Sólo necesitas una serie para conocer el horror de la adicción a las drogas
Cine

Sólo necesitas una serie para conocer el horror de la adicción a las drogas

Avatar of Alonso Martínez

Por: Alonso Martínez

18 de febrero, 2017

Cine Sólo necesitas una serie para conocer el horror de la adicción a las drogas
Avatar of Alonso Martínez

Por: Alonso Martínez

18 de febrero, 2017

 

A pesar de no sufrirla, parece que todos comprendemos lo que significa la drogadicción.

Cientos de libros han sido escritos al respecto, incontables historias recorren las calles de todo el mundo y la cultura popular se ha encargado de mostrarnos tanto las fantasías como las tragedias que conlleva esta dependencia. Las clásicas "Trainspotting" y "Requiem for a Dream" sintetizan a la perfección las razones por las que alguien puede caer en un círculo idiota: desde el mero placer hasta la necesidad de un escape, pero ambas muestran las horribles consecuencias: la conciencia se destruye y la necesidad por "otro poco" supera todo.

Pero ninguna de esas obras muestra el camino desde el inicio y presentan personas que caen en una adicción irresponsable.
"A Young Doctor's Notebook" es una excelente serie que añade ese elemento y le permite a la audiencia conocer cómo una vida digna y privilegiada puede destruirse con una simple aguja y un poco de morfina.

a young's doctor notebook radcliffe

Producida magníficamente por la BBC, la serie toma prestados elementos de una colección de cuentos escritos por Mikhail Bulgakov, autor ruso –también médico y dramaturgo– considerado de los más influyentes del siglo XX. El hombre retrataba en su obra los cambios sociales que sufría su país durante la revolución, la posterior creación de la Unión Soviética y su efecto permanente en millones de personas que quedaron sin identidad, vagando en un lugar donde el idealismo era el elemento más importante. La obra en la que el programa está basado habla sobre sus años como doctor y las decepciones que sufrió, incluso encontrando en las medicinas un lugar para descansar.

a young's doctor notebook jon

La serie lleva ese pensamiento deprimente y adictivo a otro nivel. Daniel Radcliffe y Jon Hamm interpretan al mismo personaje, Vladimir Bomgard, en distintos periodos de su vida. El mayor se enfrenta a un cuestionamiento de las autoridades soviéticas sobre su adicción a la morfina mientras recuerda al joven, quien es presentado como un recién egresado que comienza a trabajar en un hospital en medio de la nada, rodeado de nieve, donde no existe entretenimiento alguno. Ese pequeño lugar sintetiza el estado del país en un momento clave: está lleno de hilaridad involuntaria, confusión y un temor constante de que la vida se detendrá y no habrá nuevas emociones.

a young doctors notebook


Bomgard está decepcionado; es un estudiante de excelencia que termina enterrado en la nada, siempre a la sombra de su antecesor, sin una mujer cerca y lleno de un vacío que no llevará a nada. Así que al mirar la morfina –que al inicio servía sólo para calmar un dolor– decide que es la respuesta para tener al menos un escape del horror en el que está inmerso. El trabajo está situado hace 100 años pero parece más actual que nunca.

a young's doctor notebook morfina


Un hecho del que poco se habla es que Estados Unidos y Rusia están pasando por una de sus peores crisis desde la gran depresión: sus habitantes son parte de una de las epidemias más grandes de adicción a la heroína y –contrario a la creencia– no se encuentra principalmente en la clase baja, sino en la media alta (la predominante), cuyo estilo de vida fue puesto en riesgo después de la crisis económica del 2008.

Millones de personas educadas, con vidas comunes, eligen perderse en una fantasía química y no enfrentarse a la realidad (especialmente ahora con Trump en la presidencia).

a young's doctor notebook drogas


Bombgard –en sus dos versiones– representa esa dolencia. Sostiene un rencor hostil hacia su entorno. Recuerda un poco a las obras clásicas de Nietszche y los juegos de palabras de Dostoievski, pero explota la vulnerabilidad humana, su deseo de conexión, de sentirse deseado y respetado, y muestra que nada de eso es posible cuando la humanidad se encuentra en un hoyo despreciable y asqueroso en el que sólo hay deseos de escapar.
Lo peor: nadie está libre de sufrirlo.

a young's doctor notebook jon hamm


Aunque la serie habla sobre drogadicción, su punto principal es mostrar que todos están dispuestos a modificar el horror en el que viven y caer en fantasías para lograr sobrevivir. Lo miramos en las familias de clase baja que no arreglan su hogar pero compran un televisor de lujo o en los adolescentes que ocultan su inseguridad detrás del monitor de un teléfono y sus redes sociales. Cualquiera puede desarrollar su propia ilusión y negarse a aceptar al mundo, la tragedia ocurre cuando ir a ese lugar se convierte en un hecho permanente del que es imposible escapar.

a young's doctor notebook adiccion


"A Young Doctor's Notebook" dura sólo ocho episodios y en ese corto periodo logra sintetizar el sentimiento de angustia que aún vive en millones. Quizá no todos sufren de drogadicción, pero sí de una fantasía en la que viven; un escudo que los protege de un mundo hostil que causó una decepción desgarradora y agobiante en la sociedad.

Lo que duele no es mirar el sudor y los temblores de la necesidad que tiene el personaje cuando no tiene su droga, es presenciar el horror al que nos someteríamos si no tuviéramos nuestras propias ilusiones.




Referencias: