Consejos para que disfrutes de los museos si los odias

Jueves, 12 de abril de 2018 16:11

|Beth Tg

Tanto museos como centros de ciencias forman una especie de caleidoscopio de conocimiento que está al alcance de todos.



“Conocer o no un museo, esa es la cuestión”, ni Hamlet de Shakespeare lo habría dicho mejor. ¿A cuántos de nosotros nos causa pavor la idea de acudir a un museo por una simple pregunta: "¿qué voy a hacer ahí?" Generalmente visitamos dichos espacios por motivos escolares; es decir, por ese profesor que en su afán de promover la cultura, realizaba una o dos visitas durante el curso. Pero una vez concluido el colegio, ¿cuál será el motivo para hacerlo?


De acuerdo con el último censo realizado en América Latina sobre las personas que visitan museos y centros de ciencia, menos del 3% de la población lo realiza de forma anual; esto partiendo de una población de 564 millones de personas, aproximadamente. En la actualidad, conocer museos y centros de ciencia, más que demostrar un nivel o status social, es una necesidad. Muchas de las personas piensan que el usuario de estos recintos son individuos con estudios profesionales o que sólo lo hacen para aparentar “conocimiento”.


Entonces surge un dato importante que nunca debemos olvidar: los museos son para todos. Tanto museos como centros de ciencias forman una especie de caleidoscopio donde, a través de diversos enfoques y objetivos específicos, se busca la divulgación de la tecnología, la ciencia y el arte. Pero el problema continúa: ¿cómo disfrutar de un museo si te aburren o te abruman?


A continuación, te daremos algunos tips para que disfrutes verdaderamente la experiencia.



consejos para disfrutar de los museos 1



1. Usa tus sentidos


Quizá sonará un tanto extraño lo siguiente, pero cuestiónate: ¿qué sabor tiene la obra?, ¿a qué huele?, ¿qué texturas percibes?, ¿te recuerda alguna melodía? Interpretar lo que vemos por medio de los sentidos es una forma de traducir el pensamiento y las ideas que tuvieron dichos autores en el momento en que realizaron dicho trabajo. Por otro lado, si bien es necesario conocer el contexto histórico en el que fue realizada la obra, lo más importante es la interpretación que tu harás de la misma.



consejos para disfrutar de los museos 2



2. Conéctalo con tu vida diaria


Como ya lo mencionamos, el artista que ejecutó la obra tuvo sus razones para hacerlo, esto con base en las ideas sociales, políticas y económicas que predominaron durante su vida —mismas que, claramente, serán completamente ajenas a las actuales. Lo anterior no significa que eso las vuelva “fósiles”, sino que tú deberás comparar su pasado y tu presente, observando las diferencias que tiene cada generación. También puede que te sientas conectado al instante con la obra y te recuerde un lugar, una persona o una experiencia; esto facilitará aún más que la obra signifique algo para ti, dándole una especie de identidad especial.



consejos para disfrutar de los museos 3



3. Imagina una historia


Vuélvete niño. Los pequeños tienen una capacidad de aprendizaje superior a la de los adultos, y cada cosa que realizan es un juego No lo ven a futuro, como la causa de no aprobar una materia o no obtener un empleo; para ellos se trata de crear todo un mundo en un instante y volverlo suyo, lo que les permite recordar y relacionar datos posteriormente. De igual forma, tú puedes generar una frase o un breve relato. Para entender mejor lo anterior pongamos un ejemplo: imagina que acudes a un museo de arte e historia, entras a la primera sala y observas un cuadro de un paisaje titulado “Los abismos del horizonte”; en ese instante te proyectas dentro de él, sientes cómo el aire golpea tu cara, percibes el entorno, piensas que quizá del otro lado de la montaña había niños jugando, sin importarles nada alrededor. Todo lo anterior hará que recuerdes dicha obra, puesto que tendrás en mente sensaciones y emociones como si fuesen de una experiencia vivida.


Es importante remarcar que el gusto por visitar los museos no aparecerá mágicamente. Nadie se acuesta un día y despierta al otro pensando: “oh, es un día perfecto para analizar las obras de Monet” —y si fuese así, sería un milagro en verdad. Sin embargo, te aseguro que dejarás de tener ese miedo respecto a estos espacios, y los convertirás incluso en sitios de relajación y escape casual que, además, te ayudarán a elevar tu conocimiento.


**


Si quieres saber más de museos, toma en cuenta estos 10 consejos para que disfrutes al máximo tu visita a cualquiera de ellos y conoce esta decena de museos que debes visitar durante tu próximo viaje a Madrid.



Beth Tg

Beth Tg


Colaborador
  COMENTARIOS