Muerte, asesinatos y suicidios en el arte

viernes, 6 de marzo de 2015 5:29

|Pilar


A continuación te presentamos una selección de algunas de las mejores obras dentro de la historia del arte sobre la muerte, asesinatos de la historia, ataques y suicidios:


L
a Muerte de Marat
Jacques-Louis David y Edvar
d Munch

Una de las obras más emblemáticas de Revolución Francesa es “La Muerte de Marat” (1793), pintada por Jacques-Louis David (1748-1825), artista clave dentro del movimiento del romanticismo. Marat fue un periodista revolucionario francés, famoso por su tono feroz, postura intransigente hacia los líderes e instituciones de la revolución, y por luchar en búsqueda los derechos humanos básicos de los más pobres de su sociedad. 

la muerte en el arte 1La Muerte de Marat, 1793, Jacques-Louis David 


Fue asesinado por Charlotte Corday, personaje importante dentro de la Revolución francesa, hija de un gentilhombre. Cuenta la historia, que Corday le había mandado varias cartas a Marat pidiéndole un encuentro para proporcionarle datos y nombres que le ayudarían en su causa:

“Le he escrito esta mañana, Marat; ¿ha recibido mi carta? No puedo creerlo, me niega su puerta. Espero que mañana me conceda una entrevista. Se lo repito, llego de Caen, tengo que revelarle secretos muy importantes para la salud de la República. Además se me persigue por la causa de la libertad. Soy desafortunada, basta que lo sea para tener derecho a su patriotismo” - Charlotte Corday 

Tras no recibir respuesta, Charlotte sorprendió a Marat mientras tomaba un baño, algo recurrente del escritor, ya que sufría una enfermedad en la piel que le obligaba a tomar baños constantemente, y lo asesinó en la vulnerabilidad de ese estado.

la muerte en el arteLa Muerte de Marat, 1907, por Edvard Munch 


Aunque en la obra original no aparece la asesina, y se retrata a la víctima en la postura en la que murió, Munch (1863-1944), expresionista, hizo una reinterpretación de la escena mucho más tétrica y sangrienta.

 


Figura con carne (Figure with meat), de Francis Bacon

 La obra de Francis Bacon (1909- 1992) se caracteriza por la deformación, por romper con la apariencia “real” de las figuras, manteniéndolas siempre protagonistas y generalmente aisladas. “Figure with meat” representa al papa Inocencio X. Es una de las 40 interpretaciones de la obra original de Diego Velázquez que haría el artista.

la muerte en el arte 2Inocencio X, 1650 por Diego Veláquez 

En la interpretación de Bacon, un papa casi translúcido, fantasmagórico pierde todo su porte mientras se rodea del esqueleto partido de una vaca, como si fueran alas mórbidas que recuerdan la fugacidad y putrefacción de la vida a modo de vanitas. La obra sitúa al papa en el ámbito de lo terrenal, de lo mortal; deja de ser este personaje de gloria casi intocable, riqueza y poder inmensurable, para recordarnos que hasta él es mortal. (Bacon era un ateo ferviente) “Todas esas Madonnas, todos esos papas. Bacon le quitó el corazón espiritual a la alta cultura y le atrevesó un cuchillo” – The Guardian

La muerte
Figura con carne, 1954 por Francis Bacon 

 
Dante y Virgilio en el infierno,  de William-Adolphe Bouguereau

El pintor francés William-Adolphe Bouguereau describe en esta obra la escena de la Divina Comedia de Dante, en la que Virgilio y el poeta entran al octavo círculo del infierno donde se encuentran los falsificadores. Mientras Dante y Virgilio observan en segundo plano, los tonos naranjas y rojos del fondo, contrastan con los cuerpos luminosos en el centro de la obra generando dramatismo y resaltando la mordida que Gianni Schicchi le da a Capocchio, el hereje alquimista.

la muerte en el arte 4Dante y Virgilio en el infierno, 1850

“Ellos se golpeaban no sólo con las manos. También con la cabeza, y con el pecho, y los pies. Rasguñándose entre sí con los dientes”.

 

Judith decapitando a Holofernes, de Artemisa Gentilsechi 

Esta obra retrata un tema recurrente en la historia del arte. Simboliza la muerte de la tiranía a manos de los oprimidos; en este caso, el vencedor el pueblo de Israel con la hazaña de Judith. Cuenta la leyenda, que Judith, una bella viuda judía, para salvar a su pueblo del ataque del general Holofernes, fue hasta su campamento, compartió banquete con él, lo embriagó y sedujo para después decapitarlo.

Obra que retrata no sólo a Judith cómo la heroína del pueblo, sino que además representa el poder de la mujer sobre el hombre, por lo que es de gran importancia dentro de las narrativas de la historia del arte. 

la muerte en el arteJudith decapitando a Holofernes, 1960


La obra de Artemisia Gentileschi (1593-1653) es una interpretación cruda y terrorífica del relato del Antiguo Testamento, donde poco queda a la imaginación. Judith, en este acto de salvación del pueblo de Israel, decapita a Holofernes sin titubeos.

 

El triunfo de la muerte, 1562, de Pieter Brueghel el Viejo

la muerte en el arte 7

El triunfo de la muerte es una obra macabra de Brueghel el Viejo (1525-1569) pintor flamenco que puede asociarse con algunas representaciones del juicio final. Esta obra flamenca, está llena de detalles y elementos, que aunque en primera instancia se vean como un todo, un acercamiento hace posible ver las diversas situaciones que componen la iconografía de la obra. La obra relata, como dice su nombre, el triunfo de la muerte. Un ejército de esqueletos, dentro de un paisaje apocalíptico de cielos rojos, ciudades quemadas y edificios destruidos, avanza matando a todos a su paso mientras deja pequeños mensajes a modo de vanitas; la fugacidad de la vida, la impotencia del hombre frente a la muerte, la inutilidad de las cosas materiales, de la música, de la comida, de la guerra frente a la certeza de la muerte.

 

https://img.culturacolectiva.com/content/2015/03/la-muerte-en-el-arte-4.png https://img.culturacolectiva.com/content/2015/03/la-muerte-en-el-arte-5.png https://img.culturacolectiva.com/content/2015/03/la-muerte-en-el-arte-6.png

 

Edouard Manet, “Suicidio” 1877

Después de haber hecho otras obras controversiales e impecables como “Olympia” (1863), o “El almuerzo sobre la hierba” (1863), Manet, uno de los grandes impresionistas, realizó una obra que en sí es controversial en temática: “Le Suicidé”.

la muerte en el arte 3

Un hombre acostado, con arma todavía en mano, desfallece tras haberse suicidado. La cama está llena de sangre, mientras la pared, lugar en el que debería haber salido proyectada la sangre por su postura, está limpia. Esto llena la obra de misterio y fue objeto de especulación por parte de los críticos, quienes además se preguntan la identidad del hombre, omitida por el artista.

 


Hans Holbein el Joven, “El Cristo muerto” (1521-1522)

El Cristo muerto es un tema recurrente dentro de la iconografía religiosa. En el caso de la reinterpretación de Holbein el Joven (1497-1543), se trata de una obra siniestra por el realismo excesivo de las heridas, de las llagas, del color del cuerpo en estado de descomposición y su estado rígido.

la muerte en el arte 5 

***

 REFERENCIA

REFERENCIAS:
Pilar

Pilar


  COMENTARIOS