Cam Girls 1.0: el proyecto que pretende normalizar el desnudo femenino y el porno a través del arte

martes, 18 de abril de 2017 9:19

|Rodrigo Ayala



Fusionar el cuerpo con el arte pictórico clásico es una de las últimas fantasías de jóvenes mujeres amantes de las selfies y las redes sociales. Atrás han quedado las fotografías enmarcadas por una simple habitación de un cuarto de hotel o el jardín de su casa: ahora es posible colocarse en un contexto renacentista, con el aspecto de una Venus y lucir mucho más sofisticada. Es una forma diferente de mostrar el cuerpo que ya no sólo se limita a presentarlo tal cual, sino a estilizarlo, a adaptarlo a otro contexto y presentarlo con el lujo de una obra de arte como complemento.

proyecto camgirls uno

Vanessa Omoregie es la creadora de Cam Girls 1.0, una plataforma digital que se define como un “proyecto interactivo y colaborativo para las Venus modernas”. El proyecto persigue el ideal de hacer del desnudo una práctica abierta y verlo como un medio de autoexpresión de la belleza corporal. Omoregie afirma: “Hay cientos de viejas pinturas en los museos y galerías que la gente pone en alta consideración, por lo que sólo quería explorar esa tensión. El proyecto comenzó en Tumblr con esta comunidad de chicas y mujeres que les gusta tomar selfies y expresarse en Internet, y era un espacio para celebrar sus cuerpos y no para burlarse de ellos”.

proyecto camgirls dos

proyecto camgirls seis

En la era digital, las mujeres se han convertido en sus propias musas. Ellas deciden cuándo y de qué manera posan ante la lente de su propia cámara. En ese sentido, son modelos que no necesitan ser descubiertas por un artista, ellas tienen la voluntad de hallar una parte de sí mismas digna de resaltar y no tienen reparos en exhibirla de manera parcial o total. El acierto de esta práctica es tan discutible como cualquier conversación sobre arte.

proyecto camgirls tres

Vanessa Omoregie sabe las ideas y prejuicios que enfrentaría en la época contemporánea. La idea del proyecto nació por las selfies que ella misma se sacaba y montaba sobre pinturas clásicas en una especie de collage. Pronto, algunas de sus amigas se sumaron al proyecto y después las siguieron un nutrido grupo de desconocidas. Así es como se formó esta comunidad de nuevas modelos que optaban por hacer un tributo a sus cuerpos y una reinterpretación del arte.

Jugar con la imaginación es también uno de los grandes atractivos de esta iniciativa que arrancó en 2013. Con la simple instrucción de “copia esta pose”, las mujeres dan rienda suelta a la reinterpretación de su cuerpo a través de uno ficticio. Este juego de erotismo digital seduce a las chicas a convertirse en obras vivientes. ¿Qué pensarían los artistas originales sobre esta “mutilación” de sus obras? ¿Hasta qué punto es correcto hacer una modificación tan drástica de una serie de pinturas que han pasado a la historia? 

proyecto camgirls cuatro

proyecto camgirls siete

Cam Girls persigue la creación de una comunidad seria tanto de espectadores como de modelos. La accesibilidad que ofrece Internet y los bajos costos para cualquiera que quiera exponer su obra, fueron los motivos para que Vanessa Omoregie echara a andar este proyecto: “El arte es tan caro, incluso la compra de pinturas, materiales y espacio de estudio... Internet es un gran espacio para alguien como yo que quiere hacer arte y tiene un montón de ideas, pero no dónde ponerlas”.

proyecto camgirls cinco

Actualmente basta una computadora y acceso a Internet para alcanzar el éxito con el proyecto artístico que cada quien desee: los escritores publican relatos y novelas en blogs, los músicos suben música a la red y la distribuyen por esa vía, los fotógrafos dan a conocer su obra en plataformas digitales, Vanessa Omoregie ha creado un museo virtual donde nadie necesita ser una profesional para dar a conocer su cuerpo y ningún artista reclama derechos de autor por usar su obra. Es así como el arte encuentra otra forma de manifestarse y el desnudo se hace legítimo sin temor a caer en lo pornográfico.

El proyecto ha crecido tanto que en marzo de este año comenzó la segunda parte: Cam Girls 2.0. Su impulsora y creadora, Vanessa Omoregie, es estudiante de moda y colaboradora de Bunny Project. Conoce más sobre ella aquí.  

-

¿Cómo distinguir lo que es arte y lo que no? Aprende la forma de hacerlo como un experto. Disfruta estas ilustraciones del cuerpo femenino que te enseñarán todas sus zonas erógenas.

-

Fuentes: The 405, CamGirls Project, Playground Magazine

TAGS: adulto
REFERENCIAS:
Rodrigo Ayala

Rodrigo Ayala


  COMENTARIOS