la blanca representando una ironía explícita. En esta obra podemos ver que en su arte las líneas y las pautas de movimiento son más relevantes, como si fueran pensamientos o una moción importante. Haring utilizaba elementos simples para que fueran comprendidos por el mayor público posible. El artista tenía conciencia política y buscaba que su trabajo ayudara en cierta forma a quien lo necesitara, o simplemente para aumentar el rango de gente informada. 

PUBLICIDAD - SIGUE LEYENDO ABAJO

"Sin título" (1985) 

Un elefante de papel maché pintado con acrílico es el ejemplo claro del detalle y pensamiento mágico de Haring. En todo el elefante podemos ver la figura negra de una persona (elemento tradicional). Existen distintas opiniones sobre lo que quiso decir el artista con ese trabajo. Algunos piensan que se refiere al control del hombre sobre los animales, o cómo nos trepamos de ello para no dejar de hacerlos sufrir nunca, mientras que otros explican que el color blanco del elefante representa la inocencia, el elefante la memoria y sus cuernos rojos el derramamiento de sangre y violencia. El paquidermo bien podría ser el mundo, o la visión de Haring de éste, pero lo más probable es que sea una representación o protesta por la situación de Sudáfrica que mencionamos previamente.

"Crack is Wack" (1986)

Este mural pintado en Harlem, Nueva York también usa los elementos clásicos del artista. Este mural de Haring destaca porque fue hecho de forma ilícita y porque reflejaba una problemática social en un lugar vulnerable. La frase que le da título a la obra se traduciría como "El crack apesta", sirve como un aviso y consejo para los locales. Las imágenes que estableció el artista se relacionan con la muerte y funciona como cualquier otra publicidad antidrogas, con la diferencia de que el arte va más allá que una simple divulgación. No es secreto que Harlem se convirtió en una zona desgastada por la pobreza y el consumo de drogas. Así que hacer un mural de este tipo, sin permiso y para dar un consejo, lo convierte en un movimiento absolutamente bello por parte del pintor.

PUBLICIDAD - SIGUE LEYENDO ABAJO

"Rebel With Many Causes" (1989)

Un rebelde con muchas causas. Parece describirse a sí mismo, pero representa lo contrario. Hace una crítica hacia aquella postura social que evita comentar ciertas problemáticas, especialmente aquella frase de "no escucho ningún mal, no veo ningún mal, no hablo ningún mal. Sus personajes cubriendo boca, oídos y labios parecen ser aquellos que no aceptaban que existía la crisis del SIDA a fines de los 80. Durante toda su carrera, Haring se dedicó a atraer atención a este tipo de conflictos, definiéndose no sólo como un artista, sino como un creativo con causa. 

"Sin título" (1989)

Esta pintura se separa un poco de los estilos tradicionales de Haring. El flujo y belleza que emana esta obra viene de sus influencias del arte aborigen de Australia o los Mandalas, también inserta elementos de los tag de grafitti. Vemos un mundo interconectado a través de formas y figuras que son similares, y a la vez únicas. Los personajes cargan una especie de herramienta lo que se sugiere que un individuo puede crear con los instrumentos adecuados. Esta obra se creó un año antes de la muerte del artista y en definitiva es una composición más compleja que cualquiera de sus previos trabajos. 

PUBLICIDAD - SIGUE LEYENDO ABAJO

"Sin título" (1984)

Haring, además de ser un activista social/artístico, también era un individuo con problemas. Enfrentándose a un mundo hostil siendo un creador homosexual, se encontró con discriminación y rechazo por medio de una sociedad que apenas y comenzaba a concientizarse. Las voces, actitudes y miles de pensamientos parecen estallar en un individuo que en vez de tener dos pezones tiene seis. Como si fuera más personas, parece ser un autoretrato de Haring o simplemente uno de cualquier otra persona con las mismas ideas. 

"The Ten Commandments" (1985)

La sexualidad individual sin duda era de los temas más importantes de Haring. En esta pintura representa el símbolo de la feminidad como un hombre huyendo o agitado. En el centro del círculo vemos una especie de representación del consumismo o de las ideas que como hombres son insertadas (a veces erróneamente). Sus problemas de identificación sexual también fueron manifiestos en otras obras.

PUBLICIDAD - SIGUE LEYENDO ABAJO

"Sin título 1 y 2" (para James Ensor) - (1989)

Al dedicarle esta obra al pintor belga que murió en 1949, no queda muy claro lo que buscó representar Haring. Probablemente la innegable influencia del artista que fue pionero del expresionismo y surrealismo, pero principalmente podrían significar una carta de agradecimiento. En este punto de su carrera, Haring ya sufría de SIDA y de otras complicaciones en su salud. Al representarse como un esqueleto que toma una llave, parece ser que encontró el significado de la existencia ya que a la vez orina un ramo de flores. La segunda imagen simplemente lo muestra tomando las flores a pesar de su insignificancia y quizá descubre que, aunque era una mierda el mundo, valió la pena vivir en él. (Éstas fueron sus últimas obras).

Un activista social, figura de la comunidad homosexual, crítico de los medios masivos de comunicación y un genio simplista. Aunque quizá sólo algunos lo conozcan, su arte ha influido dos generaciones de artistas sociales que también buscan expresar algo de una forma no conceptual. 

PUBLICIDAD - SIGUE LEYENDO ABAJO

Keith Haring se convirtió en una figura representativa por sus opiniones además de sus obras. Podemos ver a sus demonios y fantasmas acechando su obra así como lo hicieron con su cabeza. Pero como mencioné al principio, quizá nunca lo sabremos, ya que él es el único que tuvo la oportunidad de ser Keith Haring.

Te podría interesar: 

Por qué nos gustan las obras de arte que nos dan la espalda

PUBLICIDAD - SIGUE LEYENDO ABAJO

8 videos que tienes que ver para aprender historia del arte

Andy Warhol, Robert Longo y otros artistas que fueron directores de videos musicales

PUBLICIDAD - SIGUE LEYENDO ABAJO
Podría interesarte
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD