El artista que se encerró en una piedra para escuchar tus secretos más oscuros
Arte

El artista que se encerró en una piedra para escuchar tus secretos más oscuros

Avatar of Diego Cera

Por: Diego Cera

3 de marzo, 2017

Arte El artista que se encerró en una piedra para escuchar tus secretos más oscuros
Avatar of Diego Cera

Por: Diego Cera

3 de marzo, 2017



Dentro de cada persona existe todo un mundo por descubrir.

A través de su andar por el mundo, los seres humanos descubren que la verdadera materia de la que están hechos es la memoria. Su carácter y todo lo que son desde el momento en que nacen hasta el día de su muerte se forma a través de la experiencia y de la manera en que deciden manejar sus vidas, no basta con las diferencias físicas entre los individuos, la conexión que cada quien ha hecho con su propia existencia es lo que los convierte en seres únicos e irreemplazables en el Universo.

gente Abraham Poincheval

Ahora mismo hay miles de bebés naciendo, su llegada a la tierra significa la creación de un mundo completamente nuevo, inocente, dispuesto para ser moldeado por todo aquello que le rodee y lo que él mismo decida tomar como su entorno. En estos nuevos universos las cosas tomarán sentidos diferentes a los que otras personas les habían dado con anterioridad; es ahí donde nos damos cuenta de la fragilidad de nuestra realidad y de cómo ésta puede romperse cuando una nueva persona aparece en ella para dotarla de un nuevo significado.

Cuando el artista Abraham Poincheval decidió encerrarse dentro de una roca por una semana entera, lo hizo por una sola razón: conocer la historia de cada persona que se acercara a él. Su encierro se convertiría en un pequeño viaje a través de todos esos planetas que decidieran revelarse ante él. Cada individuo que quiera acercarse a la roca, podrá comunicarse con Abraham por medio de una pequeña rendija, no importa lo que la gente quiera contar, todo el que tenga algo que decir es bienvenido a acercarse.

espacio Abraham Poincheval

«La gente parece muy emocionada. Vienen y hablan a través de la grieta, me leen poesía o me cuentan sus sueños y pesadillas. No creo que piensen mucho en que me están hablando a mí sino a la roca.  Me siento muy contento de que la piedra haya logrado entrar en sus cabezas».


El espacio dentro de la roca es tan pequeño que apenas puede moldearse a la figura del artista, una vez cerrada sólo contará con un pequeño orificio para respirar y otro para hacer del baño; adentro no tiene otra cosa más que a sí mismo además de sopas, carne seca y agua para alimentarse.



Lejos de un encierro, la roca simboliza la posibilidad de construir una realidad completamente nueva a partir de todas las realidades que recibirá durante ocho días; el nuevo universo creado dentro de la roca tendrá incluso su propia medida de tiempo, pues, al no tener conciencia del pasar de los días, los ciclos de sueño de Poincheval se verán modificados.

«Estoy viajando en esta roca sin siquiera moverme, como un astronauta».

roca Abraham Poincheval

Poincheval juega constantemente con el sentido de la vida y la manera en que los seres humanos lo percibimos, si logra cumplir este desafío, su siguiente acto será sentarse sobre una docena de huevos para "empollarlos" hasta que de ellos emerjan doce pollitos que vivirán en casa de sus padres. Aunque es casi seguro que lo logre, pues ya se ha sometido a otros encierros (hace poco se mantuvo durante dos semanas encerrado dentro de uno oso disecado comiendo sólo lombrices y escarabajos) sin duda seguiremos escuchando su nombre acompañado de más excentricidades, por el momento sólo esperamos que pueda completar su ciclo dentro de la roca.

oso Abraham Poincheval

*
Fuentes:

Dazed Digital

La Vaguardia



Guardar

Referencias: