Diseño

Museo del Desierto en Coahuila

Diseño Museo del Desierto en Coahuila

 

Los desiertos ocupan el 34% de la superficie terrestre. En México abarcan entre el 50% y 60% del territorio y están habitados por una gran diversidad de plantas y animales.

 

 

El territorio de Coahuila se ubica dentro de la vasta área del desierto chihuahuense, el más grande de Norteamérica, cuya historia de aridez actual se remonta a los últimos 12 mil años.

 

 

Localizado dentro del municipio de Saltillo en el estado de Coahuila de Zaragoza, se encuentra el Museo del Desierto que reúne la paleontología, biología, geología, antropología e historia para conocer a fondo el ecosistema del desierto. 

 

 

El museo cuenta con cuatro pabellones que muestran las características principales del desierto, su geología, fauna, flora; además de presentar la colección de fósiles de dinosaurios más grande de México.

 

 

El primer pabellón: “El Desierto y su pasado”, exhibe las diversas eras geológicas y es en este espacio donde se pueden apreciar los fósiles de un tiranosaurio Rex, un hadrosaurio y un quetzalcoatlus, cuyos restos fueron encontrados en el área de Coahuila.

 

 

“El Hombre y el Desierto” es el nombre del segundo pabellón; aquí se encuentran todas las costumbres y rituales de los grupos nómadas que habitaron el desierto 12 mil años atrás. En este pabellón se observan varias pinturas rupestres de los antiguos habitantes del noreste de México.

 

 

El tercer pabellón: “Evolución y Biodiversidad”, muestra la variedad de mamíferos que habitan las zonas desérticas de Coahuila además de aquellos animales que se extinguieron a causa del clima desértico.

 

 

El cuarto pabellón: “Laboratorio de la Vida”, muestra una recreación del Coahuila de hace mas de 70 millones de años, donde había un clima muy diferente al de ahora, más tropical que desértico.

 

 

En un espacio aparte se encuentra un jardín botánico, “Ecosistemas del Desierto Chihuahuense”, donde se observa la variedad de cactus y especies desérticas de Coahuila. En este jardín se pueden adquirir pequeños cactus a un precio muy accesible.

 

 

Los jardines del museo gozan de una vegetación propia del sitio, se pueden observar cactus, cenizos, nopales, yucas, agaves, entre otros más. Esta vegetación es nativa y por sus características son plantas de bajo consumo de agua resistentes a las altas temperaturas. El diseño natural de estas plantas les ayuda a captar y almacenar la mayor cantidad de agua de lluvia, la cual es escasa a lo largo del año. 

 

 

Además de la vegetación nativa hay algunos animales endémicos que se encuentran en el museo, como el oso negro, perrito de la pradera y el borrego cimarrón. 

 

El Museo del Desierto es un excelente lugar donde puedes conocer la enorme riqueza que los desiertos de México tienen para ofrecer. Con bellos paisajes naturales y unas vistas muy favorables hacia distintos puntos de la ciudad de Saltillo, el Museo del Desierto es un lugar que vale la pena visitar en familia. 

 

http://www.facebook.com/HumanoAmarillo

 


Referencias: