5 experiencias reales cercanas a la muerte que no te dejarán dormir

viernes, 8 de abril de 2016 6:42

|paola iridee


La muerte es algo que no debemos temer porque, mientras somos, la muerte no es y cuando la muerte es, nosotros no somos.
Antonio Machado 



blanco y negro

La voz que te guía, la luz al final del túnel, el reencuentro con los seres queridos que se fueron... todas esas son las cosas de las que se escucha hablar típicamente cuando se habla de experiencias cercanas a la muerte. Casi todas son sacadas de la imaginación de cada quien, como una respuesta a la interrogante eterna: ¿Qué pasa cuando morimos? O... ¿hay algo después de la muerte? 

Hay personas que, por alguna razón, han vivido la muerte valga la contradicción y han vuelto a este mundo para contarnos su experiencia. El inconsciente y el universo interno de cada quién siempre influenciarán la forma en la que se contempla la muerte, pero dejando eso de lado, te presentamos las siguientes historias de personas que comparten sus experiencias posteriores al último suspiro y que gracias a la intervención médica o presunta ayuda divina, volvieron para contar qué fue lo que vieron. 


Veronika-Ulrike Barthel

Veronika

Después de ser alcanzada por un rayo mientras manejaba un día de 1981, Veronika cuenta que fue transportada instantáneamente al infierno, donde fue escoltada por demonios hacia una enorme sala de espera en donde había serpientes en el piso para amedrentar a los que estaban ahí. Cuenta que las criaturas que vio ahí eran tan espeluznantes que no se comparaban con lo que se ve en las películas de horror; la gente era lanzada al interior de cuevas vigiladas por demonios y había quienes gritaban por el dolor tan grande que sentían al estar en el interior de lo que parecía un volcán.

Después de su terrorífica experiencia, Veronika recobró la consciencia en su auto, donde encontró sus manos quemadas pegadas al volante.  


-
 Colton Burpo

Colton
Colton era apenas un niño de cuatro años cuando tuvo que entrar al quirófano de emergencia para que le extirparan el apéndice. Afortunadamente, todo salió bien, pero le contó a sus padres que había conocido el paraíso, donde se encontró con Jesús, San Juan Bautista, familiares que habían fallecido antes de que el pequeño los pudiera conocer, incluyendo a una hermanita que su madre había perdido antes de tenerlo. También asegura haber conocido a Dios mismo, además de a un joven llamado "Pop", a quien más tarde identificó en una fotografía que había en su casa: Pop era su abuelo. 

Aunque parezca increíble, los padres fueron incapaces de no creerle, pues Colton no sólo les describió lo que vivió en el paraíso, sino lo que estaban haciendo en el hospital mientras lo operaban.


-
Don Piper

Don Piper
Mientras iba de manejando en un puente hacia una conferencia cristiana en 1989, Don sufrió un terrible accidente: un tráiler cruzó la línea central de la autopista y cayó justo en donde se encontraba él. Piper afirmó haber sido transportado al paraíso inmediatamente y se vio rodeado de todos sus seres queridos que ya se habían ido. Además, cuenta que la entrada al paraíso era un edificio magnífico, con las rejas hechas de madreperla y una luz proveniente del interior.

Luego, se encontró de nuevo en su carro después de que un pastor orara por él. Cuando estuvo en el hospital, le dijeron que había corrido con suerte, pues se había roto casi todos los huesos, pero no había sufrido traumas craneales. La impresión de Don fue tanta que escribió un libro titulado "90 minutos en el cielo".


-
 Bill Wiese

Bill Wiese
A diferencia de los anteriores, la experiencia de Bill no fue después de un terrible accidente, sino mientras dormía. A las 3 a.m. sintió que fue arrojado a las entrañas del infierno, donde fue atormentado por demonios de todo tipo y colocado en una celda con bestias que lo miraban como reptiles. El castigo que le dieron fue lanzarlo contra las paredes y sentir su carne desgarrarse por las garras de las bestias. Cuando despertó eran las 3:23, así que escribió un libro al que llamó "23 minutos en el infierno".


-
Crystal McVea

crystal
Esta mujer de Oklahoma estaba siendo atendida por una simple pancreatitis en 2009, cuando sufrió un paro respiratorio. En ese momento experimentó un pequeño viaje a lo que ella describe como el paraíso, en donde renovó su fe en Dios, al que describe como una luz inmensa que podía sentir, probar, tocar, oler y escuchar. Dice también que en el paraíso los sentidos dejan de ser sólo cinco y se expanden a 500. Su experiencia le impactó tanto, que también escribió un libro.


experiencias cercanas a la muerte


Estas historias son tan impactantes como el hecho mismo de la muerte: algo con lo que difícilmente aprendemos a lidiar los seres humanos.



***
Te puede interesar:

25 frases célebres que te harán reflexionar sobre la muerte 

Fotos que muestran lo que sucede después de la muerte 


***
Referencia:

List Verse 





TAGS: Muerte
REFERENCIAS:
paola iridee

paola iridee


  COMENTARIOS